Secciones
Política

"África fue abandonada a su suerte": el repudio del presidente por la concentración de vacunas

El presidente habló ante el Grupo de Puebla.

“Si de una vez por todas no tomamos el toro por las astas, una vez más nos chocaremos con esa realidad espantosa que la pandemia dejó al descubierto: la realidad de la desigualdad en la que unos pocos disfrutan y millones y millones sufren”, fue la primera frase que el presidente Alberto Fernández dijo en su discurso ante el Grupo de Puebla.

 

Y siguió en su mensaje grabado: ”Somos sobrevivientes de la pandemia y como sobrevivientes tenemos el deber ético de aprender de tanto dolor, de asumir las carencias del mundo y la humanidad, y de ver de qué manera ponemos en marcha un mundo diferente”.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

 

 

Enseguida, llegó el fragmento más fuerte de su alocución, cuando denunció las marcadas diferencias en el reparto de dosis contra el coronavirus en todo el mundo. “La pandemia dejó en claro la desigualdad que el sistema económico ha generado en el mundo. Esa realidad se convierte en un imperativo ético que nos obliga a modificarla”, afirmó el mandatario argentino.

 

Y continuó en referencia a la aparición de una variante de preocupación llamada Ómicron: “Si después de todo lo que nos pasó, lo único que vamos a hacer es volver a repetir la historia, entonces no habremos aprendido nada y las futuras generaciones nos recordarán que les hemos fallado. África fue abandonada a su suerte con las vacunas, enfrentando una nueva variante que pone en jaque a todo el sistema internacional nuevamente”.

También afirmó: “Eso ocurre mientras que el 90 por ciento de las vacunas quedaron distribuidas en el 10 por ciento de los países más poderosos de la Tierra. Ese no es un sistema de igualdad, eso es una gran injusticia”. 

 

En ese punto, en el marco del séptimo encuentro del Grupo de Puebla, Fernández reflexionó: “Nuestro objetivo debe ser trabajar para recuperar la lógica del desarrollo productivo para toda América latina, y debemos hacerlo siguiendo el ejemplo de Artigas, de O’Higgins, de San Martín, de Bolívar, de Sucre, de los grandes hombres que unieron a América latina. Si después de todo lo que nos pasó, lo único que vamos a hacer es volver a repetir la historia, entonces no habremos aprendido nada y las futuras generaciones nos recordarán que les hemos fallado”.

 


Ese evento tiene como objetivo fortalecer la integración regional, promover el debate y articular el diseño de programas y modelos comprometidos con el crecimiento con inclusión, el acceso al trabajo, la educación, la salud y la vivienda dignos. En el encuentro, inaugurado en la noche del lunes en la Ciudad de México, se trabajará en la propuesta de un modelo de desarrollo solidario y el presente de América Latina. 

 

En la cumbre estuvieron de manera presencial y en representación de Argentina, la ministra de Género, Elisabeth Gómez Alcorta, y la asesora presidencial Cecilia Nicolini. En tanto, también se hicieron presentes la exmandataria de Brasil, Dilma Rousseff, el ecuatoriano Rafael Correa, el paraguayo Fernando Lugo y el colombiano Ernesto Samper.  
 

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!