Secciones
Pasa

Atlético Tucumán y otros equipos que jugaron con los colores cambiados

Transpiraron la camiseta. Atlético Tucumán jugó el primer partido de visitante de su historia en un torneo internacional, pero no todo fue alegría: a pesar de que le ganaron a El Nacional por 1 a 0, por la vuelta de la Copa Libertadores, el traslado hasta la cancha fue más difícil de lo que pensaban.


Atlético Tucumán ganó en Ecuador con la camiseta de la selección Argentina.

El "Decano" viajó a Ecuador y enfrentó a los ecuatorianos, equipo con el que había igualado 2 a 2 en la ida por la tercera fase de la Copa Libertadores. A pesar de que ganó el partido de vuelta, aún no se sabe si clasificaron a la próxima fase.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

¿Por qué? Como jugar en los más de 2800 metros de altura que tiene Quito siempre es un problema, los dirigentes del equipo del norte pensaron todo el recorrido para que los jugadores se adapten bien al país cafetero, pero fue un "arma de doble filo"

En el itinerario de viaje, los responsables tenían planeado salir el fin de semana de Tucumán y llegar a la ciudad ecuatoriana de Guayaquil, donde se iban a instalar unos días para ir acomodándose a los cambios. Hasta acá, todo les salió bien, pero un "cambio" en el segundo tramos del itinerario casi les termina arruinando el sueño de jugar el partido de vuelta.

El equipo tucumano sufrió una demora de 3 horas en el aeropuerto de Guayaquil porque las autoridades del aeropuerto impidieron la partida del chárter de la empresa Mineral Airways (origen chileno) por no tener los papeles correspondientes.

Al enterarse de este problema con la aerolínea, todo fue desesperación. Jugadores, dirigentes y parte del cuerpo técnico imitaron una escena de la película Mi Pobre Angelito: justo esa parte en la que la familia McCallister está en el aeropuerto y se da cuenta de que su hijo Kevin no está en el avión. Hubo corridas, insultos y desesperación.

El partido estaba pautado para las 21.15 horas. Ya era tarde y los 30 minutos que se tarda de Guayaquil a Quito se hacían eternos. Tras varios minutos de desesperación, los directivos de Atlético Tucumán contrataron un vuelo de Latam y pudieron salir hacia el destino. Faltaban 40 minutos para que empiece el encuentro.

Mientras el equipo argentino vivía una odisea, en el estadio Atahualpa de Quito los jugadores ecuatorianos no paraban de calentar. El avión de los tucumanos aterrizó  21:30 en el aeropuerto, 15 minutos más tarde del comienzo del partido. En la cancha los directivos ecuatorianos ya estaban enojados y aseguraban que iban a jugar el partido pero que luego iban a presentar un escrito para que clasifiquen directamente por la tardanza de los argentinos (lo cual está autorizado a hacer).

Los jugadores en el vestuario.

Los jugadores subieron al micro y fueron hasta el estadio. Llegaron a la cancha a las 22.10, casi una hora después del horario que estaba estipulado el partido. En el reglamento se permite llegar hasta 45 minutos tarde, luego el equipo contrario no tiene la necesidad de esperar. A pesar de esto, los ecuatorianos esperaron, tal vez no se imaginaban que esto les iba a jugar en contra.

Los futbolistas del equipo argentino no sólo estaban presionados: entraron a la cancha sin calentar y con la indumentaria del seleccionado argentino, dado que la ropa del "Decano" había quedado en el avión. Por este motivo, los dirigentes le tuvieron que pedir las camisetas, los shorts y hasta los botines al Sub 20, que está en Ecuador jugando el Sudamericano.

Toda la situación ya era algo insólito, pero esto no terminó ahí: los tucumanos hicieron historia y ganaron 1 a 0 con gol de Fernando Zampedri, lo que -teóricamente- los clasificó a la próxima fase.

A pesar de la alegría, ahora todo es incertidumbre: los ecuatorianos pueden presentar un escrito por la tardanza de Atlético Tucumán y la CONMEBOL podría descalificar al equipo del norte.

Aunque fue todo una odisea, Atlético Tucumán hizo historia: no sólo ganó en el exterior por primera vez en su historia, sino que también se clasificó -por ahora- a la próxima fase de la Copa Libertadores (la cual disputa por primera vez en su historia).

Salieron a la cancha después de un viaje en avión, con presión, sin calentar y hasta con botines que, a muchos, les apretaban los dedos del pie. Una situación que muchos jugadores que juegan en equipos que "tienen todo" deberían aplaudir. Imitar esa pasión y garra.

Equipos con otras camisetas

Atlético Nacional no es el único equipo que jugó con otra camiseta. En la historia del fútbol hay muchos planteles que tuvieron que "defender los colores", con otros colores.

  • Francia

La selección francesa disputó un partido del mundial Argentina 1878 con la camiseta del Club Atlético Kimberley de Mar del Plata. Los europeos se enfrentaron a Hungría en el estadio José María Minella de la ciudad balnearia. 

Francia vistió la de Kimberley.

Ambos equipos se presentaron con las camisetas suplentes (las dos blancas) y por esta razón los franceses tuvieron que ponerse la de Kimberley. Los marplatenses, chochos: Michel Platini utilizó su camiseta.

  • Boca

El equipo xeneize disputó la Copa Libertadores de 1963 con la camiseta del Milan de Italia. Fue ante Universidad de Chile.

Antonio Ubaldo Rattín con la camiseta del Milan.
  • Universitario de Sucre

El equipo boliviano jugó ante Oriente Petrolero con una camiseta que no tenía su escudo, ni sus colores. Se puso la del equipo alemán VfB Stuttgart porque ambas camisetas eran muy parecidas y tenían que cambiárselas ¿la solución? ponerse la de otro equipo.

En bolivia también pasó.
  • Brasil
Los brasileños jugaron con la de Boca.

La selección brasileña jugó ante Chile por la Copa América de 1937 con la camiseta de Boca.

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!

Comentarios