Secciones
Policiales

Carrió fue paciente de Mühlberger: cerraba la clínica para atenderla y la llamaban "Paciente 4"

Lo reveló un ex recepcionista de la clínica cerrada y clausurada la semana pasada. Además, la ex diputada de Juntos por el Cambio sufrió problemas de salud tras haber sido atendida allí.

Cada día que pasa salen a la luz nuevas revelaciones en la causa que tiene como protagonista e imputado a Rubén Mühlberger, el dueño de la clínica que fue clausurada la semana pasada por tres delitos. Sin embargo, ayer en Intrusos, uno de los recepcionistas de la clínica estética contó que una ex diputada nacional era no sólo habitúe de los servicios de Mühlberger, sino que por seguridad hacia que se cierre todo el local para que la atendieran a ella sola.

De acuerdo al relato del ex recepcionista Juan Roccabruna, se trataría de Elisa ¨Lilita” Carrió, quien el primero de marzo pasado hizo efectiva su renuncia ante la Cámara de diputados. “Cada cliente tenía un presupuesto distinto, el doctor les daba las recetas en el lugar y luego los pacientes compraban los productos en la dietética (que también era) propiedad de Mühlberger y que estaba a la vuelta“, contó Roccabruna.

“A los pacientes se les cobraba a todos distinto. Cada persona tenía un presupuesto de acuerdo a quién era y cuánto dinero tuviese”, explicó el ex empleado. Además, sostuvo que los pacientes eran muchos de alto poder adquisitivo, aunque otros no, y señaló que cuando iban las famosas se “blindaba el lugar”, y que los políticos que concurrían no eran llamados por sus nombres, sino por números: “Lilita Carrió era la paciente 4“, explicó. Y agregó que cuando ella iba se cerraba la clínica del barrio de Recoleta por "seguridad". Luego de esa revelación, el conductor de Intrusos, Jorge Rial, agregó que la ex diputada tuvo un serio problema de salud como consecuencia de una de las intervenciones que le realizó Mühlberger.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

La fiscal de la causa, Valeria Massaglia, le imputó tres delitos a Mühlberger: violación de la cuarentena al tener abierta su clínica, haber promocionado una falsa cura para el coronavirus (Covid-19) y abandono de persona.

Ante la fiscal, Mühlberger sostuvo que el cartel sobre el coronavirus que estaba en su clínica no había sido puesto por él, por lo que no le prestó atención. En ese momento Massaglia, según consignó el sitio Infobae, le mostró el video de su participación en el programa Incorrectas, que conduce Moria Casán, en el que promociona la cura. “Yo tengo la fórmula para el coronavirus”, dijo ante las cámaras en ese entonces.

Según consta en el expediente, e intentando salir de la situación, Mühlberger sostuvo que en ningún momento hacía alusión a una cura sino que era un tratamiento preventivo. “Yo nunca dije que tenía la cura sino que era algo preventivo. Moria dice eso al principio del programa y después no pude aclararlo porque el tiempo fue corto. Inclusive cuando terminó fui a buscar a Moria y le aclaré que se trataba de algo preventivo”, afirmó.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!