Secciones
Gran hermano

¡A los gritos y semidesnudo! El feroz cruce entre Alfa y Romina: "Me tiene podrido"

El comerciante y la ex diputada ya no son aliados dentro de la casa. 

La casa de Gran Hermano revivió o, al menos, sufrió una suerte de reinicio luego de que la producción decidiera la reincorporación de algunos de los concursantes que ya habían sido eliminados, la expulsión de otros y la incorporación de caras nuevas para, de alguna manera, despertar el interés que los espectadores habían ido perdiendo después de más de dos meses de iniciado el reality.

 

Pero esa especie de "reboot" dentro de la casa más famosa del país no solo afecto al público, que se ve más animado, sino a los concursantes que compiten el premio final de los 15 millones de pesos más una casa .Y es que algunos vínculos comenzaron a debilitarse hasta el punto de romperse y otros, a su vez, se fortalecieron hasta el punto de mostrarse inquebrantables.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Este es el ejemplo claro de Walter Alfa Santiago, que cada vez se siente más solo en el hogar, y Romina Urtigh, los cuales hasta hace poco parecían aliados hasta el final pero que, gracias a algunos cruces entre ambos y a la espontánea de Coti, terminó debilitándose hasta el punto de haber llegado a su fin. El desgaste entre Alfa y la ex diputada comenzó cuando ella acusó al sexagenario de “degenerado”.

Furioso,  el comerciante de 60 años se retiró ofendido al jardín de la casa. “Voy a decir algo que sabés que… Mirá, degenerado”, le dijo Romina a Alfa. “No, la verdad es que ahí no me gusta. Se pasan de tema, andá a cagar”, le contestó él antes de irse de la escena. En tanto que Agustín y Marcos le recriminaron sus palabras a Romina pero ella se defendió y contraatacó: “Él vive haciendo bromas a todo el mundo. Que se deje de joder. Qué ganas de romper las pelotas”.

Cabe remarcar que Alfa tiene un polémico historias de actitudes desubicadas dentro de la casa. De hecho, recibió una sanción por sus dichos fuera de lugar contra Coti. “Mirá Cotita, 10 de circunferencia. Un desodorante”, dijo el participante, mientras ella estaba acostada con el Conejo en la cama. Más tarde, Maxi terminó amenazando al sexagenario de agarrarlo a trompadas, lo que motivó que Alfa le diga la dirección de su casa y le manifieste que lo esperaba para eso a la salida del show.

Aquella pelea comenzó cuando el mayor de la casa confesó que él le había hecho a Juan Reverdito y a Agustín Guardis, las mismas jugadas que le hacían ellos. "Ay, Alfa. ¿Ahora te la jugás de que era el juego y no te enojás? No seas hipócrita, te mentís vos solo. Dale, hermano. Me lo contás como si yo viniese de afuera, si yo lo vi todo. Ahora sos el canchero que le jugaste...", disparó Maxi. "A mí de hipócrita no me trates", había respondido Alfa.

Luego de que ambos se trataran de "cagón", Alfa invitó a pelear a Maxi. Le dijo "me chupa un huevo, vení a buscarme afuera", mientras salía al patio. "Obvio que te voy a buscar. Quedate tranquilo que lo hago", confirmó Maxi. Lo que generó que Alfa se cuide de las amenazas y advierta que si le pasa algo a él o a sus cosas, tendrá este testimonio a su favor. La pelea debilitó mucho al cordobés, quien este jueves abandonará la casa por decisión propia. 

Lo cierto es que Alfa volvió a protagonizar una nueva pelea dentro de la casa. Y una vez más con Romina. Alfa estaba dándose una ducha y la ex funcionaria, que recién se había levantado, fue a golpearle la puerta del baño con violencia para poder usarlo. Cuando Alfa finalmente abrió la puerta, no pararon de gritarse cosas entre los dos. “Me tiene podrido, se cree la dueña de la casa, de la cocina", le confesó alfa minutos después a Camila.

Y sentenció: “Acá la gente es demasiado falsa y muy jodida. No puede ser la escena que me hace hoy esta piba. No me habla y no me saluda porque yo me estoy bañando y no le abro la puerta. Hay cosas que no admito y no puedo admitir. Yo no hago eso. El día anterior, ella se estaba bañando, yo le toqué la puerta para hacer pis y tuve que esperar a que se secara, que saliera. No le dije nada. ¿Por qué me tengo que bancar que me grite a la mañana como una marrana? Y cuando le voy a hablar siempre es cocorita. ‘Callate, salí’. Chau, andá a cagar. Así de simple. No es nadie en mi vida para que tenga que bancarme su griterío”. ¿Qué le pasa a Alfa?

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!