Secciones
Tenía varias denuncias en su contra

El nuevo paradero del femicida de Úrsula y su amenaza: "Si me trasladan tiro una bomba"

El violento tenía al menos tres sumarios realizados por Asuntos Internos del Ministerio de Seguridad de la Provincia.

Los investigadores del femicidio de Úrsula Bahillo, la joven de 18 años asesinada de al menos 15 puñaladas el pasado lunes en la ciudad bonaerense de Rojas, se encuentran analizando toda la evidencia reunida hasta el momento con el objetivo de tomarle declaración indagatoria al ex novio policía de la víctima, Matías Martínez, a quien la joven ya había denunciado en reiteradas oportunidades por violencia de género.

Además de haber sido acusado en la Justicia en varias ocasiones, el agresor fue sumariado al menos una vez por Asuntos Internos del Ministerio de Seguridad de la Provincia, debido a que amenazó a una superior con tirar "una bomba" en la comisaría si lo trasladaban a otra dependencia.

Matías Martínez asesinó a Úrsula Bahillo.

Fuentes judiciales informaron que la indagatoria del detenido será realizada entre hoy y mañana por el fiscal de Junín a cargo del caso, Sergio Terrón, quien le imputa el delito de femicidio agravado por "alevosía" y "ensañamiento", al considerar que se aprovechó del estado de indefensión de la víctima y que buscó deliberadamente aumentar su sufrimiento.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Martínez, quien tras ser detenido por el hecho presentaba lesiones y quedó alojado bajo custodia policial en el Hospital General de Agudos San José de Pergamino, fue dado de alta ayer y trasladado a la comisaría de Conesa.

Sin embargo, durante el transcurso de la tarde de ayer se filtró la información sobre su paradero y vecinos se dirigieron a la seccional para manifestarse por el femicidio, por lo que para prevenir eventuales incidentes, la Justicia dispuso el traslado del acusado a un lugar por el momento desconocido.

El policía fue trasladado a un lugar secreto ante la furia de los vecinos.

Aún así, en las últimas horas se filtraron imágenes del aprehendido desde su nuevo paradero, donde se lo puede ver recostado sobre una cama, descalzo y en la celda.

Además de haber sido denunciado por sus ex parejas y por haber abusado de una menor de edad, el sospechoso tenía al menos tres sumarios en curso en Asuntos Internos del Ministerio de Seguridad de la Provincia. Uno de ellos fue por amenazar a una superior ante un eventual traslado.

"Si me trasladan tiro una bomba", fueron las palabras que lanzó Martínez, y según Télam, la amedrentación consta en un informe sobre los antecedentes del policía, quien además estaba con carpeta psiquiátrica.

En el sumario administrativo 1050-47478/519 se detalla que el personal de la Estación de la Policía Comunal de Rojas había denunciado a Martínez "por haber amenazado telefónicamente a una superior cuando se le informó un posible traslado".

Úrsula tenía 18 años.

La carta de una ex pareja del femicida

Tras conocerse el crimen, muchas fueron las mujeres que salieron a contar públicamente las terribles situaciones que vivieron con el agresor mientras eran sus parejas.

Una de ellas fue Belén Miranda, quien ya en 2017 lo denunció ante la Justicia por violencia. De hecho, la joven tenía contacto con Úrsula Bahillo, ya que la joven la había llamado en el último para pedirle ayuda.

“Ay, Úrsula, qué mierda todo esto. Te escribo con un nudo en la garganta y un dolor muy profundo que me parte el pecho. Empujo estas palabras desde donde puedo, con las fuerzas que me quedan, recordando tu valentía, tu mensaje preguntándome si podíamos juntarnos urgente", escribió Miranda en una carta que hizo pública.

"ÚRSULA, NOS DOLÉS A TODAS" * Por Belén Miranda, ex pareja del femicida Matías Ezequiel Martínez, para Úrsula Bahillo....

Publicado por La Garganta Poderosa en Miércoles, 10 de febrero de 2021

Según dijo, cuando se vieron, Úrsula la abrazó desesperada, porque tenía miedo de que Martínez la matara. "Todavía te siento con todo ese miedo a morir y la necesidad de desahogarte; Úrsula, todavía te siento desesperada, te miro a los ojos y veo el terror que tenías de ser una más en una lista enorme de femicidios", agregó.

En este sentido, Miranda confesó que se siente culpable por la muerte de la joven, porque siente que podría haber hecho mucho más, aún cuando ella denunció al agresor en el 2017.

"Mientras te escuchaba decir que Matías te iba a matar, por dentro sabía que era cierto, porque lo conocí y porque también sufrí sus amenazas, sus empujones y hasta su arma reglamentaria apuntándome, porque lo denuncié en 2017 e igual aparecía por mi trabajo y no pude volver a mi casa por dos meses. Por eso decidí ayudarte a hacer la denuncia y me alegré mucho cuando al día siguiente, el viernes, me mandaste 'ya lo denuncié'", sumó conmovida.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!