Secciones
Show

Empujones, catering low cost y hasta un CV: las perlitas de la apertura del local de Wanda

La empresaria se sacó fotos, dio una conferencia de prensa y una charla para el público en general e inauguró Wanda Cosmetics, acompañada por su hermana Zaira, Jesica Cirio y Ailén Bechara. 

Desde el escándalo que involucró a su marido, Mauro Icardi, con Eugenia "La China" Suárez, Wanda Nara no deja de facturar. Y es que la blonda aprovechó que su nombre volvió a recorrer con fuerza los medios de comunicación, no solo argentinos sino que de gran parte del mundo, para descansar y abocarse de lleno a su rol de empresaria: mientras participa de distintos eventos, grabó también un comercial para una reconocida cadena de hamburguesas y, en la tarde del jueves, abrió el primer local de su línea de cosméticos ubicado en la primera planta del shopping Abasto, en la Ciudad de Buenos Aires. “Es un sueño hecho realidad”, le dijo a los medios presentes.

BigBang estuvo en la inauguración de la línea argentina de Wanda Cosmetics que tuvo de todo: un catering low cost, las quejas y reproches de algunos de los cámaras de los principales canales del país, a una de las "ángelitas" de Ángel de Brito en modo diva, a una mujer entregándole su CV a la mediática en pleno alboroto por conseguir una selfie con ella y hasta otra madre junto a su pequeña hija empujando a periodistas para conseguir su postal con la botinera.

Pero arranquemos por el principio. Wanda Cosmetics fue lanzada en abril de este año en medio de críticas hacia sus labiales, y según el entorno de Wanda, se trata de “cosméticos ideados por la modelo, donde ella formó parte de cada detalle del proceso para asegurarse que sus productos cubran las necesidades de las mujeres reales y para realzar su belleza natural”. Su catalogo incluye: base BB Cream, correctores líquidos y labiales líquidos intransferibles.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

La conferencia exclusiva para el periodismo se realizó en el auditorio en el Museo de los Niños del shopping Abasto. Si bien estaba pautado que inicie a las 16.30, recién arrancó una hora después. En ese ínterín, las quejas comenzaron a multiplicarse. "No puedo creer estar haciendo esto. 30 millones de pobres y nosotros acá", se quejó el camarógrafo de uno de los principales portales del país y agregó, ante la demora: "Nadie te sabe decir qué va a hacer Wanda hoy". 

 

Pero no fue el único en cuestionar estar cubriendo un evento de estas dimensiones. Si bien la cronista que lo acompañaba le aseguró que es "divertido" participar de estas presentaciones, un colega suyo -de uno de los canales de televisión más importantes del país- se sumó a la charla y fue lapidario: "Tenemos medio país hundido en la pobreza y a la gente le importa esto. ¡Ese es el problema! Es una cuestión sociológica". 

El enojo de los camarógrafos estaba ligado a la demora del inicio del evento. De hecho, a muchos de ellos que debían mandar señal para el vivo de sus respectivos programas de televisión no los dejaron pasar hasta el último momento. Una vez en el auditorio, las chicas de prensa que organizaron la presentación se encargaron de aclararle a cada uno de los periodistas presentes: "No va a haber lugar para preguntas de índole privado", avisó Delfina, una de las encargadas de la organización.

 

Además, advirtió que las preguntas que Wanda se encargó de responder más tarde ante la modelo y presentadora Sol Szpryngier habían sido previamente pautadas con ella. En ese momento, muchos de los presentes -quien escribe esta crónica disfrutó de los sándwiches de miga- comenzaron a criticar, sin piedad, el catering que ofreció la empresaria a los presentes.

 

Lejos de los manteles de tela elegantes, las copas y del sushi que ella suele exhibir en sus redes sociales, esta vez colocó dos extensa mesas rectangulares -una estaba colocada fuera de la vista de los curiosos- con un mantel rojo de hule, vasos de plástico y gaseosa en botella, agua y platos de plástico también con sándwiches de miga de jamón y queso y masas. Al estilo, cumpleañitos infantil.

 

Fue en ese momento que otra de las organizadoras del evento entró corriendo, visiblemente preocupada y mantuvo una acalorada discusión con su compañera. "Nos van a prender fuego el local. Les hacen hacer cuatro filas de cuadras a las personas y después les dicen que solo van a entrar diez. Wanda no va a poder salir. Yo lo voy a solucionar, pero esto no es así", le dijo a su colega, que solo atinaba a decir "bueno, entonces que no entre nadie".

 

Resulta que a la presentación del nuevo local de Wanda Nara acudió un muy numeroso grupo de personas que buscaban tener contacto, ya sea una foto o un abrazo, de su "ídola". Durante la conferencia, la esposa de Icardi habló de todo: de su producto claro está, del delantero del PSG, de sus hijos y de su futuro en la televisión argentina.  “Hay una propuesta muy interesante de un documental y también hay algo para hacer mi reality. Voy a grabar mi reality", reveló.

 

Luego, se dirigió a la Plaza del Zorzal, donde la estaban esperando una multitud, la cual la recibió con gritos, aplausos y coreando su nombre: "Wanda, Wanda". Mientras la prensa ingresaba para volver a escuchar, grabar y fotografiar a la modelo, Andrea Taboada, en su rol de cronista para el Canal de la Ciudad, abandonó su labor para abocarse de lleno a su otra pasión: el divismo. La panelista de LAM se sacó no menos de 20 fotos con los fanáticos de Wanda que, al verla, le pedían una foto o un video donde dijera: "LAAAAAMMMM". Seguramente, lo más curioso de la jornada fue ver la gran popularidad que tiene la periodista a días del final del ciclo de canal Trece. 

Una vez terminó de hablarle al público, Wanda, quien lució un look muy casual chic-jeans rotos, remera fucsia y blazer negro- y estuvo acompañada por un séquito de seguridad, miembros de su familia, como Zaira Nara, y su amigo y estilista Kenny Palacios, se dirigió a su local para el corte de cinta y la inauguración oficial. Fue en ese momento cuando la jornada, que venía siendo controlada, se descontroló. Empujones por doquier, golpes y el grito de una madre desesperada que decía "cuidado con los nenes" mientras que Wanda era escoltada hacia la puerta de su local. Los pasillos del shopping estaban colapsados de personas, muchas de ellas se abalanzaban junto a los cronistas para conseguir una foto con la modelo.

 

De hecho, dos de ellas lograron su cometido: una le alcanzó su currículum a la empresaria y hasta logró que la viera. ¿Su sueño? Trabajar en Wanda Cosmetics. Otra en cambio, llegó a pararse frente a Wanda mientras llevaba a su hija en brazos y ambas cumplieron su deseo de una foto con la blonda. Así terminó una jornada especial en la vida de la mediática, quien dentro del local posó con varias famosas que acudieron a la inauguración, como Jesica Cirio o Ailén Bechara, y si bien afirmó que apuesta al país, aclarando que los cosméticos se elaboran en la región, desde hace años vive en Europa y eligió bautizar a los productos con el nombre de ciudades cosmopolitas.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!