Secciones
Se picó en la sesión de ayer

"Machista", "misógino" y "violento": las tajantes críticas contra Ritondo por sus gestos obscenos a Moreau

El dirigente del PRO reveló su peor imagen. 

Luego de que ayer la oposición de Juntos por el Cambio boicotee la sesión que estaba prevista en la Cámara de Diputados del Congreso para refrendar a la diputada nacional Cecilia Moreau como presidenta del recinto, y que durante ese acto el ex ministro de Seguridad bonaerense, Cristian Ritondo, realice gestos obscenos contra su colega, el repudio de muchos  y muchas referentes de gran parte del arco político se hicieron escuchar. 

Los calificativos contra el hombre del PRO fueron emitidos con la misma dureza que con la que sus compañeros lograron suspender la sesión de la Cámara Baja, donde también iban a votar la creación de nueve universidades nacionales, bajo el argumento de que no había quórum. Fue entonces que el griterío creció con fuerza, y también los insultos contra la presidenta de la Cámara, quien los reprendió con el micrófono mientras pudo. 

 

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Luego Ritondo hizo lo impensado para una figura de su alcance político. Formó un círculo con una mano y le metió un dedo de la otra, simulando un accionar sexual y, lo peor de todo, demostrando su oscura concepción de lo que significa tener relaciones para él, ya que luego, en vez de pedir perdón por lo que hizo y ubicarse en su rol de dirigente, decidió echar más nafta al fuego refrendando sus actitudes en la red social Twitter.

Es por eso que el repudio a lo que hizo comenzó a crecer, ya que lejos de considerar lo que sucedió una confusión o un momento de enojo, quedó claro que está de acuerdo con realizar este tipo de obscenidades con sus compañeras dentro del ámbito del Poder Legislativo.

 

Una de las figuras más relevantes que emitió una dura opinión respecto de lo sucedido fue el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, quien en su Twitter publicó un contundente hilo: "Que los vergonzosos gritos, los gestos obscenos y la violencia de la oposición en el Congreso no nos impidan ver también el fondo. La sesión que interrumpieron estaba destinada a crear nuevas Universidades en la Provincia".

 

"Cuando fueron gobierno protestaban porque sobraban Universidades en el Conurbano. Ahora se oponen a que, por ejemplo, en la PBA existan Universidades Nacionales en Pilar, Ezeiza, Delta, Cuenca del Salado y Saladillo", continuó su declaración. "Se nota mucho y queda muy a la vista lo que tenemos que decidir como pueblo: DERECHA o DERECHOS", reflexionó.

Tampoco se quedó atrás en sus cuestionamientos la vocera presidencial Gabriela Cerrutti, quien tuiteó: "la misoginia y el machismo estallaron en el Congreso. Toda nuestra solidaridad con la presidenta".

Con los mismo términos se refirió a lo ocurrido la ministra de Género y Diversidades, Ayelén Mazzina, cuando publicó la frase "no hay lugar para violentos y misóginos en el Congreso de la Nación. Inadmisible, Ritondo".

 

También el presidente del bloque del Frente de Todos, Germán Martínez, tuvo palabras de repudio a lo sucedido, cuando aseguró que JxC rompió el clima que había "en la Cámara de Diputados con gestos y actitudes sumamente violentas".

"Hubo una clara oposición a que podamos tener la sesión propuesta. Fue un escándalo, con gestos y actitudes sumamente violentas. Se rompió todo en la Cámara de Diputados donde claramente hubo una acción de violencia y descalificación hacia la presidenta", definió ante Radio 10 el diputado.

 

Al jefe de la bancada peronista le preguntaron acerca de sancionar a Ritondo por los gestos que realizó, y este confirmó que no es algo esperable, porque "se necesitan mayorías y minorías para poder hacerlo" y "quizás no todos los bloques están dispuestos a avanzar".

 

"La oposición tuvo una actitud extremadamente violenta, antidemocrática y golpista. Es una muestra dramática de la situación en la que están envueltos y a la que nos quieren arrastrar. No solo al oficialismo en la Cámara, sino al país", denunció ante el Destape Radio la diputada Blanca Osuna, quien señaló como "extremadamente violenta, antidemocrática y golpista" la actitudes de los diputados opositores.

 

La mujer también agregó dos elementos que definen la gravedad de lo sucedido: la destrucción adrede del material de computación del recinto, y cuando contó que Ritondo le gritó a Moreau "venezolana" como si fuera un insulto.

"Si se destruye un bien material con un valor económico concreto, el particular que ha dañado eso tiene que resarcirlo y eso seguirá su vía administrativa", aseguró sobre la actitud de los opositores. "Tiene un valor simbólico dañar bienes del Estado y agredir a los representantes de comunidades concretas", agregó.

 

Más repudios

El ministro de Desarrollo Territorial y Hábitat, Santiago Maggiotti, se sumó en su Twitter a cuestionar a Ritondo: "Las agresiones que recibió ayer Cecilia Moreau son inadmisibles. El momento histórico nos pide unión a los argentinos y las argentinas", y luego añadió: "Compañera, estamos con vos para seguir construyendo un Congreso que exprese al país con federalismo, respeto y pluralidad".

Por su parte, el ex ministro de Desarrollo Social Daniel Arroyo aseguró que "la oposición fue a pudrir la sesión" y que "lo lograron". "Esto agudiza más la ruptura de la relación de la sociedad con la política”, escribió, y pidió que "se llamen a reflexión porque fue tremendo lo que pasó".

"Los diputados de Cambiemos bloquean el Congreso. La jueza (María Eugenia) Capuchetti bloquea la investigación del atentado a Cristina Kirchner. La Corte bloquea el Consejo de la Magistratura. La oposición, sus medios y el partido judicial intentan bloquear la democracia", publicó en su Twitter el ministro de Justicia, Martin Soria.

"Repudiamos la violencia de diputados macristas en Diputados mientras abandonaban el recinto y dejaban sin quórum el tratamiento de creación de nuevas universidades nacionales. Toda nuestra solidaridad con su presidenta @ceciliamoreauok. La intolerancia daña nuestra democracia", escribió en las redes el intendente de La Matanza, Fernando Espinoza.

Una de las palabras más esperadas fue la de la titular del Inadi, Victoria Donda, quien compartió en la red del pajarito su parecer respecto a lo que sucedió: "La violencia con la que @cristianritondo  atacó a la presidenta de @DiputadosAR, @ceciliamoreauok, es inadmisible. Le decimos NO a la violencia política y misógina con la que algunos piensan que se pueden seguir manejando. "Guardianes de la República": obren con el ejemplo".

 

Otra de las personas que más dura se expresó fue la diputada del Frente de Izquierda Myriam Bregman, quien dijo que a Ritondo "le faltó decir 'mirá cómo me ponés...' y luego le pegó un palo por elevación asegurando que hay algunos funcionarios a quienes se olvidan de la Ley Micaela.

En el marco de un país donde la violencia política está en un punto muy álgido del debate, desde que el 1° de septiembre intentaron matar a la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner en la puerta de su departamento del barrio porteño de Recoleta, las declaciones de Ritondo tiran nafta al fuego y demuestran que todavía muchos referentes de la política nacional deben cursar la Educación Sexual Integral que tanto cuesta que se enseñe a fondo en las escuelas de todo el país.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!