Secciones
Show

"¡Amo a Vicky": quién es el empresario que se separó para formalizar con Xipolitakis

Diego Giardelli tiene 48 años y se dedica al rubro de la electrónica y a la telefonía celular. Según trascendió, se separó de la madre de su hija para formalizar la relación con la mediática. 

Mientras atraviesa de una complicada situación personal a raíz de la deudas que acumula por no pagar el alquiler de su departamento, Vicky Xipolitakis logró hacerse un tiempo en su apretada agenda para encontrar el amor: está manteniendo un apasionado romance con Diego Giardelli, de 48 años, quien dedica al rubro de la electrónica y a la telefonía celular. 

La información fue dada por Lío Pecoraro el Run Run del espectáculo, el programa que se emite por Crónica y que conduce junto a Fernando Piaggio. "Se fueron de vacaciones a Bariloche. Ella no lo muestra en sus redes. Él tiene una hija y está casado. Está a punto de divorciarse. Conoció a Vicky como cliente de su empresa. Empezaron a frecuentar. Ella visitaba su local de electrónica en el barrio de Belgrano”, detallaron en el ciclo.

De acuerdo con el periodista, a los tres días de separarse de Evelyn, su esposa, el empresario empezó a salir con Vicky. "La historia venía de tiempo atrás. Se separó de su mujer para estar con ella. Giardelli y su ex tienen una hija en común y varios perros. Evelyn dejó a Diego, y Diego a los tres días decidió ponerse de novio con Vicky. Él se lo confesó a su ex pareja ya que mantienen un vínculo familiar", detalló.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Y agregó: "Vicky le puso un cartel pasacalle dedicado a él para decirle que lo quería y lo amaba mucho. Evelyn aún es su esposa porque no están divorciados, pero ella le pide el divorcio al nuevo novio de Vicky". Por su parte, Piaggio contó que "toda la familia empezó a ir al local de Diego" y reveló que Giardelli fue presentado oficialmente como la pareja de Vicky durante el viaje que hizo ella con Marley.

En ese sentido, el conductor sumó: "A él lo mostramos en el viaje que hizo ella con Marley. Cuando fue a grabar, un hombre que no se sabía quién era porque estaba con barbijo la fue a retirar, entró a la habitación, sintieron mucha noche de sexo y nadie le creía a los productores que habían oído eso”, a lo que Pecoraro añadió: “Y al otro día se confirma todo cuando Vicky regresa en un avión de Aerolíneas con este hombre".

Según explicó, Giardelli se levantó en pleno vuelo y gritó: "¡Amo a Vicky Xipolitakis!". Desde que se separó de Javier Naselli en 2019poco se supo de la vida amorosa de Vicky Xipolitakis hasta ahora. Según había explicado la propia vedette en varias entrevistas, el plano sentimental lo había dejado de lado para dedicarse a pleno a la crianza de su hijo, Salvador Uriel.

De hecho, en julio de este año Majo Martino había lanzado una noticia explosiva al confirmar que la mediática se había reconciliado con José Ottavis, el ex diputado con el que mantuvo una relación durante 2016. . "Fueron a cenar a un restaurante de Palermo, a una parrilla muy linda y muy conocida. Ella fue a la caja y dijo 'mándenme una cajita con vinos. Él pago la cuenta, ella se llevó la cajita", había contado. 

Actualmente Vicky vive una situación de mucho estrés luego de que se diera a conocer que podría ser desalojada a causa de las deudas que acumula por el no pago del alquiler. El 30 de septiembre, Vicky y su hijo Salvador Uriel deberán dejar el departamento de lujo ubicado en Barrio Norte. "El dueño tiene toda la razón. Si no se paga, ¿qué va a hacer? Pero yo también soy víctima”, dijo la vedette, acusando a Naselli de no abonar el alquiler. 

Si bien ella es la que reside ahí, no fue notificada ya que la causa recayó sobre su ex marido, quien firmó el contrato de alquiler, por el que pagó todos los meses y sin falta, la mitad del valor mensual. Pero claro, Vicky no pagó su parte y acumuló una deuda descomunal. “No estoy acostumbrada a vivir así. Estas cosas me ponen muy triste. Me casé enamorada, tuve un hijo, me fui a vivir con él a donde actualmente vivo. Es alquilado. Yo también me quiero ir. Me siento presa, por más que sea lindo. Prefiero vivir en paz y tranquila. Pero por un montón de motivos no me puedo ir. ¿Cómo hago? No tengo el dinero”, había explicado en su descargo La Griega. 

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!