Secciones
Policiales Caso Mansión del sexo

Cámaras secretas y filmaciones hot: las pistas de la mansión swinger que preocupan a los poderosos

La policía de uruguay allanó la mansión para llevarse todo el material fílmico que había incluido los vídeos de algunos encuentros sexuales que sucedían en esa propiedad.

La investigación por la muerte del profesor Edward Vaz se encamina a revisar horas de filmaciones que podrían desatar un escándalo de gran magnitud. Es que la Policía uruguaya allanó hace días la mansión en donde sucedió el hecho, “Gipsy Queen”,  en el exclusivo barrio de “Beverly Hills” de Punta del Este. En ese material se presume que además de las últimas horas del fallecido se encuentran registradas horas y horas de encuentros sexuales que sucedían en la mansión y que, según trascendió, tendrían como protagonistas a políticos, empresarios, celebrities y demás.


Según publicó el diario El País, los agentes llevaron a cabo una serie de relevamientos en el interior de la finca y también accedieron al sistema de vigilancia, ya que la mansión cuenta con cámaras en su interior.

El 9 de julio pasado el profesor  Vaz fue asesinado de un disparo en la cabeza cuando salió a contestar la llamada del timbre de su departamento ubicado en Maldonado, Uruguay. Por el crimen fue detenida su ex esposa, quien se cree que contrató a dos sicarios para que cometieran el asesinato luego de que su ex marido la demandara por una suma millonaria.

El homicidio abrió las puertas de un mundo poco conocido en Punta del Este, donde en realidad funcionaba una casa conocida como "mansión swinger", en la que había vivido la víctima junto a su esposa y una amiga de ella. Ahora, trascendió que el terreno donde se construyó esa vivienda fue comprado con dinero de un alto funcionario del menemismo, quien años atrás mantenía una relación de pareja con la amiga de la detenida.

Hasta hace un año Edwar Vaz vivía con su esposa en la mansión de Punta del Este.

Según revelaron desde el medio El país Uruguay, un funcionario de la administración del ex presidente argentino Carlos Saúl Menem fue quien puso el dinero para comprar el lote donde hoy en día se encuentra la mansión "Gypsy Queen", ubicada en el exclusivo barrio de Beverly Hills.

La historia comenzó hace muchos años, cuando el político conoció a una joven en un prostíbulo de Punta del Este y finalmente se pusieron de novios.

 

El funcionario decidió comprar con su plata el terreno que pertenecía a un artista argentino, y en el 2004 construyó la casa, aunque tiempo después se separó de su mujer. En el medio, la pareja habría vivido en el exclusivo barrio conocido como Pueblo Edén, donde también tenía su casa el famoso estilista Roberto Giordano.

Sicarios, swingers y millones: el crimen que conmueve a Punta del Este

Una vez que la construcción de la casa terminó, Edwar Vaz, su esposa y la amiga de mujer se mudaron a vivir al lugar, y recién en el año 2012  la casa fue adquirida por un terrateniente brasileño dueño de campos, edificios y shoppings, quien actualmente es el propietario de la casona.

Edwar Vaz fue asesinado de un disparo en la cabeza.

El empresario le pagó a ambas mujeres la suma de unos US$ 1.300.000, mientras que las dos se quedaron a vivir en la mansión para cuidarla y mantenerla habitada.

Vaz y ex su mujer, a quien conoció cuando tenía 14 años mientras le daba clases de inglés, se casaron en el 1997 y se separaron en el 2016. En el medio tuvieron dos hijos que ya son grandes, y hasta el año pasado vivieron juntos en la mansión en compañía a la amiga de la detenida.

Su ex esposa fue detenida, acusada de haber contratado a dos sicarios.

En diálogo con la radio fmgente, la sospechosa explicó que ella y su amiga vivían con el fallecido de forma obligada, ya que él les exigía que ambas hicieran el papel de esposas.

La mujer acusada de matar a su ex pareja en Punta del Este, vinculada con otro crimen ocurrido en 1999

"Este hombre está denunciado hace dos años por proxenetismo y no era profesor de inglés porque estaba suspendido de sus actividades. Nos estafó a mi y a mi amiga", aseguró, al mismo tiempo que reveló que hace dos años Vaz le interpuso a ella una demanda civil.

La mansión donde se hacían fiestas swingers habría sido construida por un funcionario argentino.

"La casa fue hecha por mi y por mi amiga", reveló la detenida, y luego agregó que las dos eran prostituidas contra su voluntad. "Él era proxeneta, nos mandaba a hacer fiestas swingers, dirigía todo y nos mandaba a nosotras a trabajar. Él era el apoderado y manejaba toda la plata", explicó.

Por último, dijo que su amiga en realidad es "su hermana" y que la mitad de los bienes que tiene le pertenecen a ella, porque todo lo construyeron juntas. "Nosotras organizábamos las fiestas swingers, pero todo ordenado por él", cerró.

Temas

  • Punta del Este

Comentarios