Secciones
Policiales

Feroz ataque tumbero: le tatuaron la cara a un preso, pero ¿se confundieron de persona?

“Soy fiel a la Yaqui”. Esta fue la frase que le tatuaron un grupo de internos a un preso tras recibir una brutal paliza en el penal  Almafuerte, de la provincia de Mendoza. El mensaje mafioso hace referencia a Sandra “La Yaqui” Vargas, quien fue condenada a 15 años de prisión por tenencia y comercialización de estupefacientes y lavado de dinero.


Gustavo Marín, la víctima del brutal ataque. 

La víctima del ataque se llama Gustavo Marín, un joven de 22 años condenado a 5 años de prisión por robo agravado por el uso de arma de fuego. El reo ya lleva cumplido dos años de condena y se encontraba hasta este lunes alojado en el penal San Felipe, día en el que –por su expreso pedido– se concretó su traslado a la cárcel de Cacheuta, Almafuerte.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Sin embargo, las cosa no salieron como esperaba. Luego de ser alojado en el módulo 3 de esa cárcel, Marín recibió la brutal “bienvenida” por parte de sus compañeros.

Según se supo, internos de ese módulo lo encerraron en una celda y torturaron durante largo tiempo. Y es que hasta le realizaron tatuajes "tumberos" en la cara, con el mensaje en alusión a la mujer narco.

Lo golpearon y le hicieron tatuajes en todo el cuerpo. 

El ataque fue calificado como “histórico” por las autoridades penitenciarias y como un claro “mensaje mafioso”. El preso fue encontrado por los guardias el pasado martes, cuando realizaban el recuento. Lo hallaron ensangrentado y con el rostro deformado producto de los golpes.

La Yaqui, jefa narco detenida.

“Hemos identificado a los autores del ataque para avanzar en esta causa", dijo a Cadena 3 el jefe del Servicio Penitenciario provincial, Eduardo Orellana. Y agregó: "Ha sido atendido por médicos del penal y fue llevado a un hospital. Ahora está alojado en otro lugar”.

Según trascendió, el motivo de la agresión tendría que ver con que Marín habría sido un “angelito” –así se llamaban a los “soldaditos” de Vargas– y que el responsable del brutal ataque sería familiar de un hombre asesinado por esa organización delictiva.

Así quedó el interno. Foto: Los Andes. 

Esto fue desmentido por las autoridades del penal, quienes aseguraron que Marín no pertenece a la banda delictiva de “La Yaqui” Vargas. El jefe del Servicio Penitenciario provincial dijo creer que los atacantes han confundido al interno, ya que para él no es uno de los "angelitos" de "la Yaqui", y aseguró que los agresores por el “mensaje mafioso” ya están individualizados.

A Marín lo habrían confundido con otra persona. 

"La Yaqui" se hizo conocida en la provincia en 2012 tras varios hechos violentos vinculados con el narcotráfico. Fue detenida el 14 de abril de 2014 junto a su hija Silvina y su hermano Carlos tras una serie de allanamientos luego de haber sido acusada de liderar una organización dedicada al narcotráfico en Mendoza.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!