Secciones
Terrible

La confesión que destapó el plan macabro de los asesinos del albañil descuartizado

Hasta el momento hay tres personas detenidas.

Por el crimen del albañil peruano que la semana pasada fue encontrado descuartizado en un descampado de Merlo, identificado como Jarol Canelo Crespín, hay tres personas detenidas, las cuales la Justicia cree que actuaron en complicidad para quedarse con su auto y vivienda.

De hecho, la principal hipótesis sostiene que una de las mujeres apresadas fue quien elaboró un plan macabro, junto a otras dos personas, para seducir a la víctima con el fin de engañarlo y apoderarse de su casa, su auto y el resto de sus pertenencias.

Para el fiscal de Morón a cargo de la causa, Sergio Dileo, la clave para esclarecer el homicidio fue la confesión de una familiar de la principal acusada, identificada como Eliana Rocío Anabela González (36); y las declaraciones de vecinos que aportaron detalles de la aparición de la sospechosa en el barrio años atrás y el vínculo que mantenía con Canelo Crespín (40).

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Los detenidos al día de hoy son Eliana González, el supuesto cerebro del plan; un hombre llamado Víctor David Luján, alias "Davicho" y Norma Beatríz González, la tía de la principal acusada y quien se quebró ante el representante del Ministerio Público.

Según su declaración, Eliana golpeó con una botella en la cabeza a Canelo Crespín y éste quedó desmayado; tras lo cual, el cómplice lo apuñaló varias veces. Luego, lo desmembraron y colocaron sus restos dentro de un bolsón utilizado para cargar arena que, finalmente, arrojaron a cien metros de su propia casa, en la calle Espejo 1245 de Pontevedra.

 Así, Eliana González y "Davicho" Luján -quienes se negaron a declarar en sus respectivas indagatorias- fueron acusados por el fisca Dileo como coautores del "homicidio calificado" de Jarol; mientras que Norma González quedó imputada del "encubrimiento" del crimen. Es que si bien ella asegura que no tiene nada que ver y que sólo llevó a su sobrina hasta la casa de la víctima, se contradijo cuando en su indagatoria aseguró que Eliana "quería quedarse con la casa y con el Ford Escort de Crispín, es decir", lo que da a entender que ya sabía del plan criminal.

En base a lo que se pudo reconstruir, el fallecido y la principal sospechosa mantenían desde hacía varios meses una relación de pareja, y a simple vista parecía que todo iba sobre ruedas. "A Eliana la conoció en la iglesia, hacía uno o dos años que tenían una relación. Él decía que estaba bien, contento, pero era muy reservado", contó Julio, un vecino del barrio, en declaraciones al programa Cortá por Lozano.

Los restos del albañil fueron hallados por unos chicos que jugaban al fútbol en una canchita que funciona en un descampado, ubicado cerca de la casa donde vivía la víctima. El hallazgo del cuerpo se produjo el jueves pasado cuando unos niños que jugaban a la pelota en un terreno baldío sobre la calle Espejo, en Pontevedra, lograron divisar el contenido de una bolsa negra semiabierta, por lo que dieron aviso a otro vecino, quien constató que se trataba de un cadáver y llamó al 911.

También se halló en el lugar un bolso deportivo negro que contenía dos cuchillos, una hoja de sierra blanca, una frazada verde estampada, una sábana blanca con vivos rojos, una camisa a rayas y un jean con cinto negro, todas las prendas con manchas de sangre.

Del resultado de la autopsia surgió que el hombre fue asesinado de al menos tres puñaladas en el cuello y que presentaba múltiples heridas de arma blanca en la cabeza, tórax y espalda, además de golpes.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!