Secciones
Show

El doloroso problema de salud de Yanina Latorre: cómo lo descubrió y cuál es el tratamiento

La panelista lo contó en redes sociales.

Desde que irrumpió en los medios hace unos años, Yanina Latorre se dedicó a contar con lujos de detalles la vida de las celebridades.  A excepción de los que son sus amigos, la esposa de Diego Latorre se ha encargado de revelar misterios y secretos vinculados a la figura del mundo del espectáculo. 

 

Pero, a veces, Latorre, a quien no le gusta hablar de sus propios problemas, abre la puerta de su intimidad y deja pasar a todo el mundo. Sobre todo en las redes sociales, donde formó un fuerte vínculo con sus seguidores y sus haters, y relata varios de los capítulos de su vida.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

 

Hace algunas semanas, por ejemplo, Yani relató que ella atravesó varios problemas de salud cuando era joven. En ese sentido, Latorre relató que cuando intentó quedar embarazada de su primer hijo, debió realizar un duro tratamiento. “Era otra época, Lola tiene 21 años, y la ciencia debe haber evolucionado, pero ponés el cuerpo todos los días y nadie habla del dolor. Eran 10 inyecciones diarias durante nueve meses, y cuando nació Lola tenía callos en las piernas”, explicó. 

 

Enseguida continuó con el relato de lo que vivió por aquellos días, a comienzos del año 2000: “Yo quería ser madre, hacía siete años que estaba casada y no quedaba bajo ningún punto de vista. Hasta que me descubrieron una endometriosis. Una vez que te operan, tenés que quedar embarazada en menos de un año. Pero yo tenía tanta ansiedad que cuando me operaron, hice un par de tratamientos y quedé”.

 

Una vez que nació su hija, Latorre ya sabía que no quería tener otro hijo. En ese punto, explicó: “Después de Lola le dije a Diego que no quería tener más hijos. Nunca me cuidé y nunca quedé embarazada. Y cuando me entero que estoy embarazada de Dieguito no le dije nada a Diego porque estaba segura que lo iba a perder. Ya había perdido tres embarazos, quedaba embarazada y los largaba durmiendo en la cama, con Diego concentrado, una cosa espantosa”.

 

En tanto, sobre la llegada de su segundo hijo, Yanina contó: “A Diego lo habían vendido de México a Guatemala. Con Lolita de dos años, tenía que hacer la mudanza. No me ilusioné, no me cuidé. Y a los cuatro meses dije: ‘Estoy embarazada’. Y no le dije nada a Diego. Nos habíamos mudado a Guatemala, Lola iba al jardín y lo agarré a Diego y le dije: ‘En cinco meses vas a ser papá’. Él no lo podía creer. Fue el embarazo más corto del mundo”.

 

Ahora, Latorre volvió a sorprender y contó en su cuenta de Instagram que sufre una terrible afección que le causa fuertes dolores. En ese sentido, también mostró parte del tratamiento al que debió someterse para no sufrir más. 

Claro que lo que le pasa a Yanina por estos días no es tan grave cómo lo que sufrió cuando era joven. ¿Qué le pasa? Tiene un Neuroma de Morton, que es una afectación dolorosa que se produce en el pie como consecuencia de la irritación de uno de los nervios entre los dedos y el engrosamiento del tejido circundante. Según los médicos: “Es más frecuente que afecte al nervio entre el tercer y cuarto dedo del pie, aunque también puede afectar al nervio entre el segundo y el tercer dedo”. 

 

Según explicaron los profesionales de la  salud, el dolor que provoca es muy fuerte y el paciente siente como si estuviera de pie sobre una piedra en el zapato. Por eso,  el dolor puede ser agudo y los dedos de los pies también pueden sufrir picores o entumecimiento.

 

En Instagram, Yanina relató en una historia: “Estoy en el kinesiólogo. Hoy me empiezo a tratar en pie el Neuroma de Morton. Voy a hacer un tratamiento de radiofrecuencia y de inyecciones Met. Que, con eso, se supone que me va a empezar a ceder el dolor…. Ya terminé con el calorcito, que es la parte más fácil, y ahora viene la inyección”.

 

Enseguida, en el video sumó: “¡El pánico que estoy teniendo! Ahora, ya tengo la aguja adentro y tengo que estar así durante 20 minutos. No la estoy pasando bien. Primero es la Radiofrecuencia, después te clavan esa agujita que no sé qué carajo libera que no sé que hace que haga tu pie y que da un calor insoportable, que se supone que eso va a achicar mi Neuroma, te lo expliqué en criollo. Tengo un dolor... Pero me lo banqué chicos. Fue una aguja clavada en el pie durante 20 minutos. Qué grosa me siento”. Según contó, la afección no le surgió nada más y nada menos que por el uso constante de zapatos con tacos. A usar zapatillas, Yani. 
 

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!