Secciones
Policiales

Salió a marchar por los femicidios, y al otro día murió envenenada por su ex pareja, quien además se quitó la vida

Roxana Mazala tenía 32 años y fue asesinada por su ex pareja y padre de sus hijos. La situación respecto a la violencia de género en Jujuy es crítica.

En el día de su cumpleaños y después de haber salido a las calles a marchar por la desaparición de Iara Rueda (la adolescente que este martes apareció muerta en Jujuy), Roxana Mazala fue cruelmente envenenada en su casa de la localidad jujeña de Perico por su ex pareja y padre de dos de sus tres hijos, quien al asesinar a la mujer de 32 años, decidió también quitarse la vida.

Roxana Mazala fue envenenada por su ex pareja.

El terrible hecho sucedió el lunes a la noche, cuando después de haber ido a una movilización junto a sus compañeras del Movimiento de Trabajadores Excluidos, Mazala se juntó en su casa del barrio Éxodo Jujeño con sus amigas, y allí mismo fue sorprendida por su ex, identificado como Fabián Barraza.

En comunicación con este portal, Cintia Rocha, quien conocía a la víctima porque ambas eran parte del mismo movimiento social, explicó que Mazala y su ex se habían separado hacía cerca de un mes y medio.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Sin embargo, como ese lunes era su cumpleaños, Roxana pensó que quizás él había decidido pasar por su casa para saludarla o para ver a sus hijos, y lo dejó pasar.

"Marchamos el lunes para pedir justicia por Iara y por otras mujer que sufrieron de violencia. Fuimos a la movilización que terminó a las 20, yo me despedí de ella, se fue con unas compañeras y se juntaron a compartir una bebida en la casa de ella, y en ese momento llegó su ex pareja. Las chicas se fueron y dejaron que hablaran, ella pensó que la iba a saludar por su cumpleaños", comentó.

La mujer había denunciado por violencia de género a su ex.

Aunque durante la noche no hubo noticias de la ex pareja, al día siguiente los hijos de la mujer salieron de su casa asustados porque su mamá no reaccionaba y alertaron a una vecina que vivía en frente.

"Los chicos salieron gritando diciendo que su mama se había descompuesto y que su papá estaba muerto", contó Cintia sobre los tres hijos de Roxana, quienes tienen 14, 7 y 3 años.

A pesar de que la autopsia todavía no se realizó, las primeras hipótesis investigativas indican que la víctima murió envenenada, y que su ex pareja se suicidó al colgarse dentro de la casa en la que ella vivía junto a los niños.

El hecho ocurrió el lunes por la noche.

En el lugar se encontró un frasco que podría contener el veneno, y según contaron los menores, todo sucedió a la noche, mientras dormían. Sin embargo, al levantarse al otro día, encontraron que su madre no reaccionaba, sin saber que ya había fallecido.

Roxana y Barraza estaban juntos hacía cerca de 10 años, aunque en el último tiempo ella lo había denunciado a él por violencia de género, e incluso el agresor tenía una perimetral.

"Ella había sido golpeada por él una primera vez, y la segunda las amigas insistieron para que hiciera la denuncia", contó Cintia, quien solía concurrir con la fallecida a diferentes marchas para pedir un alto a la violencia machista.

Según su compañera, Mazala era una persona muy alegre, sociable y que solía hacer siempre muchos chistes, y así mismo se mostró en ese último encuentro el lunes pasado. "Ella sustentaba la casa, él se dedicaba a hacer changuitas, cosas de albañilerías. Por eso ella decidió salir a vender comida, hacer cosas dulces y pizzas, para poder tener una entrada fija para sus hijos", se lamentó.

Las mujeres salieron a marchar para pedir un alto en la violencia machista.

La violencia de género y la inseguridad van en escalada en Jujuy

Luego de que este martes apareciera en un descampado de Palpalá el cuerpo de una chica de 16 años, llamada Iara Rueda, de quien hasta ahora no se encontró su asesino, se conoció también que desapareció de su casa Gabriela Cruz, una joven de 24 años que hasta ahora no fue encontrada.

Su caso no es el único, y según contó a este portal Cintia Roca, la situación en la provincia está complicada. "Las compañeras salen a hacer denuncias y no hacen nada. Con Iara pasó lo mismo, y tuvieron que esperar cinco días hasta que la encontraron muerta. Mientras la buscaban, un sereno vio a una niña que corría porque un auto la seguía por la calle, pero ni siquiera fueron a hacerle preguntas al hombre. Hay muchas compañeras que sufrieron violencia y la policía no responde, no le da respuestas", aseguró.

En este sentido, manifestó que existen varios casos de chicas que denunciaron que un hombre en un auto blanco las siguió por la calle, mientras que, según su apreciación, los funcionarios y policías no hacen nada.

"Como mujeres, mis amigas y yo tenemos miedo de salir de casa y no volver a casa, y tenemos miedo también por los niños, Jujuy antes no era así, podíamos vivir tranquilos, pero ahora ya no. Y la policía no nos da seguridad, porque no podemos decir 'si me pasa algo se van a preocupar por hacer un seguimiento de mi caso'. En el caso de mi compañera (Roxana), no hubo seguimiento, hizo la denuncia, y quedó ese papel ahí y nada mas", cerró.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!