Secciones
Trastorno alimenticio

La historia del joven que comió sólo tomates durante 12 años

Durante 12 años, la dieta del adolescente inglés Liam Pierce consistió sólo de tomates y productos derivados de él. Sin embargo, y a pesar de las duras opiniones de allegados e incluso de especialistas, no era un capricho: simplemente sufría de un trastorno psicológico denominado "síndrome de alimentación selectiva".


Liam junto a su mamá, Helen.

"Mi sensación a la hora de pensar en comer otros alimentos era la misma que una persona con aracnofobia al ver una araña. Era como salir de mi zona de confort", le relató Pierce, de 14 años, a BBC.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

El síndrome que lo afectaba determinaba que no tenía registrados más que sabores relacionados con el tomate. Este desorden generalmente afecta a niños, aunque -como le sucedió a Liam- a veces puede extenderse hasta la adolescencia

El adolescente solo consumía alimentos basados en tomate.

Cerca de un 12 por ciento de los niños de tres años lo sufren de forma persistente y, de acuerdo con la Revista Británica de Psicología Infantil Clínica y Psiquiatría, el síndrome de la alimentación selectiva es "un fenómeno muy poco estudiado que puede resultar en aislamiento social, ansiedad y conflictos".

"Los médicos me decían que era, simplemente, un niño consentido", relata el joven. "Pero eso no es así. Es un trastorno real. Y es difícil de explicarlo porque mucha gente no lo entiende".

El trastorno de Liam comenzó en su infancia.

Sin embargo, y con la ayuda de terapia de hipnosis, poco a poco Pierce comenzó a introducir otros alimentos en su dieta. "En las últimas semanas he probado más de 50 cosas nuevas", se entusiasma el joven.

"Es liberador saber que ha superado el trastorno y ver que tiene interés en la comida, en probar nuevos alimentos", agrega su madre, Helen. "Nos ha cambiado la vida".

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!