Secciones
Show

De Jamaica al mundo: a 40 años del fallecimiento de Bob Marley, el gran difusor del reggae

El músico jamaiquino murió a los 36 años. 

El 11 de mayo de 1981, hace exactamente 40 años, falleció a los 36 años Bob Marley, máximo ícono mundial del reggae, el ritmo característico de su país.

Así terminaba prematuramente una vida en la cual logró colocar a ese estilo musical jamaiquino en el mapa mundial de la música gracias a canciones como "Is This Love?", "No Woman, No Cry", "Get Up, Stand Up", "One Love" y "Redemption Song".

"Marley es la punta de la pirámide de la cultura jamaiquina. Es como un sol que existe sobre Jamaica, es un santo. Con su mensaje ocupó un espacio que no estaba ocupado, que era el de decir las cosas, contar las realidades de su pueblo. Tomó esa bandera más fuerte que nadie y la mantuvo abrazada hasta el final", expresa al respecto el músico Hernán "Don Camel" Sforzini, en diálogo con Télam. 

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Por su parte el ex integrante de la banda Kameleba, Blackdali, valoró que Marley "hizo una síntesis y simplificó ese mensaje a través de la canción, a diferencia de otras épocas en donde predominaban los grandes oradores como transmisores de ideas".

"El mensaje del rastafarismo, iniciado en África, hubiera trascendido de cualquier manera, pero de forma más lenta. Marley tuvo esa condición de `Jesucristo Superstar" que hizo que con la canción pop se amplifique. Se dice que la verdad, tarde o temprano, sale a la luz, pero Marley hizo que fuera de manera más acelerada", agregó. 

Nacido el 6 de febrero de 1945 como Robert Nesta Marley, cargó desde pequeño la discriminación de su propia familia por su condición de mestizo, hijo de una mujer afrojamaiquina y un hombre de ascendencia inglesa.

Su sentido de pertenencia estaba totalmente del lado de la raza negra y, así, se sumergió en la música tradicional de su país, y en la de artistas como Ray Charles o Curtis Mayfield, que escuchaba en las radios norteamericanas que captaba desde Jamaica. a

Junto a Bunny Wailer y Peter Tosh formó la banda Wailing Wailers, con quienes comenzó a ganar fama en su país gracias a los discos registrados con Lee "Scratch" Perry como productor.

Sin embargo, el grupo se rompió por los ideales artísticos diferentes de sus integrantes: Marley buscaba conquistar el mercado internacional, mientras que Wailer sentía que ese camino lo alejaba de los preceptos religiosos rastafari. Tosh, por su parte, buscaba apegarse a un discurso político más radical. 

Con la banda rebautizada como The Wailers, Marley llamó la atención mundial de manera definitiva gracias al éxito de la versión de "I Shot the Sheriff" que grabó Eric Clapton

Exiliado en Londres luego de ser víctima de un atentado, el músico encabezó una serie de exitosos conciertos humanitarios y encaró giras exitosas por distintas ciudades del mundo. 

Sin embargo, su panorama se nubló cuando le descubrieron una lesión en el pie que evidenciaba el avance de un cáncer. Sin embargo, no quiso someterse a ningún tratamiento y se negó a que le amputaran el dedo donde estaba la lesión. 

Eventualmente, cuando su salud se deterioró, Marley aceptó someterse a un tratamiento de medicina alternativa en Alemania, pero la enfermedad estaba demasiado avanzada. 

Su último deseo fue regresar a su Jamaica natal pero el avión que lo trasladaba debió aterrizar de urgencia en Florida cuando sus signos vitales comenzaron a fallar. "El dinero no te puede comprar vida", logró decirle a su hijo Ziggy.

El músico murió en el Cedars of Lebanon Hospital, ahora Hospital Universitario de Miami, en la mañana del 11 de mayo de 1981. Tenía 36 años. La expansión del cáncer que comenzó como un melanoma en su piel y la metástasis producida en sus pulmones y cerebro fueron la causa de su temprana muerte. Auténtico héroe nacional jamaiquino, recibió un funeral de Estado en su país. 

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!