Secciones
Elecciones 2021

La mano de Larreta: el detrás de las bajas de Bullrich y Carrió, con la premisa "el líder soy yo"

El detrás de escena de las decisiones de Patricia Bullrich y Elisa Carrió.

El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, empezó a mostrar los resultados de las últimas dos semana de reuniones, llamados, contenciones y negociaciones en pos de buscar demostrar que es el jefe político de Juntos por el Cambio en la Ciudad, pero también que es el candidato y el dueño de la candidatura presidencial en 2023. 

Las renuncias de la presidenta del PRO y ex ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, y de la líder de la Coalición Cívica, Elisa “Lilita” Carrió, a ser candidatas a diputada nacional por la Ciudad y la provincia de Buenos Aires respectivamente va en ese sentido. Cuando la Unión Cívica Radical (UCR) ungió a Facundo Manes para que sea su hombre en territorio bonaerense, el alcalde porteño fue el primero en poner el grito en el cielo ante la creciente idea de los radicales de que el senador Martín Lousteau renuncie a su banca para competir nuevamente.

“Nadie les hace una interna a Morales, Suárez y Valdés en sus provincias. El líder es el gobernador y tienen que entenderlo también en la Ciudad, que soy yo”, replicó. Esa frase empezó a ordenar todo. Ahora en la Ciudad, siempre y cuando decida jugar, la ex gobernadora de la provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, encabezará una lista de unidad.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

¿Es posible lo mismo en el territorio bonaerense? Rodríguez Larreta consiguió que Carrió desista de competir e impuso formalmente al vicejefe de Gobierno, Diego Santilli, como candidato. La clave estará si habrá o no una PASO. El intendente de Vicente López, Jorge Macri, ya se anotó y adelanta que la interna dentro del PRO es un hecho. Es el próximo objetivo del alcalde porteño. “Horacio no quiere una interna en la provincia de Buenos Aires, quiere que quede claro su liderazgo”, replican en su entorno. Manes es el siguiente objetivo.

En los planes de Rodríguez Larreta está también quedar como el principal referente del centro del país; esa zona que se define en redes como “Chetoslovaquia” por su negativa a votar a candidatos del kirchenrismo y que engloba a la Ciudad, el interior bonaerense, Santa Fe, Córdoba, Entre Ríos y Mendoza. Ayer, antes del anuncio de Bullrich en redes sociales estuvo con Carrió y el real mandamás del PRO en Santa Fe, el cómico Miguel del Sel.

Dos semanas después de verlo en Buenos Aires, Rodríguez Larreta quiere que el Midachi vuelva con todo a las primeras planas políticas. Ayer viajó los 600 kilómetros que separan la capital de su casa para volver a plantar esa semilla. Si es candidato, todo Juntos por el Cambio se encolumnaría detrás de su imagen para ser senador nacional. Y capaz que alguna parte del peronismo, también si se terminan de confirmar ciertos movimientos desde el Instituto Patria.

Volviendo a Bullrich, la presidenta del PRO desde hace semanas que no buscaba ser la cabeza de lista en la Ciudad, según pudo reconstruir BigBang. “Su negocio es otro”, replican en su entorno. Logró como nadie en Juntos por el Cambio cosechar los elogios por la reconstrucción de lo que dejó la derrota de Mauricio Macri en las presidenciales de 2019. Levantó el odio vía Zoom y presencial luego, escucho a todos los que necesitaban desahogarse, se mostró con los que le pedían un apoyo y empezó a señalar con el dedo a los que ella consideró imprescindibles. 

Con el tiempo entendió que necesitaba aliarse y llevarse bien con el hombre de Rodríguez Larreta en el partido, el secretario de Ambiente, Eduardo Macchiavelli, con quien empezó a trabajar en sintonía en un 100%. De ahí es que incluso llegó a cortarle las alas a “pollos” de ella en otras provincias como es el caso de Neuquén.

La renuncia a jugar este año va acompañada de esto. Convencida de que es la heredera de Macri, a quien escucha pero dejó de hacerle caso, sabe que “el renunciamiento” al 2021 es una muestra de la unidad que busca pregonar para seguir formando su candidatura presidencial. Incluso los radicales, con quienes tuvo muchísimas diferencias, empiezan a jugar con ella. El diputado nacional Alfredo Cornejo, sobre todo.

¿Y Macri? El ex presidente apostó sus fichas a que Bullrich encabece en la Ciudad, que Vidal haga lo mismo en la Provincia y poder reclamar lugares en las listas que comienzan a cerrarse. Sin decirlo, después de las charlas que mantuvo con Rodríguez Larreta y con Vidal, ambas a solas, partió hacia Madrid para la presentación de su libro y cuestiones relacionadas con su labor como presidente de la Fundación FIFA. 

Los últimos movimientos en el PRO y en Juntos por el Cambio trajeron nuevamente a colación la pregunta sobre si efectivamente sucedió un parricidio con el fundador del PRO o todavía falta. “El tiempo es un gran ordenador”, repiten como mantra en la oposición.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!