Secciones
Elecciones 2021

Covid-palooza en Nueva Chicago: la Justicia Porteña avanza contra la organización y los oradores del acto

Se estima que hubo al menos 40.000 personas, cinco veces más de lo permitido.

¿Puede el presidente Alberto Fernández volver a ser imputado por violar las reglamentaciones que él mismo decretó ante la pandemia del Covid-19? La respuesta es sí. La Justicia porteña busca determinar, por estas horas, el grado de culpabilidad que tuvo el jefe de Estado como también los principales oradores del acto que sucedió ayer en la cancha de Nueva Chicago, en el barrio porteño de Mataderos, en donde hubo más de 40.000 personas sin distancia social ni medida sanitaria alguna.

Junto al Presidente, estaban entre otros, el jefe de bloque de Frente de Todos en la Cámara de Diputados, Máximo Kirchner, el ministro de Interior, Eduardo "Wado" de Pedro, dirigentes del sindicalismo oficialista como Hugo Godoy, de ATE; el referente y diputado de la CCC Juan Carlos Alberto; el piquetero Luis D'Elia, de Miles; y el ex ministro de Desarrollo Social y candidato a diputado Daniel Arroyo.

Un dato no menor, que procuraron aclarar desde la Justicia, es que en este tipo de eventos no corre el protocolo que hay en los estadios de fútbol para los partidos que organiza la Asociación de Fútbol Argentino (AFA) en donde se permite un 50% de aforo, sino que solamente esta habilitado para un máximo de 6.000 personas, ya sea en lugares cerrados o al aire libre. 

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Es decir que ayer en Nueva Chicago había al menos 5 veces más el aforo permitido. Por ese motivo la fiscalía especializada en eventos masivos, a cargo de Celsa Ramírez, allanó ayer por la noche y luego clausuró el estadio en búsqueda de más información de las cámaras de seguridad. En tanto, el juez Javier Alejandro Buján, titular del Juzgado n.° 7 en lo Penal, Contravencional y de Faltas de la ciudad de Buenos Aires, firmó la clausura del estadio de Mataderos. 

Esto puso en el cetro de la escena al presidente del club, Hugo Bellón, quien en las últimas horas recibió fuertes críticas por parte de sus compañeros de la comisión directiva y también de los hinchas debido a que vislumbra en el futuro una fuerte multa.

Pero además, el césped del estadio había sido replantado 15 días atrás y quedó totalmente arruinado. Una verdadera derrota por goleada. “No es ilógico pensar que también se avance sobre las personas que estaban en el escenario”, expresó una calificada fuente judicial. 

Pero no sólo eso, a diferencia de lo sucedido en las canchas de River Plate y Vélez Sarsfield, por partidos de fútbol, la Justicia confirmó que, al margen de los aforos excedidos para los parámetros vigentes de eventos masivos, el acto del Presidente no tenía el permiso habilitante, lo que agrava la situación.

Cabe recordar que este evento se iba a realizar en un principio en la cancha de Ferro, pero el derrumbe de una tribuna cuya obra tampoco estaba habilitada hizo cambiar los planes.

La decisión de la Justicia de avanzar de oficio se plasmó después de que el Fiscal General de la Ciudad, Juan Bautista Mahiques, vio las imágenes del acto llevado a cabo por las organizaciones sociales y le ordenó a la fiscal Ramírez que actúe. Ante la cantidad de personas que había se optó por aguardar la desconcentración del acto para avanzar. Los artículos que se investigan son el 205 y 239 del Código Penal, relativos a la violación de medidas contra las pandemias y resistencia a la autoridad, respectivamente.

Del Frente de Todos la única que habló al respecto fue la candidata a diputada nacional por la provincia de Buenos Aires, Victoria Tolosa Paz, quien en declaraciones a la prensa sostuvo que se respeto el aforo, pero que no es la responsable. No tengo los números de qué capacidad tiene el Chicago, cuál era el aforo a cumplir y cuáles eran las medidas para garantizar ese aforo. No fui parte de la organización, sino que fui invitada al evento, por eso no puedo rendir cuentas si la cantidad de gente que había en el estadio cumplía o no con el aforo que se le exige a todos los eventos masivos en tiempos de pandemia”. Y añadió: “Quienes organizaron el acto podrán dar cuenta de si hubo aforo”.

Sin embargo, Tolosa Paz destacó que, “si los aforos no se cumplen, está mal porque los tenemos que cumplir para protegernos”, pero enfatizó: “Vamos a volver a normalidad si cumplimos con los aforos correspondientes, pero no tengo los elementos para decir si acá hubo incumplimiento y me estaría adelantando a la investigación que se está haciendo en la órbita judicial”.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!