Secciones
Política

"¡Sacátelos de encima!": CFK le exigió a Alberto dos cabezas más y los movimientos sociales respondieron con todo

La vicepresidenta volvió a apuntar contra Emilio Pérsico y el "Chino" Navarro. La puja por el Plan Trabajar.

Pasadas las ocho de la noche del domingo y después de casi treinta horas de máxima tensión, Alberto Fernández levantó el teléfono y finalmente logró que Cristina Fernández de Kirchner lo atendiera. El presidente se encerró en el despacho de la jefatura de Gabinete de Olivos y escuchó atento a la vicepresidenta, que no titubeó a la hora de volver a marcarle la cancha: le pidió que expulsara del Frente de Todos a los movimientos sociales.

"Sacátelos de encima, te van a hundir", fue la no tan sutil recomendación que Cristina le hizo a Alberto en alusión a tres de los funcionarios más leales que aún conserva el presidente tras las salidas de Martín Guzmán y Matías Kulfas: Emilio Pérsico, secretario de Economía Social; Fernando "Chino" Navarro, secretario de Relaciones Parlamentarias, y Daniel Menéndez, subsecretario de Políticas de Integración y Formación.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

No es la primera vez que la vicepresidenta apunta contra las cabezas del Movimiento Evita y Barrios de pie. Ya en junio, durante el duro discurso que dio en Avellaneda, Cristina acusó a los movimientos sociales de manejar de forma discrecional los planes sociales y exigió que el Estado le ponga fin a la "tercerización" que tuvo lugar durante la administración de Mauricio Macri.

"El Estado Nacional debe recuperar el control, la auditoría y la aplicación de las políticas sociales. No pueden seguir tercerizadas. El Estado debe tener el monopolio, así como el Estado tiene el monopolio de la fuerza. ¿O se le ocurre a alguien que podamos tercerizar la Policía? No. El Estado debe recuperar ese rol y transparentar frente a la opinión pública todo esto", disparó la vicepresidenta durante el acto por el Día de la Bandera.

Pero las críticas fueron más duras. "A mí no me gusta que me quieran convencer de que eso es peronismo. Eso no es peronismo. El peronismo es laburo, trabajo; no depender de un dirigente barrial para que me dé el alta y la baja. Que el Estado recupere en nombre de los que nos dieron vida, de Perón y de Evita. Si Evita los viera, mamita... Imaginando y leyendo todo lo que hizo Evita. ¡Mamita!".

 

Como era de esperarse, los movimientos sociales salieron al cruce y contaron con el apoyo del presidente, quien ponderó el trabajo territorial que llevaron adelante durante la pandemia. Pero la "banca" de Alberto no fue suficiente y la vicepresidenta volvió a exigirle la cabeza de los principales referentes, que además ocupan cargos en el Ejecutivo.

"Lo que busca Cristina es eliminar el Potenciar Trabajo", reconocen en diálogo con BigBang desde los movimientos sociales, en alusión a uno de los planes que más poder le dan al Evita. "La dinámica es la de siempre: golpean fuerte (por el kirchnerismo), piden cabezas y después imponen cambios en las políticas económicas", refuerzan por estas horas.

En concreto, desde los movimientos sociales sostienen que el verdadero objetivo del kirchnerismo es dar de baja el Potenciar Trabajo y en esa cruzada La Cámpora cuenta con un inesperado aliado: Juan Grabois, que puja por la creación del Salario Universal. "Del 'Chino' no puedo hablar porque no lo conozco, pero Emilio me parece un muy buen funcionario al que se le desmadró el padrón del Potenciar Trabajo. Fue (Daniel) Arroyo el que dio las altas, pero porque había una demanda gigantesca. Al no haber una política universal, como el Salario Básico que nosotros planteamos, la gente se junta y va a reclamar", aseguró en diálogo con Argenzuela.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!