Secciones
Política

La estilista de Milei acusada de una estafa que denosta al Estado y tiene un contrato en la Legislatura

Lilia Adela Bolukalo Lemoine fue acusada de administrar un grupo de Facebook para promocionar un tratamiento para aclarar el color de los ojos.

Javier Milei fue una de las sorpresas de las pasadas elecciones Primarias, Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO) en la ciudad de Buenos Aires, habiendo superado ampliamente las expectativas con un 13,6% de los votos. Actualmente se encuentra entre los dirigentes políticos nacionales con mejor imagen de cara a 2023 con una aprobación del 35,2%, según la consultora Management & Fit que dirige la analista Mariel Fornonicon.

Pero junto al éxito del "libertario", cobró gran popularidad una participante de su equipo: Lilia Adela Bolukalo Lemoine , que actualmente fue acusada de promocionar en sus redes sociales a un médico que realizaba un tratamiento para "aclarar el color de los ojos". Tras ese proceso, varios pacientes comenzaron a tener problemas en la visión y varios habrían quedado ciegos.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

 

Por eso, la Justicia comenzó una investigación en los consultorios médicos ubicados en Avenida del Libertador al 900, Ciudad de Buenos Aires. Con 42 años, ella misma afirma haberse sometido a este polémico tratamiento para aclarar el color de sus ojos. Además, una de las denunciantes acusó a Lemoine de administrar un grupo de Facebook para promocionar el tratamiento y también captar pacientes para Pedro Garrott, el hombre que llevaba adelante la práctica de láser.

Pero ¿quién es Lilia? El  último 25 de abril de este año fue presentada por el diputado de la Libertad Avanza en el programa que conduce Viviana Canosa por A24 como su "estilista". Luego de que el periodista Carlos Campolongo comparara su melena con la de Carlos Saúl Menem y le consultara si pensaba cortársela en algún momento, Milei sostuvo que el "éxito" detrás de su cabello le pertenecía a Lilia. "Quien me corta el pelo, además de maquillarme y sacarme fotos, es Lilia". reveló. 

Y como Lilia es una celebridad en el mundo del cosplay, amante de los personajes de Marvel y los comics, el diputado agregó: "Yo creo que mi look lo acomoda al look de Wolverine". Sorprendida, Canosa llamó a Lilia -quien por entonces se encontraba detrás de cámara- y le dio unos minutos de fama. "Lo convencí, lo ando persiguiendo por todos lados. Esto es verdad, Javier no se corta el pelo hasta que no le tapa los ojos y no puede leer....", contó la influencer en A24.

 

Y agregó: "Y una vez por mes, a veces no hay tiempo, y le corto un pedacito de cada lado. Ahora le tengo que cortar un poco las patillas. Mi vieja era estilista. Mi mamá era como el señor Miyagi, yo me atiendo sola el pelo también y acá lo hacemos a pulmón entre todos. Si el pelo de Javier es tan emblemático, que se luzca. A mi me gusta sus patillas. Soy muy nerd, soy muy fanática de Wolverine y bueno....".

Recordemos que el año pasado, la propia Lilia afirmaba ser "la fotógrafa y la maquilladora" de Milei, aunque aclaraba: "Ahora, en campaña, lo sigo a todos lados. Aclaro: no manejo sus redes sociales. Sólo él lo hace, por eso son tan auténticas. Sí colaboro con sus canales de youtube, javiermilei.tv y milei.app. Apenas le acomodo algún mechón cuando hace fotos. Pero nada más. ¿Si le corto? No, para nada, ahí sólo mete tijeras su peluquero”.

Pocos meses después, logró ser la encargada del extraño privilegio de ser la única persona autorizada a tocarle el pelo al precandidato a diputado por Ciudad de Buenos Aires del partido La Libertad Avanza. Durante años, Lilia se ganó la vida disfrazándose de personajes de ficción, generalmente protagonistas de cómics o de películas, aunque también de otros ámbitos culturales.

 

De hecho, llegó a viajar por el mundo, participando de convenciones, da cursos de confección de trajes y es experta en efectos especiales. Sin ir más lejos, llegó a interpretar a más de 250 personalidades de la cultura pop hasta que decidió sumergirse en el mundo de la política: es militante activa del partido libertario. En 2019 fue cuarta precandidata a diputada nacional por el Frente Despertar, de José Luis Espert.

 

Llegó a debatir tres veces con Ofelia Fernández: “Nunca me voy a olvidar el momento en que hablaba de la causa feminista y le leí el tuit que escribió Alberto Fernández donde mandaba a una mujer a lavar los platos. Verle la cara fue sumamente placentero”, agrega. Pero muchos medios la descubrieron recién en agosto de 2020 cuando, en plena marcha del “17A”, le tiró tres huevazos al móvil de C5N.

Desde entonces, se dedica a seguir a Milei en actos oficiales y maquillarlo, mientras que suele ser parte del grupo que idea las diferentes campañas políticas del partido libertario. Lo insólito es que, mientras expresa ideas vinculadas al ámbito privado y a las ideas liberales, y denosta tanto a la "casta" política como a los que cobran ayudas desde el Estado, Lilia vive de un contrato con la Legislatura de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires desde hace poco más de seis meses. Eso no tiene nada de malo. Salvo para los libertarios. Pero varios allegados sostienen que nunca se presentó a trabajar.

Como si esto fuera poco, también trabajó desde enero de 2015 hasta junio del mismo año como "empleada" del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires. "Cuando Espert empezó a armar su espacio se dio cuenta de que tenía poca presencia femenina y un amigo cosplayer, que era libertario y militaba con él, me invitó a sumarme. Me involucré en política después de una apatía absoluta y un desprecio total hacia los políticos…", había contado el año pasado. Ahora está vinculada tanto al mundo de Milei como a las estafas vinculadas a la salud. 

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!