Secciones
Gran hermano

"No te enfocan en pelotas": Juliana rompió las reglas, filtró información de afuera y fue sancionada

La santafesina recibió un castigo ejemplar.

Tras el repechaje donde jugadores de Gran Hermano 2022 eligieron a alguien eliminado para reingresar a la casa más famosa del país, Juliana Díaz volvió al juego y tuvo un feliz reencuentro con su pareja, Maximiliano Giudici, luego de estar varias semanas afuera. Las condiciones de su reingreso contaban con una sola consigna que se desprendía del reglamento del reality show: no decir nada del afuera a los demás jugadores y jugadoras.

Y aunque la tarea parezca simple, no fue nada fácil para la nacida en Venado Tuerto, quien en menos de 24 horas rompió tantas veces ese acuerdo que la producción del programa decidió aplicar una sanción ejemplar triple. Ahora Juliana no podrá participar de la próxima prueba semanal de liderazgo, y tampoco podrá votar en la próxima gala de nominación, que no es ésta semana sino la otra, en la cual quedará automáticamente nominada.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Y si la triple sanción parece severa, las infinitas veces que contó cosas que no debía la santafesina invitan a pensar que la producción fue más bien benevolente con ella, porque sus deslices no tuvieron fin. Ni bien ingresó a la casa, tuvo un abrazo con todos los demás jugadores. Cuando llegó el turno de Juan Ignacio "Nacho" Castañares Puente, ella le susurró al oído: "Morita (Jabornisky) dice que te ama y que te extraña".

Luego no paró de contarle a su novio detalles acerca de cómo había sido la votación que terminó con ella de vuelta en la casa, haciendo hincapié en las reacciones de Constanza "Coti" Romero tras ver que la situación estaba empatada entre ella y Daniela Celis, la principal traicionada en la jugada que la correntina hizo con la nominación espontánea donde puso en placa a ella y a Julieta Poggio.

Sobre esa maniobra, Juliana le contó a su pareja que se paró y la aplaudió a la rubia. Aunque luego le aclaró a Camila Lattanzio que "eran todos" los que hacían ese tipo de tejes y manejes de mal gusto.

"Pluto es 24 / 7. Literal", le comentó a la chica nueva, quien se arrepintió de haberse bañado desnuda. "No, igual yo por ejemplo también me suelo bañar desnuda o a veces en bombacha y después me la saco para lavarla, que es la misma miércoles, pero no te enfocan en pelotas",  detalló Díaz.

Sobre cómo funcionaba el servicio de streaming que transmite durante las 24 horas el reality, también quiso saber Julieta, la creadora del #FueraMalasVibras, quien le preguntó cómo era y si se podía seleccionar las cámaras, una duda que demuestra el desconocimiento del afuera que Juliana rompió con sus filtraciones.

Es que ella le contestó la verdad, que no se podía cambiar las cámaras. Y si bien no ahondó en los sucesivos cortes que tiene para guardar material para las galas, rompió una ilusión que inevitablemente condicionaba a Poggio en sus días dentro del programa. Esta situación fue tan evidente que el mismísimo Maxi le preguntó "¿podés decir eso?", a lo que la reingresada le contestó: "No sé, calculo que sí,

Una sola cosa tenías que hacer, Juliana. Ahora se verá cómo le cayeron al público estas filtraciones que son tan malas para el programa como las pelotitas o los gritos y los mensajes de los fanáticos y las fanáticas del show, que intentan cambiar las cosas desde afuera.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!