Secciones
Política

Por qué los políticos siempre "sostienen un melón" cuando hablan

En plena campaña electoral, los políticos se muestran mucho y suelen usar cada una de sus apariciones para dejar en claro lo que piensan y hacia dónde van.
1/6
Massa, se trae algo entre las manos.

Massa, se trae algo entre las manos.

Lavagna también sostiene una cosa que no se ve. ¿Una sandía?

Lavagna también sostiene una cosa que no se ve. ¿Una sandía?

Urtubey también tiene lo suyo.

Urtubey también tiene lo suyo.

Massa y Lavagna: casi calcados.

Massa y Lavagna: casi calcados.

Pichetto: arriba las manos.

Pichetto: arriba las manos.

Marcos Peña con una número cinco.

Marcos Peña con una número cinco.

Aunque algunos no lo crean, el mundo de la política suele estar orquestado en todos los sentidos. Cuando los políticos se paran a dar un discurso, usan ciertas estrategias gestuales para que quede bien asentado aquello que quieren comunicar. Ahora que faltan pocos meses para las elecciones, los candidatos suelen aparecer muy seguido en televisión para brindar discursos y para a dar a conocer sus promesas políticas.


Por eso mismo, BigBang se comunicó con Marcelo Sola, especialista en comunicación no verbal, quien indicó que normalmente los políticos utilizan las manos para "ilustrar" aquello que quieren decir.

En las últimas horas un usuario de Twitter compartió un hilo de imágenes en el que se puede ver fotos de los miembros de Alternativa Federal, Sergio Massa, Juan Manuel Urtubey, Miguel Ángel PichettoJuan Schiaretti, y también de Roberto Lavagna, mientras hacen todos el mismo gesto con las manos. A simple vista, parece que sostienen algo invisible, un melón, una pelota, aunque en cada fotografía cada uno acompaña el movimiento con diferentes caras.


"Eso es un acto no verbal, ilustrador. Se hace cuando se quiere acompañar el lenguaje verbal, ya que es un refuerzo de la comunicación, de lo que dicen", explicó a este portal Sola, quien además añadió que este gesto puede resultar negativo para el político si no se lo acompaña con un lenguaje propicio. Según él, muchas veces ocurre que lo que el político dice con la boca, no lo muestra con el gesto, y ahí es cuando su discurso parece falso.

En este sentido, el profesional remarcó que o que hacen con las manos en esas fotos, es un acto no verbal ilustrativo. Por ejemplo, en el caso de la imagen donde se lo ve a Massa con Lavagna, lo que ellos quieren es "espejarse", "querer parecerse a otro". "Lo que yo veo es dos hombres gesticulando para la foto, que dicen que están en la misma sintonía y que quieren parecer simpáticos", sostuvo.

Según el especialista, una persona común también mueve las manos para acompañar lo que dice, solo que en general, cuando hablan lo hacen desde la emoción, algo que no siempre pasa con los políticos. "En política el acto no verbal siempre se hace para generar algo, si lo hacen y es congruente con lo que dicen verbalmente, esta bien, pero si es contrario con lo que dicen, resulta falso", indicó.

Además, Sola aclaró que el político trata de cuidarse mucho a la hora de comunicar, porque también si hace mucho gesto a la hora de hablar, va a aparecer demasiado armado su discurso.

El especialista en comunicación no verbal aclaró que a la hora de analizar lo que un político quiere decir en sus apariciones, lo importante es tener en cuenta sus gestos, su posición corporal y sus palabras, todo en conjunto, ya que "un gesto aislado puede no significar algo, pero si se hace en la misma situación siempre, sí es algo".

Lavagna cambió de idea: ahora dice que nunca se fue de Alternativa Federal

Las imágenes que aparecieron en Twitter se relacionan con el contexto político inestable que actualmente vive la Argentina, luego de que Cristina Fernández de Kirchner anunciara que se iba a postular como vicepresidenta junto a Alberto Fernández como presidente en la misma fórnmula. Después de esta sorpresa, se comenzó a especular con lo que hará Roberto Lavagna, quien en cuestión de horas cambió de parecer después de mostrarse lejos de Alternativa Federal, y luego aclarar que en realidad el diálogo sigue abierto.

“El diálogo es posible, no hubo una ruptura. Hubo una fijación de diferencias, un momento de clarificación, para que no hagamos un amontonamiento de gente que aspira a cargos. Tenemos un diálogo abierto”, aseguró.

 

Comentarios