Secciones
Policiales

Había huellas de moto y pisadas en el lugar donde encontraron la mochila que podría ser de Facundo Astudillo

La querella tiene serias dudas sobre la manera y el momento en que aparecieron las pertenencias del joven.

A casi un mes del hallazgo del cuerpo sin vida de Facundo Astudillo Castro en un cangrejal de Villarino Viejo, este sábado a la noche un pescador denunció ante la policía que en la zona de General Daniel Cerri encontró una mochila que podría pertenecer al joven de 22 años, ya que dentro de ella estaban sus dos celulares, su DNI y su licencia de conducir.

Más allá de que resulta dudoso que las pertenecías del muchacho hayan aparecido recién ahora, lo que más llama la atención para la investigación es que en el lugar donde estaba la mochila, hay también pisadas y huellas que parecerían ser de motos que pasaron tiempo atrás.

En el lugar donde apareció la mochila que podría ser de Astudillo hay pisadas.

"El día sábado me llamó el subcomisario Pérez y también se anoticia Cristina (la mamá de Facundo) del hallazgo de la mochila. El domingo fui al lugar donde se hizo la geolozalicación y de hecho, fui con el testigo que la vio", explicó a este sitio el abogado Leandro Aparicio, quien representa a la madre de Facundo junto a su colega Luciano Peretto.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Según indicó Aparicio, el pescador que dice haber encontrado la mochila explicó que esa noche iba a pescar por esa zona, y que como notó que la manera iba a subir, optó por llevarse las pertenencias a su casa, donde finalmente descubrió que podría pertenecer a Astudillo Castro.

"El lugar del hallazgo es totalmente inhóspito y se accede a él por un camino totalmente diferente a donde estaba el cuerpo (de Facundo) la vez pasada, sin embargo es el mismo lugar geográfico", aclaró Aparicio.

En esa zona se encontraron otras piezas de la mochila.

Luego de que el pescador diera aviso a la Policía Federal tras el hallazgo, el domingo antes del mediodía el letrado y el testigo se presentaron en la zona donde apareció la mochila, lugar en el que además encontraron tres manivelas que se cree pertenecen a los cierres de esa misma mochila.

A pesar de que las piezas no tienen ningún dato particular ni tampoco llevan escritas las iniciales de la marca, desde el comienzo de la investigación la querella aseguró que el joven salió de Pedro Luro el pasado 30 de abril con una mochila Wilson.

Aunque se decidió que los elementos sean sometidos a peritajes para poder determinar si tienen el ADN de Astudillo, lo cierto es que junto a la mochila apareció también carnet de conducir del muchacho y su DNI.

En el lugar hay pisadas de motos.

"Más allá de que en esa mochila se encontraron dos celulares, el carnet de Facundo y su DNI, entendemos que no puede ser que eso haya llegado por el mar. Ya sabemos que a él lo desapareció la policía de Buenos Aires, entonces no tenemos dudas de que esto también fue tirado después con un objetivo claro de que sea una casualidad", sumó Aparicio.

En este sentido, el abogado manifestó que en el suelo donde encontraron el domingo pasado las manivelas y la mochila, también quedaron marcadas algunas pisadas y varias marcas de motos que parecen haber pasado por la zona antes del descubrimiento.

"Hay huellas de moto que son del pescador que encontró la mochila, pero hay huellas más antiguas que podrían ser de otros pescadores que también van por ahí", comentó a este portal Aparicio.

En los videos y las imágenes a las que tuvo acceso BigBang, se puede observar que la zona donde apareció la mochila queda a 4 kilómetros de donde apareció hace un mes el cadáver esqueletizado de Astudillo, y que allí mismo además hay muy cerca un brazo de agua que proviene de la Isla de San Miguel.

Para llegar hasta allí, gracias a las indicaciones del pescador, hubo que salir de la ruta 3, ingresar por un camino lateral, cruzar las vías de la Villarino y continuar un trecho más hasta acceder al medio del cangrejal.

Tanto Cristina Castro como sus abogados tienen serias dudas respecto a la aparición de la mochila casi un mes después de que fuera encontrado el cuerpo del joven, sobre todo porque ellos consideran que esa zona no es transitada ni concurrida, y porque no se trata de un lugar por el que cualquiera puede pasar caminando.

Respecto al avance de la causa, que hasta el momento no tiene detenidos, el letrado aclaró que la semana pasada la mamá de Facundo declaró de manera virtual ante dos de los tres fiscales de la causa, Andrés Heim de la Procuraduría de Violencia Institucional (Procuvin) y Horacio Azzolin, jefe de la Unidad Especializada en Ciberdelincuencia (Ufeci), y que allí contó todo lo que vivió desde el momento en que quiso hacer la denuncia hasta ahora.

"Yo desconocía que el maltrato inicial había sido tan ostensible y lo mismo el maltrato cuando fue con Peretto el 18 de junio a Mayor Buratovich ( a un rastrillaje). Ahí ella sintió que habían matado a Facundo", admitió.

Además, indicó que la semana pasada se llevaron a cabo varias declaraciones testimoniales, entre ellas, la de las personas que hablaron sobre la aparición de la testigo H, muy valorada por el fiscal Santiago Ulpiano Martínez, y totalmente descartada por la querella.

"No queda duda de que fue introducida por la policía esa testigo. Hay más pruebas que acreditan la connivencia ya de la Policía de Bahía Blanca", indicó por último el abogado.

Astudillo Castro fue detenido por la policía bonaerense.,

El caso

Astudillo Castro fue visto por última vez el pasado 30 de abril, cuando salió de Pedro Luro para dirigirse hacia la localidad de Bahía Blanca, donde vivía su ex novia y donde incluso ambos habían convivido antes de separarse.

Ese día el joven de 22 años salió sin el permiso de circulación necesario por la pandemia de coronavirus, y a las pocas horas fue detenido en un retén policial, donde se supone que dos oficiales le sacaron una foto y le labraron un acta, aunque lo dejaron seguir.

De hecho, esa mañana la policía se comunicó con Cristina Castro para avisarle que su hijo había sido retenido, y luego el muchacho también la llamó pero para decirle que creía que no iba a volver a verla más.

Astudillo Castro desapareció el 30 de abril y fue encontrado muerto el 15 de agosto.

Después de eso, la comunicación se cortó, y la mamá del joven no volvió a saber de él. Durante los primeros meses la investigación por la desaparición fue llevada a cabo por la policía de la provincia de Buenos Aires, hasta que la querella denunció que había sido esa misma fuerza la que le había hecho algo a Facundo, por lo que los agentes de la bonaerense fueron apartados y quedó a cargo de la causa el fiscal federal Santiago Ulpiano Martínez junto con la intervención de la Federal.

Desde entonces, fueron varios los rastrillajes y allanamientos que se llevaron a cabo, y a pesar de que en la comisaría de Mayor Buratovich los perros rastreadores no encontraron la presencia de Facundo, en el destacamento de Teniente Origone hallaron entre la basura un amuleto que Astudillo Castro solía llevar siempre con él.

Las medidas que se tomaron fueron muchas, y las pericias que se realizaron también. Aún así, luego de que el cuerpo del joven apareciera esqueletizado en Villarino Viejo el pasado 15 de agosto, hasta ahora no se conoce la causa de su muerte, ya que los resultados finales de la autopsia estarán listos en unas semanas.

Temas

  • Facundo Astudillo Castro
  • Mochila
  • General Daniel Cerri
  • Pisadas
  • Huellas
  • Policías
  • bonaerense

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!

Comentarios