Secciones
Estudio

Sorpresa: el arma de Mallo, el puntero de Aníbal, no es la del crimen de Unicenter

La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, no tenía ninguna duda: Marcelo Mallo, puntero peronista, uno de los creadores de la agrupación de “hinchadas unidas”, estaba directamente vinculado con el crimen narco del Unicenter, ocurrido en 2008, cuando dos colombianos fueron asesinados en una supuesta disputa por drogas.


Bullrich y la diputada nacional Elisa Carrió también vinculaban a Mallo con el ex ministro Aníbal Fernández, a quien también relacionaban con Ibar Pérez Corradi, el acusado del triple crimen de General Rodríguez. El vínculo entre Mallo y Fernández era territorial: los dos son de Quilmes.

Una cuestionada pericia de la Bonaerense sobre un arma secuestrada en la casa de Mallo, lo vinculó con el crimen de Unicenter. Mallo se profugó, luego de que la jueza federal de San Isidro, Sandra Arroyo Salgado, ordenara su arresto. El hombre se entregó en la Prefectura Naval de Olivos, luego de varios días. Para Bullrich lo hizo porque estaba rodeado.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental
Mallo se entregó detenido en la Prefectura Naval.

Pero todo esto quedará en la nada. Una fuente cercana al detenido, sostuvo que la nueva pericia realizada en dependencias de la Policía Metropolitana, con la participación de peritos de esa fuerza, de la Bonaerense, de la Federal y de las partes, dio negativo: el arma en cuestión no es la del Unicenter.

La nueva pericia fue ordenada por la jueza, luego de que el abogado de Mallo, José Novello, cuestionara que la pericia anterior por la que su cliente terminó detenido, se hubiera realizado sin la presencia de los peritos de parte.

El arma en cuestión, una pistola italiana Tanfoglio calibre 40, fue disparada en 14 oportunidades y en ningún caso hubo coincidencias con los plomos secuestrados en Unicenter. “Todos los peritos coinciden. No hubo discrepancias. No es el arma del crimen”, dijo la fuente consultada.

Mallo había dicho que tenía la pistola en su casa, pero que en realidad era de su amigo  Leandro Ghiso, un empleado público que luego se la entregó, para vendérsela. El arma fue secuestrada cuando el domicilio de Mallo fue allanado en enero, durante la búsqueda de los pistoleros Lanatta y Schillaci, condenados por el triple crimen de General Rodríguez, supuestamente por orden de Pérez Corradi.

Bullrich se subió rápido a la moto y compró la teoría de que el arma encontrada en la casa de Mallo, fuera la del triple crimen. Raro que alguien conservara en su poder un arma usada para matar a dos personas. Y después sostuvo que el hombre contaba con apoyo de la Justicia bonaerense para escapar de la justicia federal.

“Cuando el fiscal (Sibuet) decide hacer una pericia sobre el arma, con un sistema que compara la huella digital del arma disparada, le pasa la pesquisa a la Policía Federal y la policía me avisa que estaba por hacer este comparativo y quedamos que tenía que ser secreto. Estaba todo dado para que esa pistola fuera la del crimen de los colombianos en Unicenter”, señaló Bullrich a la Televisión Pública.

“En el mismo momento que estoy hablando con el jefe de la Policía Federal para que la información sea resguardada, recibo a través de mi teléfono que la información había salido en radio Mitre. Entonces llamo al fiscal de provincia para pedirle que ordene un seguimiento inmediato a Mallo o que directamente lo detuvieran porque la información ya había salido por radio. Pero eso se demoró 24 horas y cuando lo fueron a buscar ya no estaba”, explicó Bullrich.

Lógico que Mallo desapareciera, cuando temía ir preso y que lo ajusticiaran en la cárcel por el crimen de los dos colombianos. Ahora, que la pericia definitiva sostiene que el arma encontrada en su casa no tiene nada que ver con el doble crimen de Unicenter , deberá ser sobreseido por la jueza Arroyo Salgado .

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!