Secciones
Política

Mauricio Macri logró un resultado inesperado y peleará por ser el jefe de la oposición

Macri sacó casi 41 puntos, una cifra impensada después de la derrota en las PASO.

El presidente saliente Mauricio Macri logró un inesperado resultado electoral luego de la paliza que recibió en las PASO en donde perdió por más de quince puntos con el presidente electo Alberto Fernández. Los siete puntos de diferencia entre ambos candidatos fueron leídos puertas adentro como un duro mensaje hacía el jefe de Gabinete, Marcos Peña, debido a que después de las internas la decisión de dotar de mayor volumen político a la campaña, algo a lo que se negó en un principio.

El tiempo y el orden en el escenario estuvo visiblemente cuidado. Primero fue el tiempo de los festejos del jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, que se impuso con el 55% de los votos y se convirtió en el primer alcalde porteño en ganar en primera vuelta. A partir de mañana Rodríguez Larreta estará programando su candidatura presidencial.

Luego fue el turno de la gobernadora, también saliente, de la provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal. Ella, luego de subir con todo su gabinete, siguió monitoreando de cerca el resultado en varios municipios de la provincia. Su futuro, si bien dijo que iba a seguir en la política, dista de ser cierto. “Tendrán que sentarse a hablar con Horacio”, explicaron desde su entorno. 

Macri mientras tanto, en el amargor de la derrota festejó lo que representó uno de los objetivos reales que buscó en la elección del domingo: posicionarse como una de los referentes de la oposición. Los casi 40 puntos, en el marco de una economía en plena recesión y ajuste, lo dejan con una considerable cantidad de diputados y senadores, más las victorias en provincias como Córdoba, Mendoza, Santa Fe, San Luis y la Ciudad. 

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Y si se va más dentro del análisis en el macrismo festejan las victorias en todos los lugares en donde Fernández estuvo en la última semana de campaña. “Pero ojo, no son todos votos de Mauricio, muchos fueron para que no gane Fernández”, sostuvo uno de los funcionarios más cercanos al presidente saliente.

Mañana Larreta y Vidal comenzarán a tejer lo que serán sus intenciones de jubilar, con decoro, a Macri de la escena. Para eso contarán con un aliado oriundo de Mendoza: el gobernador Alfredo Cornejo. “Eso es la discusión que se viene”, adelantan en una nueva mesa política que ve con buenos ojos el resultado final de la elección. “Si no entendemos que Macri tiene que dar un paso al costado se va a terminar rompiendo el espacio”, agregan. 

La transición nacional empezará mañana a partir de las 8 cuando Macri y Fernández desayunen en la Casa Rosada. La bonaerense todavía es una incógnita luego de que Kicillof no le atendió el teléfono a Vidal cuando lo llamó para felicitarlo por la victoria.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!