Secciones
Show

Enzo Vergara, íntimo con BBN: del bandoneón de 100 años de su abuelo a conocer a Justin Bieber

El músico actuó en los lugares más importantes de nuestro país y del exterior, trabajando con artistas como El Chaqueño Palavecino, Luciano Pereyra, Los Tekis o La Sole. 

Se podría decir que Enzo Vergara nació por y para la música. Incluso, cuenta la leyenda que llegó a este mundo sosteniendo un bandoneón. Nieto y único heredero de Don Pedro Vergara, uno de los bandoneonistas de la chacarera más respetados y reconocidos en el interior de este país, a sus 32 años lleva en su sangre la música y ya caminó por todos los escenarios de este país. ¡Y del mundo!. Claro está, acompañado por el bello instrumento que heredó de su abuelo. "Con ese bandoneón estoy andando. En mi familia ya tiene 100 años y lo tuvimos que restaurar por cuestión de mantenimiento. Pero mi abuelo fue muy cuidadoso, yo también y todo lo que se trata con amor dura", aclara en diálogo con BigBang.

Antes de su gira por Europa, el cordobés se presentará el 1 de septiembre en La Trastienda. Luego, partirá rumbo al viejo continente para seguir cosechando anécdotas, como aquella que conoció a Justin Bieber de la mano del Chaqueño Palavecino y el Chino Maidana. "Fue una experiencia hermosa en un tiempo que trabajaba como músico sesionista. Estaba en mi pueblo tomando mate con mi vieja y me llama el Chaqueño Palavecino para preguntarme si tenía el pasaporte al día. Cuando le dije que sí, me dijo que el martes fuera hasta Buenos Aires para hacer los trámites para un viaje. Resulto que nos íbamos a Las Vegas, Estados Unidos", recuerda.

Así fue como en el año 2014 -junto al Chaqueño Palavecino- viajó para acompañar al Chino Maidana a Las Vegas, donde enfrentó por segunda ocasión a Floyd Mayweather. "Hicimos la Visa porque el Chino lo invitó en la revancha que tuvo con Floyd y fue una experiencia hermosa. Terminamos tocando chamamé vestidos de gauchos. De hecho, tengo una anécdota hermosa de aquel día. Allá estábamos en camarines, se acerca un chico rubiecito y lo saluda al Chaqueño. Hablamos un poco de nuestros vestuarios y cuando se va, el Chaqueño mira y me pregunta ´quién era ese´. No sabía cómo explicarle que era un cantante hiper conocido y exitoso internacionalmente: ¡Era Justin Bieber! (risas)", relató.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Enzo recordó además la "humildad" con la que el artista internacional se acercó a saludarlos, interesado en sus vestuarios. "Se acercó con una humildad el loco, con una cuestión súper humana y el Chaqueño no sabía quién era. A veces no nos damos cuenta de lo que somos y lo que impactamos. Imagínate ver a cinco guachos ahí. ¡Es súper imponente!", destacó el artista.  

Su amor por la música es heredada de su abuelo, a quien Ica Novo menciona en "Del Norte Cordobés", la chacarera más grabada en la historia del folclore. Por eso, sobre sus inicios destaca: "Desde muy chico me di cuenta que quería ser músico. A los 7 u 8 años mi profesor de música nos hace cantar en el aula Del Norte Cordobés, que nombra a mi familia. Cuando llego a mi casa, le cuento a mi viejo y él agarró la guitarra. Esa fue mi primera vez, mi primer contacto con la música", contó.

Según recuerda, a su abuelo lo unía más que un lazo musical. "Teníamos con mi abuelo un amor mutuo. Éramos cómplices, nos hacíamos trampa en las cartas. Antes de jugar, agarrábamos las mejores cartas. Compartí muchas cosas, me enseñó la cultura del campo, el amor a los animales y el vínculo que un nieto tiene con un abuelo vas más allá de la música", resaltó.

Sobre la actualidad del escenario musical, que suele estar dominado por el género urbano actualmente, el cantautor y bandoneonista detalló que eligió el género del folklore por sus raíces. "Por las raíces que me sostienen, por lo que amo y pregonamos como familia. Pero no tengo las puertas cerradas a nada ni a ningún otro género musical siempre que sea con respeto, calidad, armonía y que sume. No le cierro las puertas a nada", aclaró.

Vale destacar que actualmente Enzo es reconocido por colegas de la talla del Chaqueño Palavecino, Luciano Pereyra y Soledad, entre muchos otros, y ostenta el título de "bandoneón folclorista pop del mundo". "Si bien Diego Torres llevó al bandoneón al pop, fue del lado del tango. Me pareció súper única la propuesta desde el folklore y mi primer disco fue de todas canciones pop, siempre con un tinte del folklore", recordó.

Enzo empezó su carrera a muy corta edad. A los 10 años, ya brindaba espectáculos con su padre. En su adolescencia descubrió el bandoneón, piano, acordeón, guitarra, lo que lo llevó a integrar varios conjuntos de folklore y tango. "Siempre tuve la influencia del pop. A toda la generación de los ´90 nos gustaba la música romántica, Me gustaba escuchar Luis Miguel, Cristian Castro o David Bisbal, pero sobre todo boleros", detalló.

En ese sentido, sostuvo que esa música marcó toda una generación. "Quizás ahora ya no está o está reemplazada por el urbano. El folklore se fue amoldando a los nuevos sonidos. Hoy hay artistas que buscan el aplauso fácil y cantan canciones del urbano y lo llevan al ritmo folclórico. Pero eso no es modernizar, sino buscar una solución de marketing fácil. De mi lado propongo esas canciones olvidadas o escritas hace treinta años", dijo.

Además, se animó a meterse en la polémica sobre el uso, o abuso, del auto-tune. "Es una cuestión conceptual y de gustos. Yo tengo amigos o colegas que cantan urbano y son grandes músicos y productores. Están en la ola del momento, es lo que está sonando y de moda. Proponen eso y detrás son gente muy dedicada, estudiosos que han logrado una identidad. Particularmente prefiero cantar y si hay una desafinación, se corregirá pero de manera natural", sumó.

Y agregó: "El folklore viene de ahí y no me imagino una chacarera con auto-tune. Desde otro lugar expresamos el arte, le cantamos al viento, a la patria y a los nuestros. Quizás la música pasó a ser lo de menos, ahora se vende la ropa, los lentes, lo que usan los artistas y el enfoque va por otro lado, y creo que hay cosas que no se tocan y van de la mano. En Córdoba hay 400 festivales de folklore. La gente sigue eligiendo lo nuestro y cantar en vivo. Pero también hay otro público que elige lo contrario". Después de presentarse en La Trastienda, Enzo armará las valijas para recorrer Europa con su música: “Esta gira es muy importante. La vengo postergando desde la pandemia".

El músico estará por España, Francia, Alemania, Suiza, Italia y Grecia. "Lo que pasa es que el folklore lo bailaba la gente de la alta sociedad en los inicios. Ese impacto sigue estando presente en Europa y Estados Unidos, por ejemplo. Allá valoran nuestra cultura e instrumentos que quizás en Argentina, por este uso desmedido de lo que está de moda, se olvida de lo que somos y de dónde venimos. Siempre estamos mirando lo que hace el vecino en vez de nuestra propia casa y allá valoran nuestra música, a nuestros compositores y a nuestros escritores. A veces tenés que salir afuera para entender realmente el valor que tiene nuestra cultura", concluyó. 

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!