Secciones
Retroceso

La Corte Suprema de EE.UU. revocó el derecho al aborto: Biden afirmó que es un "error trágico"

La Corte Suprema de Estados Unidos dejó en manos de cada estado la postestad de autorizarlo o no.

En un fallo calificado como un "error trágico" por el presidente Joe Biden, la Corte Suprema de Estados Unidos revocó la sentencia Roe vs. Wade de 1973, que durante casi medio siglo garantizó el derecho de las mujeres al aborto en el país, y dejó en manos de cada estado la potestad de autorizarlo o no. "Es un día triste para la Corte y para el país. La Corte ha hecho lo que nunca antes había hecho, eliminar expresamente un derecho constitucional que es tan fundamental para tantas estadounidenses que ya había sido reconocido. La decisión de la Corte de hacerlo tendrá consecuencias reales e inmediatas", manifestó el mandatario estadounidense desde la Casa Blanca.

De hecho, 26 de los 50 estados ya han aprobado o aprobarán leyes que prohíben el aborto, mientras que otros promulgaron medidas estrictas que regulan el procedimiento. "La Constitución no hace ninguna referencia al aborto y ninguno de sus artículos protege implícitamente este derecho", escribió el juez Samuel Alito, en nombre de la mayoría, en el fallo de la Corte. "Roe v. Wade debe ser anulado", agregó.

Cinco de los seis jueces conservadores de la Corte Suprema estadounidense, de un total de nueve miembros, votaron a favor de la revocación de la sentencia Roe vs. Wade de 1973, a pesar de que durante las audiencias de confirmación en el Senado la mayoría la había reconocido como jurisprudencia firme. John Roberts, presidente del máximo tribunal, fue el único de los jueces que no se sumó a la mayoría.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

 

Aquel magistrado, sin embargo, había dicho que Roe vs.Wade tenía derecho a ser respetado como precedente y afirmó que su trabajo y pasión era la "reivindicación del estado de derecho". Los que se mostraron a favor fueron los jueces Clarence Tomas, Samuel Alito, Brett Kavanaugh, Neil Gorsuch y Amy Coney Barret; mientras que tres disintieron: Esteban Breyer, Sonia Sotomayor, y Elena Kagan.

Los tres jueces que votaron en contra criticaron duramente a la mayoría y lamentaron la decisión. "Con tristeza, por esta Corte, pero más por los muchos millones de mujeres estadounidenses que hoy han perdido una protección constitucional fundamental: disentimos", sostuvieron. Además, se mostraron preocupados de que algunos estados "puedan impedir que las mujeres viajen fuera del estado para abortar, o incluso que reciban medicamentos para el aborto fuera del estado". "Algunos pueden criminalizar los esfuerzos, incluida la provisión de información o financiación, para ayudar a las mujeres a obtener acceso a los servicios de aborto de otros estados”, avisaron.

Cabe destacar que el mes pasado. el Senado había fracasado en su intento por aprobar un proyecto de ley destinado a garantizar el acceso al aborto en todo el país, después de que se conociera que la Corte Suprema tenía previsto revocarlo. En medio de este panorama, Planned Parenthood, la principal organización de planificación familiar de Estados Unidos, prometió seguir "luchando" por quienes lo necesitan. "Sabemos que pueden estar sintiendo muchas cosas en este momento: dolor, ira, confusión. Lo que sea que sientan está bien. Estamos aquí con ustedes y nunca dejaremos de luchar por ustedes", publicaron a través de su Twitter oficial.

Por su parte, Amnistía Internacional (AI) calificó el fallo de la Corte Suprema de Estados Unidos como "un histórico retroceso para los derechos humanos". "Ahora, millones enfrentan un escenario en el que no podrán tomar decisiones profundamente personales que afecten sus cuerpos, su futuro y el bienestar de sus familias. Este fallo afecta a todas y cada una de las personas en los Estados Unidos, independientemente de su capacidad para quedar embarazada", dijo Tarah Demant, directora nacional Interina de Programas, Defensa y Asuntos Gubernamentales, de Amnistía Internacional Estados Unidos.

 

La decisión de la Corte "allana el camino para una legislación estatal sin precedentes para penalizar el aborto, así como otros proyectos de ley que tendrán como objetivo despojar a las personas de los derechos humanos en Estados Unidos, incluido el potencial de proyectos de ley que afectarán el acceso al control de la natalidad, el género y la igualdad matrimonial. así como otras leyes contra la discriminación. A contramano de lo que ha sido la 'Marea verde' en la Argentina u otros movimientos a favor del derecho a la interrupción del embarazo.... Estados Unidos se sumerge una decisión judicial que es resultado de una campaña de décadas para controlar los cuerpos de mujeres, niñas y personas que pueden quedar embarazadas".

En Estados Unidos, aproximadamente una de cada cuatro mujeres enfrenta una situación de aborto a lo largo de su vida, resaltó la ONG en un comunicado. La Corte Suprema de Estados Unidos revocó la sentencia Roe vs Wade de 1973, que durante casi medio siglo garantizó el derecho de las mujeres al aborto, con lo que dejó en manos de cada estado la potestad de autorizarlo o no. Roe v. Wade había establecido el derecho constitucional al aborto antes de la viabilidad fetal que, según la mayoría de los expertos, ocurre alrededor de las 23-24 semanas de embarazo, y la decisión había sido reafirmada en 1992, en Planned Parenthood vs. Casey.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!