Secciones
Elecciones 2021

"Era Bullrich": la feroz interna en el búnker de Juntos por el Cambio y el pase de factura a Vidal y Larreta

El enojo por la perfomance de Vidal se vislumbraba en el búnker.

“Era Bullrich”. Esa frase, muy por lo bajo, se escuchó y repitió en diferentes lugares del búnker de Juntos por el Cambio en la Ciudad luego del resultado que cosechó la lista que encabezó María Eugenia Vidal. La bronca dentro de la coalición opositora se sentía en el aire del búnker. La campaña de la ex gobernadora de cara a las PASO fue de menor a mayor sin embargo en las generales no pudo sacarle votos al economista Javier Milei y su espacio Avanza la Libertad.

Antes de las elecciones, el entorno más intimo de Vidal sostenía que firmaban 48% de los votos, ocho puntos porcentuales menos que los que cosechó en 2019 el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta. Si bien no hubo pase de factura y echada de culpas, hay quienes ven como algunos sectores del núcleo duro del PRO optó por otra opción. 

“No hubo orgánicos que nos votaron”, reclamó uno de los dirigentes territoriales. Hay quienes sospechan que los propios de ese espacio que decidieron votar por Milei en las PASO mantuvieron ese voto en las generales. Poco antes de los comicios, incluso en la campaña de Diego Santilli, decían que no había lugar para los moderados. Que solamente había halcones. De ahí la frase “todos somos halcones” que llegó a deslizar el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Esto tuvo una cuestión matemática incluso que se vio en la Comuna 8. Ahí la campaña se la puso al hombro la ministra de Desarrollo Humano y Hábitat, Maria Migliore, a quien le reprocharon la actitud “Carolina Stanley” de darle plata a las organizaciones sociales y se convirtió en la única comuna en donde fue derrotado Juntos por el Cambio.

La situación se sentía antes de que estuvieran los resultados en la cara de varios de los dirigentes que pedían que se tenía que tener posturas más duras. El interrogante ahora está en qué sucederá de cara al 2023. Están los funcionarios que sostienen que cualquiera sea la persona que elija Rodríguez Larreta se puede imponer en la interna de ese espacio contra el radicalismo.

Sin embargo, por lo bajo ya empiezan a rosquear la chance de que sea el ministro de Salud porteño, Fernán Quirós, quien se ponga el traje de candidato para alcalde de la Ciudad capital del país. Todos cálculos que se hacen en las primeras horas. Detrás de escena, en Costa Salguero no se hablaba de otra cosa.

Quedará para después el uso de las reglas que se plenteó en una de las primeras conversaciones. Incluso habrá un cuarto intermedio hasta mañana, cuando la mesa nacional se junte a lugar a confirmar. Ahí no sólo estará en el tintero la posibilidad de endurecer el discurso sino también como se hará con la convocatoria que llamó el presidente Alberto Fernández.

Uno de los cálculos que hacen en el seno de Juntos por el Cambio es la suma de los votos de Milei. Si se suman ambos el resultado se asemeja a lo que cosechó en 2017 la coalición opositora al sumar las listas de Elisa “Lilita” Carrió y Martín Lousteau. Dos años después el ministro de Gobierno porteño, Bruno Screnci Silva, logró que los liberales bajen a su candidato local para apoyar a Rodríguez Larreta. ¿Pasará lo mismo en el 2023?

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!