Secciones
Policiales

Rosario: investigan la muerte de un joven que fue a bailar y apareció muerto en el Río Paraná

La familia de la víctima sospecha de los patovicas que trabajan en el lugar, el cual fue clausurado por 45 días.

El cuerpo de Carlos Orellano fue encontrado sin vida este miércoles en el río Paraná, luego de dos días de intensa búsqueda tras haber desaparecido el lunes a la madruga luego de asistir al boliche Ming River House, ubicado en el sector de la costa central de Rosario.

La familia del joven de 23 años denunció que los patovicas del local bailable sacaron a los golpes a la víctima del lugar, por lo que exigen que se investigue cómo ocurrió su muerte. Por su parte, desde el municipio ya clausuraron el boliche, mientras que la fiscal a cargo de la causa ordenó una serie medidas para determinar qué pasó.

Carlos Orellano desapareció luego de entrar a un boliche en Rosario.

Según indicaron los amigos que estuvieron con Orellano en la disco, fue visto por última vez el lunes a la madrugada, cuando quiso ingresar al VIP sin tener autorización. Varios de los testigos sostuvieron que el chico fue sacado a los empujones por los patovicas del lugar, y por eso se sospecha que las cosas pudieron haber terminado mal.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Durante la búsqueda del joven, la fiscal de Homicidios Valeria Piazza Iglesias, ordenó la incautación de las imágenes de las cámaras de seguridad de la zona, tomó testimonios y citó a declaración testimonial a varios amigos de de la víctima, al personal de seguridad privada y a los policías que hicieron adicionales esa noche. Además, la fiscalía secuestró los celulares de los oficiales y de los patovicas del boliche, que son 12.

Por su parte, la Municipalidad de Rosario clausuró el boliche, y según indicó el intendente Pablo Javkin en diálogo con Radio 2, la medida será por 45 días, "con la idea de facilitar que el Ministerio Público de la Acusación avance con la investigación". “Esperen de nosotros el máximo rigor”, sumó.

Del mismo modo, muy dolido, el papá de Carlos, Edgardo, dijo al programa De 12 a 14 que se siente como "un padre al que le arrebataron a su hijo por una pulsera". “El delito que cometió (su hijo) fue haber entrado al sector Vip sin la pulsera y ahí empieza todo. En vez de pedirle que se retire, lo empujan. De arriba lo golpean, ahí lo amansan y lo siguen amansando del boliche hasta acá (por afuera)”, se lamentó.

El padre de Orellano cree que su hijo fue asesinado.

El papá del joven sostiene, en base a lo que contaron los testigos, que su hijo fue tratado con violencia por parte de la seguridad del lugar, por lo que está convencido de que Orellano cayó al agua ya inconsciente luego de haber sido golpeado.

El fiscal de homicidios dolosos de turno en Rosario a cargo del caso, Patricio Saldutti, ya adelantó que la autopsia al cuerpo de la víctima se realizará la semana entrante y que para garantizar la transparencia del procedimiento va a convocar a peritos de la parte querellante.

Respecto de la hipótesis manifestada en los medios de prensa por el padre del joven, el fiscal expresó que aún no puede dar precisiones sobre lesiones que pudiera o no pudiera tener el cadáver, ya que requiere el informe de autopsia previamente. Del mismo modo, Saldutti informó que no se encontraron "rastros de sangre en el interior del boliche", aunque sí en la parte trasera del local, y que secuestró los teléfonos de los 12 patovicas, del propietario del comercio y de los dos policías adicionales contratados por el lugar.

La fiscalía investiga si el joven tuvo un problema con los patovicas del boliche.

"La gente del boliche no reconoce ningún problema esa noche", explicó en rueda de prensa tras el hallazgo del cadáver y añadió que una de las primeras medidas que ordenó tras la denuncia por averiguación de paradero que radicó la familia Orellano el lunes pasado fue el secuestro de las cámaras de seguridad del local y de la zona.

La aparición del cuerpo y el pedido de justicia

El cuerpo sin vida del chico fue encontrado gracias al operativo que llevó a cabo la Prefectura, después de que una mujer viera a una persona en el río Paraná. Cuando los agentes sacaron el cuerpo, la familia de Orellano enseguida reconoció que se trataba del joven.

El cuerpo de Carlos Orellano fue encontrado el miércoles en el río Paraná.

En busca de justicia, este jueves la familia del joven se movilizó hacia la Estación Fluvial, mientras que además el padre de chico manifestó que irá al Monumento con la idea de conseguir entrevistarse con el presidente Alberto Fernández, quien a la tarde encabezará un acto por el aniversario de la creación de la bandera.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!