Secciones
Policiales

“Va pagar por lo que hizo”: la hija del hombre asesinado por Pity Álvarez habló antes del juicio

La joven se llama Jacqueline Guzzardi y es la hija de Cristian Maximiliano Díaz, cuando recibió un disparo el 12 de julio de 2018. 

El juicio contra Cristian Pity Álvarez por el asesinato de Cristian Maximiliano Díaz está cada vez más cerca. El pasado 27 de junio pasado, el TOC 29, compuesto por los jueces Gustavo Goerner, Hugo Daniel Navarro y Juan María Ramos Padilla, dispuso la prisión domiciliaria para el músico hasta que se lleve a cabo el debate oral. 

 

En medio de su tratamiento contra las adicciones, el Pity vive con su madre en el barrio Piedra Buena en Villa Lugano, concurre dos veces por semana a un centro terapéutico en Castelar y se prepara para enfrentar el juicio. Además de un tratamiento psiquiátrico realiza diversos tratamientos médicos por varias cuestiones físicas que sufrió durante los últimos cuatros años como picos de presión y de diabetes. 

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

 

Tras el crimen en el barrio Samoré, ocurrido el 12 de julio de 2018, los jueces Goerner y Navarro determinaron que el inicio del juicio oral sea el 22 de febrero de 2023 y se desarrollará entre esa jornada y los días 1°, 6, 8 y 13 de marzo. En abril del año pasado, los mismos jueces habían rechazado el pedido de sobreseimiento del cantante. La defensa había querido anular la acusación porque no estaba en condiciones psíquicas. 

 

Mientras espera que se realice el juicio, Pity y lleva tobillera electrónicas y se encuentra al resguardo de su madre, quien tiene un botón antipánico por orden de la Justicia por si llega a tener cualquier tipo de problema. 

 

En ese contexto, Jacqueline Guzzardi, la hija de Díaz, el hombre asesinado por el ex líder de Viejas Locas e Intoxicados, afirmó a cuatros años del crimen que espera que comience el juicio oral. La chica de 19 años afirmó que está “más tranquila”, que hace más tiempo. 

 

En tanto, en una entrevista con Télam, Guzzardi dijo: "Todavía no me puse a pensar que pasaría en el juicio y tampoco en qué lo voy a ver. Solo quiero que pase rápido y que mi papá pueda descansar en paz de una vez".

En tanto, relató cómo es su vida y el apoyo que recibe de parte en redes sociales y en la calle. "La gente me escribe diciéndome que me apoyan y que la va a pagar por lo que hizo. Recibir ese cariño es algo lindo”, contó. Por otra parte, dijo:  "No puedo escucharlo, no puedo escuchar ninguna de sus canciones desde que mató a mi papá. No puedo escuchar ni siquiera su nombre ni una canción de él porque me mareo y me empiezo a sentir mal. Me da pánico de solo verlo".

 

Y en otra nota, recordó cómo fue la última vez que vio a su padre con vida en aquella jornada de 2018: "Me había traído unas cosas. Lo saludé como un día más sin pensar que iba a ser el último. Le di un beso y me dijo ´cuidate má y portate bien, no hagas lío´".

 

El caso

 

El cantante mató a Díaz el 12 de julio de 2018 frente a la Torre 12 B del barrio Samoré, en Dellepiane Sur y avenida Escalada, de Villa Lugano. Esa noche, el cantante salió con su novia y vio al hombre con quien empezó a discutir. 

 

Después de que Díaz acusara a Álvarez de decir que había robado pertenencias de una mochila, lo empujó e intentó pegarle. Pero Pity, en ese momento, sacó una pistola calibre 25 y le pegó un tiro en la cara. Cuando cayó al piso, lo disparó tres veces más. 

 

Enseguida, Pity huyó del lugar con su novia a bordo de un  Volkswagen Polo. A las pocas cuadras, le pidió a su pareja que tirara el arma en una alcantarilla. Y después fueron a pasar el resto de la noche en el boliche Pinar de Rocha, en Ramos Mejía. 

 

Casi 20 horas después, el 13 de julio, Pity se entregó en la comisaría 52. Frente a los periodistas y en un estado deplorable, el cantante afirmó: "Lo maté porque era él o yo. Y creo que cualquier animal haría lo mismo".
 

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!