Secciones
Show

Arde el clan Montaner: Stefi volvió sola de México y le dedicó un mensaje, ¿a su suegra?

Los posteos de la discordia y el inicio de la disputa por Marlene.

Desde que Ricky Montaner y Stefi Roitman pronunciaron el tan esperado "sí, quiero" en el altar, los rumores sobre malos tratos y conflicto entre la actriz y su suegra, Marlene Rodríguez, se volvieron cada vez más fuertes. “Hubo un caso positivo de coronavirus de la mejor amiga de Marlene. Y atención con esto. Más allá del casamiento, a mí me cuentan que en la relación de Stefi Roitman y Marlene hay tensión”, habían contado en Emparejados.

Estas versiones se instalaron a partir de que Marlene, madre de Ricky y actual esposa de Ricardo Montaner, llevó un vestido que tenía la parte de abajo en gris oscuro y la de arriba en blanco en busca de, según las malas lenguas, eclipsar a la novia. Cabe destacar que los invitados tratan de evitar ese color en la boda para no opacar a la novia. “La suegra de blanco, malísima”, lanzó en su momento Maite Peñoñori a través de las redes sociales, dándole el puntapié inicial a la polémica.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Según contaron en el ciclo que conduce Sabrina Rojas y el "Tucu" López, Stefi habría lanzado una contundente frase contra su suegra en pleno casamiento: “Es más, alguien me contaba y lo pongo en potencial, pero alguien me decía que en un momento de la fiesta Stefi Roitman dijo ‘hasta acá también me tengo que bancar este tipo de cosas, hasta en mi boda’”, contó el periodista Juan Etchegoyen.

Lo cierto es que en las últimas horas y a un mes de la boda, se casaron el pasado 8 de enero, Stefi publicó una fuerte frase en su cuenta de Twitter que los internautas no dudaron en adjudicársela a Marlene. “A veces tenemos que agradecer a Dios por lo que no pasó. Las mujeres más fuertes son las que se ayudan entre sí”, escribió la mediática al llegar a Ezeiza, sin Ricky, luego de pasar su luna de miel en México. 

Esta publicación generó un gran revuelo entre los usuarios en las redes sociales, ya que aseguran que van dirigidas a su suegra. Como si esto fuera poco, el periodista Sebastián Pampito Perello Aciar destacó que, a diferencia de Camilo y Evaluna, Ricky y Stefi viven separados del resto. “Ella vive en Estados Unidos con Ricky, solos, no viven con la familia de Ricardo..... sí llamó la atención que haya llegado sola después de la luna de miel”, comentó.

Luego de la polémica por el color del vestido que usó durante el casamiento, el cual fue mixto debido a que la familia Montaner es evangelista y la de Stefi Roitman es judía, Marlene salió a aclarar por qué usó blanco en la boda: "​Sí, me criticaron mucho.... es un diseño típico de Carolina Herrera: camisa blanca y falda negra", dijo en una nota con Intrusos. Además, aclaró que tiene una excelente relación con Stefi: "La amo con todo mi corazón. No es cierto lo que dicen". 

Finalmente, Marlene remarcó que su relación con su nuera es excelente y sentenció: “Leí que decían que nos llevábamos mal y Dios quiera que nunca pase eso ¡Qué vaina tan horrenda!. Stef es un bombón, es lo más dulce, llora por todo, se emociona. Ella forma parte de la familia, es como si hubiera estado con nosotros siempre”. 

El casamiento realizado en el salón El Dok, en Exaltación de la Cruz, contó con un gran recital, un catering de nivel internacional y bebidas valuadas en dólares. Entre las celebridades estuvieron invitados Tini Stoessel, Sebastián Yatra, Manuel Turizo, Emilia Mernes, Duki, Lizardo Ponce, Lit Killah, Oriana Sabatini, Lele Pons, Guaynaa, entre otros. La encargada de supervisar cada minuto de la noche que contó con 600 invitados fue Marlene, experta en producción de todo tipo. De hecho, ella ya había tomado las riendas de las organización de las bodas de sus otros dos hijos: Mau, el del medio, y de Evaluna y Camilo. 

Marlene decidió absolutamente todo lo que ocurrió en la fiesta. Desde la decoración, la música y la ambientación en exteriores hasta el listado definitivo y los platos que se sirvieron. Sin ir más lejos, Stefi no pudo tomar ningún tipo de decisión en su propia fiesta de casamiento. Y aunque no le dijo nada a su suegra, sí le comentó sus molestias a su marido. Ricky le dijo: “Dejala. Es lo que a mi madre le gusta. Y todo saldrá perfecto. Lo hace para que nosotros podamos disfrutar”.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!