Secciones
Fiesta olímpica

Obrigado Río, sayonara Tokyo: los Juegos se despiden hasta el 2020

Fueron 16 días inolvidables, plenos de emociones. Por eso, la despedida de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro bien valían una ceremonia acorde.


En el mítico Maracaná, que ayer vibró con la consagración de la selección brasilera de fútbol obteniendo el único título internacional que le faltaba, hubo shows artísticos y el tradicional desfile de las delegaciones antes de que se apagara el pebetero.

El desfile de las 207 delegaciones. 
¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Al igual que en la apertura, los organizadores apostaron a mostrarle al mundo los colores y ritmos de la cultura brasileña.

Una serie de coreografías en las cuales los artistas formaron paisajes icónicos de Río de Janeiro como el Pan de Azúcar, el Cristo Redentor y los Arcos de Lapa mientras sonaba la música del grupo Barbatuke, dieron el puntapié inicial a la gran fiesta.

La ceremonia apostó a mostrar los colores y ritmos de la cultura brasilera. 

Enseguida llegó el turno de artistas reconocidos de la escena brasilera como Pixinguinha, Braguinha y Noel Rosa, para luego dar paso al himno brasilero, interpretado en esta ocasión por una banda de percusión y un coro de 27 niños, que representaron a los 26 estados y al Distrito Federal del país.

Más tarde llegó el desfile de los abanderados de las 207 delegaciones, que se pasearon al ritmo de la música de los DJ's locales. La fila fue encabezada por el abanderado local, seguido por la bandera olímpica, que representa a los atletas refugiados.

Río 2016 se despidió después de 16 días inolvidables. 

Nuestra Paula Pareto, ganadora de la primera medalla de oro para la Argentina en estos Juegos, fue la encargada de llevar la bandera argentina.

La "Peque" Pareto, la abanderada argentina. 

A la fiesta no concurrió el presidente interino, Michel Temer, quien había sido abucheado en la ceremonia de apertura.

El presidente Michel Temer no estuvo presente. 

Sí, en cambio, estuvieron presentes mandatarios de otros países, como los de Bulgaria y Finlandia, así también como así también los reyes de Suecia y el primer ministro japonés, Shinzo Abe, representante que marcará el inicio del camino hacia los Juegos de Tokio 2020.

Otra de las ausencias destacadas fue la de Pelé, quien tampoco concurrió a la inauguración por complicaciones de salud.

O Rei Pelé, otra de las grandes ausencias.

Pese a que se había dicho que O Rei era uno de los candidatos a encender el pebetero y uno de los mayores impulsores de la realización de los Juegos en Río, el ex futbolista no se hizo presente en el comienzo del evento y tampoco estuvo en el cierre.

El que sí estuvo para la despedida fue Neymar, la gran figura del fútbol brasileño.

Quien sí estuvo fue Neymar, el delantero del Barcelona que le dio a su selección la primera medalla de oro en el fútbol masculino de su historia.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!