Secciones
Política

Macri analizó su herencia y sostiene: "No hay tierra arrasada, las cosas no están tan mal como dicen"

El presidente hizo un balance "personal" por los cuatro años de gestión. Habló del aborto, la relación con su padre y la situación económica.

En la recta final de su presidencia y a horas del traspaso de mando, el presidente Mauricio Macri aseguró que está “orgulloso” de su gestión y dijo que le parece “bien que surjan otros liderazgos”. “No hay tierra arrasada, las cosas están más duras, pero no tan mal como dicen”, señaló. En el estreno de la entrevista “Momentos”, habló de su padre Franco Macri, Juliana Awada, Antonia y recordó su secuestro.

Las declaraciones de Macri salieron a la luz anoche en una extensa entrevista íntima donde hizo un repaso “personal” de sus últimos cuatro años. “Este es nuestro país, no nos vamos a ir, estamos orgulloso de lo que hemos hecho”, señaló el presidente, a horas del traspaso de mando a Alberto Fernández.

LO MÁS DESTACADO DEL MICRO "MOMENTOS" DE MAURICIO MACRI

  • “Ojalá que el Gobierno que va a asumir nos lleve a ese camino que todos queremos: crecer, progresar. Si queremos reivindicar banderas del pasado no nos va a ir bien. Yo voy a hacer el máximo esfuerzo para que seamos una oposición constructiva y responsable”.
  • “Hay cosas que no están buenas del trabajo que he asumido, que me pesan. Pero además de un enorme amor y confianza en este país, tengo un compromiso”.

Macri además se refirió al debate por la legalización del aborto, y señaló que fue “coherente” con lo que cree que es la libertad. “Se generó un debate histórico y creo que la Argentina se lo merecía. Yo estoy a favor de las dos vidas y algunos se enojaron porque abrí el debate, es una locura, las cosas no se pueden imponer, espero que haya servido para seguir fortaleciendo tantos debates”.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

“Estamos orgullosos de lo que hemos hecho. El 2021 está lejos. Asumí un compromiso y lo voy a cumplir, me parece bien que surjan otros liderazgos, ya habrá tiempo”, señaló el presidente saliente, en relación al rol que asumirá tras el 10 de diciembre. “Quiero renovarme, aprender cosas nuevas, en el verano voy a tratar de coordinar Juntos por el Cambio unido, espero que todos sean inteligentes en entender que la unidad es un valor que no es negociable para nuestros votantes”, agregó.

LA MUERTE DE SU PADRE

El presidente se refirió además a la muerte de su padre, el empresario Franco Macri, fallecido en marzo de este año. Tal como hizo meses atrás, contó que le pidió que se hiciera cargo de matarlo. “Al final, él alternaba la violencia verbal con delirios, repeticiones y momentos de lucidez, que eso era lo peor, porque se daba cuenta lo que le pasaba. Ahí me pedía que yo me haga cargo de matarlo, y yo le dije: “papá, no puedo”, y se enojó muchísimo.

“Él no manejaba lo que le pasaba emocionalmente, la mitad me amaba y la mitad me combatía. La persona que más me quería era la que más me odiaba. Me di cuenta de que era irreversible y fue un shock para él cuando le dije: ‘me voy’. Lo mejor fue el almuerzo con él cuando me eligieron jefe de Gobierno. Y me dijo que si él hubiese sido un padre normal, hubiera sido gerente general de todo. ‘Así que ahora que seas jefe de gobierno y presidente en el futuro me lo debés a mí’, yo le dije ‘tenés razón, papá’”.

Además, Macri recordó cómo fue el secuestro que sufrió en la década de los 90. “Me pegaron una piña y volé, ahí me levantaron del piso y me metieron en una camioneta, ahí me di cuenta de que era un secuestro. Como un bobo le empecé a gritar la campana de ellos ‘señor me están secuestrando’. Ahí me empezaron a ahorcar de atrás y casi me matan”.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!