Secciones
san juan

Mientras investigan si hubo más casos, la portera que abusó de un menor aseguró: “Fue un juego”

La mujer se encuentra detenida en el Penal de Chimas, en San Juan.

Detenida en un calabozo del Penal de Chimbas, en San Juan, Paola Tejada se negó a declarar durante la primera audiencia judicial. La portera de la escuela Ramón Barrera fue detenida por abusar de un menor de 15 años, amigo de su hija. El hecho fue filmado y se viralizó en redes sociales. El video y las imágenes que documentaban el abuso comenzaron a circular en grupos de WhatsApp de padres del colegio. Allí, la mujer incita al menor a colocarse en diversas poses sexuales, mientras puede escucharse de fondo la voz de un hombre que sería quien está filmando.

 

El material llegó a un profesor de la institución que denunció el hecho ante el Ministerio de Educación Provincial. La autora del abuso fue identificada, separada inmediatamente de su cargo y, horas después, detenida. Según fuentes policiales, en el video, la mujer obliga al menor a tocarle los senos con el fin de sacarle el caramelo que ella misma se había metido en su corpiño. Y le pregunta: "¿Querés un caramelito?". En otro fragmento, informaron que la mujer se acuesta arriba del chico en una cama y le hace tocarle la cola con las dos manos.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

 

La jueza de Garantías de San, Juan Verónica Chicón, resolvió que la portera pasará dos meses en el Penal. En tanto, Sebastián Tapia, el amigo de Tejada, que fue detenido ayer por grabar el video, declaró frente a la Justicia. Por decisión de la jueza, él permanecerá en otro calabazo de esa cárcel de San Juan. Luego de su detención, Sergio López, el abogado del cómplice, dijo en una entrevista con Canal 8: “Mi defendido aseguró que todo sucedió en el contexto de una reunión con amigos y que nunca tuvieron la intención de abusar o divulgar las imágenes del menor para corromperlo”.


Y completó que en el testimonio del imputado, el hecho sucedió en la casa ubicada dentro de los terrenos de la escuela donde Tejada trabajaba y que esa noche había varios chicos en la propiedad. “Admitió que él lo había filmado, que se habían juntado ese día, que habían estado tomando mate, después cerveza y fernet, y qué hicieron esa filmación, pero como que lo hicieron en broma”, finalizó el abogado, sobre la declaración del acusado. 


Por su parte, aunque no habló en la Justicia por recomendación de su abogado Alejandro Martín García, Tejada se comunicó con la familia del menor de 15 años y le dijo a la madre: “Fue un juego, una broma que se sacó de contexto”. Sobre ese punto, la portera también explicó que él adolescente se fue a dormir porque estaba cansado y, en ese momento, todos decidieron “hacerle una broma”. Y se excusó frente a la mamá del chico: “Se salió de contexto porque no lo que pasó no fue predeterminado”. 

 

Pero, ahora, los investigadores creen que la portera pudría tener más víctimas en su haber. Por eso, mientras la detenida espera por  el juicio, la Unidad de Fiscal de Investigaciones ANIVI avanza sobre la existencia de otros hechos. Las fuentes judiciales confirmaron que, como la vivienda de Tejada quedaba dentro de la escuela Ramón Barrera, eran algo común las reuniones con menores de edad en ese lugar. Y que solían hacerse durante la semana y además repetirse durante los fines de semana. 

 

Además los fiscales esperarán por las declaraciones de la víctima y también de la hija de la acusada, que tienen 14 años. Por supuesto, ambos menores de edad serán entrevistados por especialistas en Cámara Gesell. En estos testimonios, las autoridades buscarán saber cómo sucedió el hecho, si fue el único o se había repetido en otras ocasiones, y también si hubo otros menores abusados en ese hogar. Además quieren saber si es cierto que el vínculo entre Tejada y Tapia era una amistad o había otro tipo de relación. 

Ahora la imputación que ambos enfrentan es de corrupción de menores y exhibiciones obscenas agravadas. Durante el video se puede ver que ella le insiste al alumno para que le toque los pechos y se los bese, con la excusa de sacar una golosina. También hay una foto donde se observa a la mujer encima del chico, en una cama, en una pose sexual y forzándolo a que ponga las manos en su cola. 

 

Por otra parte, se escucha la voz de un hombre que dice: "¡Dale, dale! Vamos. No con la mano, con la boca", para alentar al chico con el fin de que extrajera un caramelo que la mujer se había colocado en su corpiño. Las imágenes llegaron a las autoridades del establecimiento educativo, quienes expusieron el caso ante al Ministerio de Educación de  San Juan y tomó intervención la directora de Gabinetes Interdisciplinarios, Mónica Gutiérrez. A la viralización del video se le sumaron tres fotos del abuso. 

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!