Secciones
Show

Harry no es el único, las princesas lo secundan: por qué William se convirtió en el "más odiado"

El hijo mayor de Lady Di se encuentra en el centro de la polémica. El rol que ocupa en el Palacio y el malestar entre los otros nietos de la Reina.

"Hay que ponerle un freno a William". La Corona británica vive uno de sus momentos más tensos después del escandaloso divorcio de Lady Di y el príncipe Carlos allá por 1996. En efecto, los jóvenes "royals" se aliaron en contra del príncipe William, segundo en línea de sucesión al trono. La renuncia de Harry, la alianza con sus primas -las princesas Beatrice y Eugenie- y el detrás de escena de la interna que preocupa a la Reina. "Si esto sigue así, nada va a quedar en pie", advierten con preocupación los tabloides británicos.

La decisión en vida de la Reina que desató la interna entre todos sus nietos

El príncipe William es, en efecto, el segundo en línea de sucesión al trono británico. Aunque será su padre, el príncipe Carlos, quien suceda a la reina Elizabeth II; lo cierto es que el "futuro de la monarquía" quedará en manos del primogénito de Lady Di y esa decisión la tomó años atrás la propia Reina. "El reinado de Carlos, por edad, será breve. Atenta a eso, la Reina decidió sumar a William de un tiempo a esta parte a las decisiones a tomar de cara a la eventual transición", precisaron fuentes del Palacio de Buckingham.

¿Cuánto vale la verdad?
El periodismo de calidad necesita de la ayuda de los lectores. Tu apoyo es fundamental.

"La Reina confía en William y en Kate (Middleton). Ellos son el futuro de la monarquía y por eso sigue muy de cerca cada uno de los movimientos de los duques. La acompaña mucho a Kate, quien se está preparando para ser la nueva reina de Inglaterra. En estos momentos, la palabra de William es casi la única que escucha la Reina", reconocen. El poder del hijo de Lady Di creció de modo intempestivo en los últimos años, en especial después del nacimiento de su segunda hija, la princesa Charlotte.

De "los poderosos tres" a la interna con las princesas

Ese fue el momento en el que William Kate dejaron de "disfrutar" de estar en las segundas líneas, para convertirse en el rostro visible de la Familia Real a pedido de la Corona. Por ese entonces, era un equipo de tres. Y es que la Reina hizo especial hincapié en su deseo de que Harry formara parte de la denominada renovación. El equipo fue bautizado por la prensa como "los poderosos tres" y desató la primera de las internas que hoy enfrenta William: la furia de las princesas Beatrice Eugenie.

Leé también | Los encriptados mensajes que Harry le mandó a William en plena crisis y la estocada final contra Kate

El primer foco de incendio apareció antes de que Middleton se casara con el futuro heredero al trono. Mientras ultimaba los detalles de su casamiento con KateWilliam recibió el llamado de su abuela, la reina. Levantó el teléfono y escuchó el pedido de la Monarca: tenían que encontrarse lo antes posible en el Palacio de Buckingham. Desde el entorno del futuro rey aseguran que pensó que se trataba de una reunión para discutir algunos detalles con respecto a su boda, pero el motivo era otro: el eventual matrimonio de la princesa Beatrice, prima directa de William.

"Siempre hubo una muy buena relación entre los cuatro primos, en especial porque Diana se llevaba muy bien con Fergie. Así que solían pasar mucho tiempo juntos, en especial durante las vacaciones", precisan desde el entorno de los príncipes. Pero todo cambió. La relación primero se enfrió después de los escándalos que protagonizó la madre de Beatrice y Eugenie. Luego, con el correr de los años, todos debieron asumir un rol más protagónico con respecto a sus roles reales y los "aires de grandeza" de William resultaron intolerables para algunos miembros de la familia real extendida.

Ese día, William llegó al Palacio y se encontró con su abuela. "La Reina le comunicó la intención de Beatrice de casarse con Dave Clark". Por ese entonces, llevaban ya cuatro años de novios y eran, antes de que estallara en los medios la relación de Kate William, la pareja más buscada por los medios. "El problema se desató porque, de acuerdo a la tradición, cualquier miembro de la Familia Real debe pedirle permiso a la Reina para poder casarse. Esto cambia una vez que se cumplen los 25 años, pero la princesa tenía 23 en ese momento", precisaron.

William dudaba de que Dave pudiera llevar adelante su rol como eventual futuro miembro de la Familia Real"

"Lo que se sabe es que Beatrice habló con su abuela y le pidió permiso para poder casarse con Dave. Pero, en esa misma comunicación, le dijo que también lo hablara con William, para tener la doble aprobación", advierten los medios ingleses. El problema es que William no toleraba a Dave, le resultaba muy "confianzudo" y dudaba de su capacidad de poder "llevar adelante su rol como eventual futuro miembro de la Familia Real". El mismo argumento que años después esgrimiría para oponerse al matrimonio de su hermano con Meghan.

Ese fue el motivo por el cual la respuesta de William fue negativa. "La Reina se lo comunicó a Beatrice y, como es de esperarse, la respuesta no le calló nada bien a la princesa. Desde entonces, la relación con su primo se rompió. Se distanciaron y dejaron de hablarse". Pero eso no fue todo. El gran desaire real que al día de hoy Beatrice no le perdona a su primo es que haya excluido a Dave de la lista de invitados a su boda. "Ella esperaba poder llegar acompañada de su pareja y vivió como una humillación tener que ir con su hermana. Además, tampoco la invitó a Fergie, por lo que fue un notorio desaire".

Así fue el casamiento de William y Kate Middleton al que el novio de la princesa Beatrice no fue invitado

Semanas más tarde, durante la boda de Zara Phillips (hija de la princesa Anne y nieta mayor de la Reina), los cuatro volvieron a encontrarse. Esta vez, Dave sí fue invitado a la boda real.  “Dave los trató con mucho aprecio como para demostrarles que no le había importado el desaire”, sostienen. Pero la exclusión del joven de la boda marcó un antes y un después, que dio lugar a una escalada de ofensivas de Beatrice contra Middleton.

La relación entre Beatrice Dave continuó otros seis años. La pareja se separó en 2016, sólo un año después del nacimiento de la princesa Charlotte, segunda hija de William y Kate. Por ese entonces, Beatrice ya tenía 27 años y no necesitaba la aprobación de la Reina (ni de su primo) para pasar por el altar. "Dave se sintió muy presionado y tuvieron una charla en la que decidieron de mutuo acuerdo que no se casarían. Pero después de eso, ya no quedaba nada por pelear. Dieron por terminada su relación".

El escándalo sexual del príncipe Andrew: otra cachetada a las princesas y el objetivo "reducir a la Familia Real"

Cuando se desató el escándalo por la denuncia de abuso sexual a menores en contra del príncipe Andrew -el tercer hijo de la Reina y padre de Eugenie y Beatrice-, William tomó la misma postura que años atrás enfrentó al príncipe Carlos con su hermano, Andrew: "Hay que reducir la Familia Real". La Reina tiene ocho nietos, pero sólo los rostros de WilliamHarryBeatrice y Eugenie son los que el público reconoce al instante. ¿El motivo? Peter y Zara (los hijos de la princesa Anne) fueron criados sin el título de alteza real a pedido de sus padres, motivo por el cual participan de muy pocos actos oficiales y no cobran un centavo de las arcas de la Corona. Louis y James, los hijos del hijo menor de la Reina (Edward) son muy chicos y sus padres también decidieron mantenerlos alejados del público.

"El único de los cuatro hijos de la Reina que peleó para que sus hijas tuvieran protagonismo fue Andrew. Su obsesión era que las princesas recibieran la misma atención que sus primos mayores. Luchó por eso durante años y tuvo la resistencia de su hermano, Carlos, quien sostiene que la única forma que tiene la Familia Real de sobrevivir es reducir los gastos y, en consecuencia, los números de los representantes de la Corona", reconocen. William coincide con su padre y, desde que su abuela le dio más poder, no hizo otra cosa que intentar minimizar la participación de sus primas en los actos y ceremonias protocolares.

Harry y sus primas coinciden en que William estaba queriendo controlar demasiado sus vidas"

"William Carlos le dijeron a la Reina que lo mejor era que Andrew diera un paso al costado. La Reina entendió que tenía poner el deber antes que la familia y fue ella quien lo citó al Palacio para pedirle que renunciara a la vida pública", reconocen. El escándalo afectó de modo directo a las hijas de Andrew, en especial a la princesa Beatrice, quien había anunciado su compromiso semanas antes de que estallara el escándalo. "William fue por más y tensó la relación con su prima al sugerir, tal como lo hizo con la boda de Eugenie, que fuera ella quien costeara los gastos; teniendo en cuenta lo que había sucedido con su padre".

Cansados de la "doctrina William", HarryBeatrice y Eugenie unieron fuerzas contra el heredero al trono. "Harry se reencontró con sus primas después de lo que sucedió con Andrew y los tres coincidieron en que William estaba queriendo controlar demasiado sus vidas", advierten. "Las princesas decidieron mantener su posición real y participaron en el detrás de escena de la lamentable entrevista que Andrew le dio a la BBC. Su postura es clara: son princesas y lo serán hasta el día de su muerte. Harry las apoya, aunque en su cabeza el plan es otro: lo único que quiere es alejarse con Meghan y Archie", advertían tiempo atrás.

Las bodas de sus primas y la negativa de William a pagarlas

En octubre del año pasado, sólo semanas antes de que estallara el escándalo de su padre, la princesa Beatrice anunció su compromiso con el empresario italiano Edoardo Mapelli Mozzi. A diferencia de lo que sucedió en 2011, Beatrice ya no necesita la autorización de su abuela (ni la de su primo) para casarse. “Esta vez, ni siquiera le preguntó a su primo qué opinaba. Simplemente se cercioró de que se enterara antes que los medios para mantener la tregua, pero lo dejó afuera de todo”, consignan los medios ingleses.

Atenta a los “nuevos aires”, Beatrice decidió romper con el protocolo e invitó a la ex mujer de su futuro marido a la ceremonia. Además, participará del cortejo el hijo de Mapelli Mozzi. “Ese tipo de cosas son las que a William no le gustan. Está a favor de modernizar la monarquía, pero es un poco más conservador que su hermano Harry, por ejemplo. Sabe que será él quien asuma la responsabilidad de la Corona y le cuesta aceptar ciertas decisiones de los otros miembros jóvenes de la Familia Real”, advierten fuentes cercanas al Palacio.

El desaire de Beatrice no pasó inadvertido por William. En efecto, el heredero al trono se mostró en público junto a su mujer, Kate Middleton, el día en el que su prima anunció su compromiso. Y, para sorpresa de muchos, evitó pronunciarse al respecto. El mismo silencio se advirtió desde la cuenta de Instagram de la pareja: no hubo ni un solo posteo felicitándola por su futura boda.

Leé también | El día que Lady Di predijo la renuncia de Harry a la Familia Real y el plan que tenía para William

Pero eso no es todo. William siguió con atención la polémica que se desató en octubre de 2018 cuando su otra prima (y hermana menor de Beatrice), la princesa Eugenie, se casó con Jack Brooksbank y los ingleses debieron hacerse cargo de las dos millones de libras que costó la boda real.

“En ese momento, muchos cuestionaron el hecho de que debiera costearse con fondos públicos el enlace de un miembro secundario de la Corona. Existieron peticiones oficiales para que la Familia Real se hiciera cargo de los costos. Esto marcó un punto de quiebre entre la relación de la Corona y los ingleses”.

El malestar no sólo invadió a los partidarios de abolir la monarquía. “Había una sensación muy fuerte, incluso entre los que apoyan a la Familia Real, de que el Estado no debía pagar por el gran día de Eugenie”.

Con los preparativos en marcha, no son pocos los que anticipan otro escándalo en torno a los costos de la ceremonia. Y William es uno de ellos. “Hay dos ‘familias reales’ para él. La más reducida, que lo incluye a su hermano, y la ‘ampliada’. Al igual que su padre, el príncipe CarlosWilliam sostiene que deben comenzar a anularse los beneficios de los otros nietos e hijos de la Reina en señal de austeridad”.

Según trascendió, el hijo mayor de Lady Di fue el primero en acercarle a la Reina la posibilidad de que corra por cuenta de Beatrice el costo de su boda. “La Reina no quiere hacer diferencias con sus nietos, ya se negó a hacerlo cuando se lo pidió Carlos. Pero William fue muy insistente y Beatrice se enteró”.

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!

Temas

  • Príncipe William
  • Príncipe Harry
  • Meghan Markle
  • Kate Middleton
  • Princesa Beatrice
  • Princesa Eugenie
  • Lady Di
  • Príncipe Carlos
  • Familia Real inglesa

Comentarios