Secciones
Mundo

Cáncer, Parkinson y trastorno esquizoafectivo: en Ucrania aseguran que Putin sufre varias enfermedades

Un medio opositor ruso aseguró que el presidente ruso tiene cáncer de tiroides.

Mientras que el canciller alemán, Olaf Scholz y el presidente ruso, Vladimir Putin, mantuvieron una charla por teléfono en la que abordaron las diversas consecuencias de la guerra en Ucrania, en especial la crisis humanitaria y la tensión en el suministro mundial de alimentos provocadas por el conflicto, el jefe de la inteligencia militar de Ucrania afirmó este viernes, en una entrevista, que Putin está gravemente enfermo de cáncer.

Además, sostuvo que en Rusia ya está en marcha un golpe de Estado para destituirlo. “Podemos confirmar que Putin está en muy malas condiciones psicológicas y físicas. Está muy enfermo. Padece varias enfermedades al mismo tiempo, una de ellas es el cáncer”, dijo el general de división Kyrylo Budanov en diálogo con la cadena británica Sky News.

Cabe remarcar que en abril de este año, se había dado a conocer que el mandatario ruso estaba obligado a ceder el control de la ofensiva en Ucrania “durante algunos días”, ya que, según se informó, se iba a someter a una operación por cáncer. Estas impactantes afirmaciones habían sido difundidas por el canal de Telegram General SVR, que dice tener una fuente bien situada en el Kremlin. 

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

 

De hecho, el Daily Mail recordó que hace más 18 meses, General SVR informó que Putin tenía cáncer abdominal y Parkinson. “La operación estaba prevista para la segunda quincena de abril, pero se retrasó”, según SVR. “El presidente ruso Vladimir Putin padece una enfermedad oncológica y los últimos problemas identificados durante (su último) examen están asociados a esta enfermedad’, agregó.

Durante el desfile de militares por el 9 de mayo –la celebración de la victoria soviética contra los nazis en la Segunda Guerra Mundial– la salud de Putin estuvo en boca de todos, ya que no solo se lo vio físicamente distinto, sino que además se vio al mandatario cubriendo sus piernas con una manta a diferencia del resto de los veteranos de guerra. Estas especulaciones se sumaron a distintos videos difundidos por medios ucranianos.

En uno se lo puede ver agarrado a una mesa durante una reunión, en otro se distingue un leve temblor en uno de sus brazos. Una investigación de un medio opositor ruso que analizó las visitas médicas del presidente aseguró que éste padece cáncer de tiroides. El medio afirma que también sufre de “la enfermedad de Parkinson y el trastorno esquizoafectivo, que conlleva síntomas como alucinaciones”.

 

Durante la entrevista, Budanov aseguró que la guerra contra Rusia “va tan bien que alcanzará un punto de inflexión a mediados de agosto y terminará a finales de año". "Soy optimista. El punto de ruptura será en la segunda parte de agosto. La mayoría de las acciones de combate activas habrán terminado a finales de este año. Como resultado, renovaremos el poder ucraniano en todos nuestros territorios que hemos perdido, incluyendo Donbass y Crimea”, dijo.

Según Budanov, la táctica de Rusia no ha cambiado a pesar de su desplazamiento hacia el este. “Lo sabemos todo sobre nuestro enemigo. Conocemos sus planes casi en el momento en que se elaboran. Europa ve a Rusia como una gran amenaza. Tienen miedo de su agresión. Llevamos ocho años luchando contra Rusia y podemos decir que ese poderío ruso tan publicitado es un mito. No es tan poderoso. Es una horda de gente con armas”, concluyó.

Este viernes trascendió la comunicación que Putin mantuvo con Scholz . Se trata del primer llamado en un mes y medio entre ambos líderes y tuvo una duración de 75 minutos, según precisó el vocero del Gobierno alemán, Steffen Hebestreit. Durante el intercambio, el dirigente alemán insistió en la necesidad de establecer "cuanto antes" un alto el fuego en Ucrania, algo que Moscú no contempla de momento, consignó la agencia de noticias DPA.

 

Además, hablaron sobre el impacto del conflicto sobre el suministro mundial de alimentos y Scholz recordó a Putin que Rusia "tiene una responsabilidad especial en este asunto" por haber iniciado la ofensiva contra Ucrania el pasado 24 de febrero, agregó el portavoz gubernamental. El Kremlin, por su parte, destacó en un comunicado que la cuestión humanitaria fue uno de los temas centrales de la llamada.

Según la nota, el mandatario ruso le explicó a Scholz "la lógica y las tareas principales de la operación militar especial para proteger las Repúblicas Populares de Donbass", las regiones separatistas rusoparlantes del este de Ucrania, e informó sobre "las medidas que se toman para garantizar la seguridad de los civiles". 

Putin también subrayó la "ideología nazi" de las fuerzas que Rusia combate en Ucrania y defendió la labor de sus tropas frente a los "métodos terroristas inhumanos" empleados por estas, un argumento que fue tachado de "falso" por Scholz, quien durante la conversación rechazó que el nazismo está extendido en Ucrania.

Además, ambos dirigentes hicieron un balance de la situación actual de las negociaciones ruso-ucranianas y Putin expresó que están "básicamente bloqueadas por Kiev", reportó la agencia de noticias Sputnik. El último contacto conocido entre Putin y Scholz data del 30 de marzo, antes de que se descubriesen matanzas como la de Bucha, una localidad a las afueras de Kiev en la que las tropas rusas habrían masacrado a decenas de civiles.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!