Secciones
Policiales

Dolor, impotencia y una cuenta pendiente: la angustia del padre de Fernando Báez Sosa a días de que arranque el juicio

 El juicio por el crimen ocurrido en el verano de 2020 comenzará este lunes 2 de enero de 2023, en la ciudad de Dolores.

El juicio contra los ocho rugbiers acusados de “homicidio doblemente agravado por alevosía y por el concurso premeditado de dos o más personas” en perjuicio de Fernando Báez Sosa, ocurrido en el verano de 2020, comenzará este lunes 2 de enero de 2023, en la ciudad de Dolores. Allí estarán todos los acusados, los cuales mataron a golpes al joven de 18 años en Villa Gesell.

Los ocho rugbiers están imputados también por "lesiones leves" contra varios de los amigos de Fernando, los cuales estaban junto a él la madrugada del crimen. El juicio por el caso se iniciará en plena feria judicial de verano, a casi tres años del crimen, y se desarrollará a lo largo de 22 jornadas con la participación de más de 130 testigos.

Las audiencias se realizarán en el Palacio de Tribunales de Dolores, ubicado en la calle Belgrano 141 de esa ciudad bonaerense, y estará a cargo de los jueces María Claudia Castro, Christian Rabaia y Emiliano Lázzari. De acuerdo con la instrucción del caso, desarrollada por la fiscal Verónica Zamboni, los acusados atacaron a Báez Sosa entre las 4.41 y las 5 del 18 de enero de 2020, frente al local bailable ubicado en avenida 3 y paseo 102.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Según Zamboni, los ocho jóvenes "acordaron darle muerte" al joven estudiante de derecho y, para ello, "previamente distribuyeron funcionalmente sus roles", luego de que "minutos antes, al encontrarse en el interior del local bailable, tuvieran un altercado" con él, "quien se encontraba acompañado con su grupo de amigos".

El episodio quedó registrado por cámaras de seguridad y de teléfonos celulares de testigos, por lo que los sospechosos fueron identificados y detenidos horas más tarde en la casa que alquilaban, a pocas cuadras del lugar. También fueron pruebas clave el análisis de los chats y los videos hallados en los celulares de los propios imputados y donde se hallaron mensajes condenatorios.

Por ejemplo, como el Lucas Pertossi anunciándole al resto que Fernando "caducó", o las pericias que encontraron sangre de la víctima en prendas de vestir de alguno de los rugbiers. La familia de Fernando sostiene que la única pena válida para ellos es la "perpetua". Así lo confirmó Silvino, el padre de la víctima, aunque aclaró sobre los rugbiers detenidos en la Alcaidía Departamental La Plata 3, en Melchor Romero:  “Queremos escucharlos”.

El hombre fue consultado sobre ocho imputados acusados de asesinar a su hijo afuera del boliche Le Brique de Villa Gesell el 18 de enero de 2020 y luego de afirmar que su único deseo es conseguir "la perpetua” para ellos, destacó: "Queremos escuchar su palabra. Nos imaginamos todo. Espero tener la fuerza para escucharlos y saber qué dicen, qué pasó esa noche, por qué eran tan malos con Fernando, por qué le pegaban a traición". 

Silvio no dudó en remarcar que los acusados de matar a su hijo "le rompieron la cabeza a patadas". "Quiero escuchar lo que van a decir. Graciela es una mujer guerrera, una mamá ejemplar. A veces me pongo a pensar y digo qué podría dar por ella para devolverle la felicidad. Anda triste, preocupada, ansiosa. Pero tiene fuerza y va para adelante, va por todo por su hijo Fernando, para que pueda tener justicia”, sostuvo en diálogo con TN.

Y al recordar aquella noche, no pudo contener las lágrimas: “Es complicado, uno puede tratar de ser el mejor padre, ayudar a sus hijos, pero una vez que sale de la casa uno no sabe lo que va a pasar. En un boliche se juntan muchas clases de personas, está el vicio y ahí cambia todo. Les diría a los padres que acompañen a sus hijos, no está bien no dejarlos vivir, pero siempre me va a retumbar en mi mente no haber ayudado a mi hijo, eso me lo voy a llevar hasta la tumba”.

Tras asegurar que le cuesta confiar en la Justicia, Silvio sostuvo que el boliche tiene su cuota de responsabilidad a pesar de que en este juicio no hay imputados vinculados al local bailable y explicó cómo sobrelleva el peso que le generó sobre sus espaldas la pérdida de su único hijo. “Por ejemplo en la Navidad, antes de las 12 de la noche, Graciela puso todos los videos que teníamos en Navidades y otros momentos que pasábamos con él", contó.

Y siguió: "La veía a mi mujer llorando desconsoladamente y no sabía qué hacer. Yo tengo montones de audios de él en WhatsApp y cada vez que me siento mal, lo escucho. A veces me siento más tranquilo y a veces, peor; trato de no demostrar tanto, la procesión va por dentro. A veces me cuesta mirar la foto de mi hijo fijamente porque no puedo creer lo que le pasó. Un pibe que era bueno, cariñoso, no tenía vicios, le gustaba divertirse”.

Los imputados son : Luciano Pertossi, de 21 años y apodado Chano; Ciro Pertossi, de 22; Lucas Pertossi, de 23; Ayrton Viollaz, de 23; Máximo Thomsen, de 23; Enzo Comelli, de 22; Matías Benicelli, de 23, y Blas Cinalli, de 21. “Los recuerdos de Fernando son un apoyo muy grande, por más que duela, nos apoyamos mutuamente con Graciela y seguimos para adelante. Vamos a ver qué pasa en el juicio”, comentó Silvio.

Y concluyó: “Es inmensa la gente que nos apoya, que siempre esta ahí con un abrazo. Te dicen: ‘Estamos con vos, esperamos que llegue el juicio, cualquier cosa avísennos que paramos el país’. Eso a uno le da una fuerza enorme, saber que tiene la gente de su lado y que cualquier cosa que no esté yendo por el camino correcto, la gente va a salir a la calle”.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!