Secciones
Show

Depresión, "señales de Fort" y las preguntas de Felipe sobre su identidad: los últimos días de Gustavo

Tenía 62 años y los mellizos se encontraban en el departamento al momento en el que tomó la decisión de quitarse la vida.

Pasadas las cuatro de la mañana, los vecinos del barrio de Belgrano se sorprendieron por el inusual movimiento que se generó después de que el encargado de seguridad de la lujosa torre ubicada sobre la calle Sucre al 1900 alertara a las autoridades que uno de los propietarios se había arrojado desde el piso 21. Se trataba de Gustavo Martínez, ex pareja de Ricardo Fort y padre (aunque ante la ley tutor) de los mellizos Martita y Felipe.

"Se acaba de tirar un propietario", se puede escuchar en el llamado al 911 que se realizó a las 4.15 de la madrugada. De acuerdo a lo que pudo confirmar BigBang, los mellizos se encontraban durmiendo y en el departamento no se encontraron signos de violencia o desorden. El dato que alertó de inmediato a la Policía fue que el único balcón que tenía la red de protección cortada era el del dormitorio de Gustavo.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

De acuerdo a lo declarado por los mellizos ante las autoridades policiales que se hicieron presentes tras el llamado, Gustavo atravesaba una fuerte depresión. Ya no iba tanto al gimnasio como solía hacerlo, tenía muchos problemas para conciliar el sueño, se encontraba más reservado de lo habitual e incluso le habría anticipado a Felipe que quería "tirarse de un balcón".

"Uno de los hijos de Fort, Felipe, afirmó que el señor Martínez hace días se encontraba deprimido en virtud de que los mismos cumplirían la mayoría de edad, agregando que mencionaba querer arrojarse del balcón; desconociendo los mismos si se encontraba bajo algún tratamiento psicológico o psiquiátrico. En el lugar no se observan signos de violencia, ni desorden; logrando visualizar que uno de los balcones que dan al frente y la habitación de Martínez posee la red protectora cortada", señala el primer parte.

César Carrozza, abogado de Gustavo e íntimo amigo de la familia, reconoció que la mayoría de edad de los mellizos "fue uno de los factores que lo tenía deprimido". El dato no es menor: Gustavo siempre supo que su tutoría legal se terminaría al cumplir los mellizos los 18 años y la decisión de Felipe de instalarse en Miami en los próximos meses lo habría sorprendido.

"Terminemos con esto de que era el tutor, era el padre; al menos, con su muerte, reivindiquemos ese lugar. Gustavo estaba deprimido. Felipe tenía una obsesión con conocer su origen, Martita no tanto. Esas preguntas, el temor de que se vaya y lo olvide", precisó Jorge Rial desde su programa Argenzuela.

Felipe ya había hecho pública su intención de instalarse en Miami semanas atrás cuando viajó a Estados Unidos para contactar al histórico agente inmobiliario de Ricardo, Gabriel Rydz. El adolescente quedó deleitado con un lujoso complejo ubicado en la avenida Collins: el Chateau Beach. El dúplex que quería comprar está valuado en alrededor dos millones y medio de dólares, cifra a la que accedería al cumplir sus 18 años.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!