Secciones
Crisis alimentaria

Los pobres pueden comprar cada vez menos alimentos con la AUH

El presidente Mauricio Macri aceptó que "la pobreza es altísima". La ministra de Desarrollo Social, Carolina Stanley, reconoció que le "duele" que 2,7 millones de argentinos sean indigentes y que 10,3 millones sean pobres. Sin embargo, ambos coincidieron en estar trabajando en el "camino correcto".


El Gobierno aún espera que la "lluvia de inversiones" genere trabajo de calidad, pero hasta ahora, la devaluación de diciembre de 2015 combinada con la inflación de 2016 provocó una fuerte pérdida del poder adquisitivo de la Asignación Universal por Hijo (AUH) con la que los sectores vulnerables cuenta para comprar alimentos.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

De hecho, la AUH perdió 15% de capacidad de compra en el primer año de gobierno de Cambiemos, según calculó para BigBang el director del Centro de Economía Política Argentina (CEPA), Hernán Letcher, para quien la aparición de estuvo directamente relacionado con dos variables.

El economista Letcher calculó que la AUH perdió 15% de poder adquisitivo.

El último informe del Observatorio de la Deuda Social (ODS), que elabora la Universidad Católica Argentina (UCA), advirtió ayer que la cantidad de personas por debajo de la línea de indigencia pasó del 5,4% del cuarto trimestre del 2015 al 6,9%  del tercer trimestre del 2016 como consecuencia del ajuste del Gobierno.

Para el economista, concejal kirchnerista de San Martín, la explosión de la indigencia se debió a que el aumento de la canasta básica de alimentos fue mayor que la variación general de precios que a su vez fue mayor que la suba promedio de los ingresos de ese sector vulnerable.

La indigencia es no poder comprar la canasta de alimentos capaz de satisfacer un umbral mínimo de necesidades energéticas y proteícas. Según el ODS-UCAlos más chicos sufrieron más que los más grandes: de bebé a 14 años (11,6%); de 15 a 29 años (8,7%); de 30 a 59 años (5,0%); y de 60 años en adelante (1,2%).

600.000 nuevos indigentes, según la UCA.

El reciente dato de ODS-UCA sobre indigencia, además, es el peor de los últimos siete años. Es que la cantidad de indigentes se había reducido: 2010 (6,4%); 2011 (6,1%); 2012 (5,7%); 2013 (5,4%); 2014 (6,4%); 2015 (5,4%); y 2016 (6,9%). El primer año de Macri fue parecido al anteúltimo de Cristina: mucha devaluación, inflación e indigencia.

La pobreza, en cambio, aumentó en los últimos siete años: 2010 (28,2%); 2011 (24,7%); 2012 (26,2%); 2013 (27,4%); 2014 (28,7%); 2015 (29,0%); y 2016 (32,9%). De esta manera, el Estado es incapaz de contrarrestar la pobreza de ingresos a través de la AUH. Ese plan asistencial hasta ahora sólo era útil para combatir la indigencia. Ya no más.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!