Secciones
Policiales

Golpes, hacinamiento y ni siquiera baños: horror y grave denuncia contra un geriátrico de Luján

Una mujer denunció que su papá fue maltratado y descuidado por el personal que atiende en el establecimiento "El Pequeño dulce hogar", ubicado en la calle Roque de Luca. 

Un geriátrico de la ciudad de Luján quedó en el centro de la polémica tras la aparición de varias imágenes en donde puede verse a un abuelo en “condiciones infrahumanas” y con graves heridas en todo su cuerpo. La denuncia fue hecha por un la hija de la víctima, quien además acusó al establecimiento de "maltrato, hacinamiento y por cuestiones de pésima salubridad" mientras su papá estuvo al cuidado de sus enfermeros, Julio e Ivana

El geriátrico en cuestión se llama "El Pequeño dulce hogar", está ubicado en Roque de Luca 896 y su dueña fue identificada con el nombre de Enriqueta. El establecimiento cuenta con una capacidad para 17 personas y actualmente están hospedados en total 15 abuelos, de los cuales solo 5 son hombres. "El valor estaba en 55 mil pesos mensuales y ahora ascendió a 60 mil", detalla Osvaldo Cabral, fuente consultada por este portal.

La denuncia estalló en las redes sociales el pasado 25 de junio, cuando una mujer denunció que su papá era maltratado por el personal que atiende en el lugar. Junto a su acusación, la hija de la víctima sumó varias postales que demuestran el calvario y el "abandono de persona" que padeció el jubilado durante su estancia en "El Pequeño dulce hogar". Las imágenes son realmente muy fuertes y hablan por sí solas.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

En las postales se puede ver que el hombre sufrió golpes en la zona de la cola y varias heridas en la piel, como escaras, y otras en sus piernas. "Tiene lastimadas las piernas, muslos y la cola por estar mucho tiempo acostado en una sola posición y no higienizado", señaló su entorno. Frente a la denuncia, fuentes le advirtieron a este sitio que hoy se presentará en el lugar personal de la Municipalidad de Luján y la provincia de Buenos Aires.

Esto se debe a que los geriátricos -en la ciudad de Luján hay en total 31 establecimientos oficiales- funcionan bajo la órbita provincial, mientras que la habilitación está a cargo de la Municipalidad. También se hará presente personal de la fiscalia para tomarle declaraciones a la hija de la víctima que, hasta el momento, no radicó la denuncia, pero que la hará cuando su padre se recupere de las diversas lesiones que le ocasionaron.

Al mismo tiempo, se hará un relevamiento de cada uno de los geriátricos de la zona para corroborar que esto no suceda en otros establecimientos. "Si alguien necesita de un hogar para dejar a un familiar, no elijan el hogar de Enriqueta que queda en Roque de Luca. Se llama ´El Pequeño dulce hogar´, los viejos entran sin lesiones, pero cuando los sacas porque ves irregularidades así te los entregan", denunció la mujer, junto a las imágenes de las heridas de su padre.

Desde el entorno familiar de la víctima, advierten que la excusa del geriátrico era que, a causa de la pandemia del coronavirus, los familiares no podían acceder al lugar para estar o visitar a los abuelos. "Podían verlos a través de videollamadas. Este geriátrico tiene internado a 15 abuelos, de los cuales cinco son hombres, por 60 mil pesos. Es decir que está facturando 900 mil pesos mensuales", advierte la fuente.

En un audio al que accedió este portal, la dueña del lugar, de nombre Enriqueta, señala que cada uno de los jubilados hospedados en el geriátrico cuenta con la revisación de un médico todas las semanas, algo que al parecer y teniendo en cuenta las imágenes, no sucede. "Lo que ofrece nuestro hogar es el cuidado del paciente con un médico todas las semanas, que se suma a la alimentación", advierte la dueña.

En el caso de que el abuelo deba consumir algún tipo de medicación, aclara que deben ser los familiares lo que provean dichos medicamentos para que los empleados del hogar se los suministren. "El lugar es mixto. Estamos cumpliendo la cuarentena como corresponde, la visita es a la distancia y a veces hacemos videollamada. Acá seguimos con aislamiento, no se permite la entrada de nadie y el personal trabaja más horas para que no haya tantos cambios", aseñala.

Y sigue: "El hogar está completamente vacunado, tanto el personal como los abuelos. En el mes de julio haremos un aumento y el otro en diciembre, según el costo de vida. Tenemos 15 abuelos, cinco hombres y el resto mujeres, con capacidad para 17 personas. No se le permiten las salidas. La atención de enfermería es todos los días y en la cuota se incluyen los artículos de limpieza y de higiene, como colonia, maquina de afeitar, etc".

Finalmente, Enriqueta resalta que el valor de la cuota ascendió a 60 mil pesos este mes y aclara que el menú diario está a su cargo "El valor estaba en 55 mil pesos mensuales y ahora ascendió a 60 mil. Acá tienen postre, yogurt, leche y verduras. La cocina está a mi cargo", cerró, sin antes mentir sobre las razones por las que ahora el geriátrico cuenta con un espacio adicional: "Falleció un abuelo", explicó, cuando en realidad su hija lo había retirado denunciando "maltrato". 

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!