Secciones
Transición

Arrancó la transición: dólar, reservas y tres leyes, entre las preocupaciones de Alberto Fernández

El presidente electo se reunió con Macri y acordaron una transición ordenada y con diálogo. Los datos que preocupan y las leyes que pretende el Frente de Todos.

Con un resultado mucho más ajustado del que esperaba el comando de campaña, hoy mismo Alberto Fernández y Mauricio Macri comenzaron a preparar la transición de cara al 10 de diciembre. Con una crisis aguda, hoy mismo la Casa Rosada amplió el cepo cambiario y limitó la compra de hasta U$S 200 dólares. En el equipo del presidente electo creen que no hay lugar para una transición complicada, y ponen el foco en definiciones económicas hasta el 10 de diciembre.

Con la agenda económica al tope de sus preocupaciones, Fernández ya comenzó a diagramar anoche mismo cómo serán los próximos 40 días hasta su asunción el 10 de diciembre. Mañana viajará a Tucumán, a presenciar la asunción del reelecto Juan Manzur, uno de los gobernadores más cercanos. Hasta allí viajarán, además, varios empresarios industriales, diputados y dirigentes del PJ. Luego, tiene previsto viajar a México para reunirse con Andrés Manuel López Obrador, en el que será su primer viaje al exterior. Ayer mismo Fernández dio señales de que los próximos meses no serán para nada sencillos. En búnker del Frente de Todos habló de un “país caótico” al que hay que “poner de pie” y le pidió a la oposición que sea “consciente de lo que ha dejado y ayude a reconstruir el país de las cenizas”.

Fernández teme por lo que pueda ocurrir con las reservas, una preocupación en la que puso especial atención durante la campaña, sobre todo luego de las PASO. Desde el 11 de agosto, la caída de las reservas del Banco Central superó los U$S 20.000 millones. Cerca de Alberto vieron con buenos ojos la resolución del organismo que comanda Guido Sandleris para ampliar el cepo de U$S 10.000 a U$S 200.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

“La clave es que la Argentina llegue de pie”, aseguraba ante BigBang un hombre muy cercano al presidente electo. En ese plan, la estrategia transicional del Frente de Todos la manejarán Santiago Cafiero, jefe de campaña de Fernández; y los economistas Matías Kulfas, Cecilia Todesca y Guillermo Nielsen. Repiten que la foto de esta mañana bajo ningún punto de vista implica un “cogobierno”, y que el encuentro fue positivo y se acordó seguir teniendo contacto.

Fernández sigue de cerca lo que ocurra con el dólar luego de las medidas anunciadas por el Gobierno para evitar una nueva disparada como la que ocurrió el 12 de agosto, cuando la divisa saltó un 30 por ciento en dos días, lo que derivó en una gran avanzada de la inflación, otra de las grandes preocupaciones en el Frente de Todos, donde aclaran de antemano que sería un logro bajarla a dos dígitos para el cuarto año del gobierno.

La pobreza es otro de los temas que preocupan a Fernández y siguen con especial atención en su entorno. Aunque se trata de un problema estructural, en los últimos años hubo un claro aumento y de acuerdo al último informe del INDEC alcanza al 34,5 por ciento de la población. Cerca del presidente electo creen que para fin de año será de entre el 38 y el 40 %, acelerada por la devaluación post-PASO. Saben, de todos modos, que no es un tema sencillo de resolver, ni mucho menos automático. “La situación es tan complicada que no nos dan derecho ni para festejar”, se lamentaba un diputado electo ante BigBang.

Ayer además Alberto tuvo un discurso “industrialista” y aseguró que las PyMES deben levantar las persianas. El plan del gobierno que planea Fernández incluye un shock de dinero en las calles para reactivar el consumo, que atraviesa una situación dramática. El diputado Daniel Arroyo ya comenzó a trabajar en el trazo fino del pacto social que el presidente electo busca sellar con empresarios y sindicatos por seis meses. Ayer, en el búnker de Fernández estuvo la plana mayor de la CGT, con Héctor Daer a la cabeza; pero también estuvieron otros sindicalistas muy cercanos al kirchnerismo, como el aeronáutico Pablo Biró.

LAS LEYES QUE QUIERE ALBERTO

De cara al futuro, Alberto Fernández tiene el objetivo de que el Congreso trate tres proyectos que considera fundamentales, tanto en lo económico como en lo social. El Frente de Todos no tendrá mayoría en el Parlamento, y entre diputados propios y aliados de bloques provinciales sumará 120 legisladores y será la primera minoría. Cambiemos tendrá 119.

El presidente electo ya dio señales de tres leyes que pretende que se aprueben pronto: por un lado, el Presupuesto 2020, que el Gobierno ya envió al Congreso y aún no tuvo tratamiento. De movida ya anticipan que habrá modificaciones. Por otro lado, la Ley de Góndolas, de la que habló en Agronomía semanas atrás y que tiene el objetivo de bajar el precio de los alimentos. Por el otro, la Ley de Alquileres, que busca reducir el gasto de los inquilinos.

LA RELACIÓN CON BRASIL

El vínculo con el gigante vecino no es menor. Brasil es el principal socio comercial de la Argentina y se anticipa un vínculo que, al menos, será tirante, sobre todo tras las declaraciones del presidente Jair Bolsonaro, quien aseguró esta mañana que la Argentina había votado mal y anticipó que no felicitaría a Alberto Fernández hasta ver cuál es la “verdadera posición política” del ex jefe de Gabinete.

La elección de ayer no sucedió un día cualquiera: además de coincidir con el aniversario de la muerte de Néstor Kirchner ocurrió el mismo día en que Lula Da Silva cumplía años. Fernández lo recordó anoche en el escenario y reclamó por su libertad. En campaña, Alberto había enfurecido con Bolsonaro en varias ocasiones y hasta lo trató de "racista, misógino y violento".

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!