Secciones
Llegó enojado

La furia de Montaner: llegó tarde a las grabaciones de La Voz por ir a ver a Índigo y culpó a la aerolínea

El cantante ya está en la Argentina, aunque arribó después de lo esperado.

A pesar de la enorme felicidad por la enorme cantidad de trabajo que tiene y la llegada de nuevos miembros a su familia, parece que Ricardo Montaner no pasa por uno de sus mejores momentos. Es que el cantante llegó tarde a las grabaciones de la nueva temporada de La Voz Argentina, y eso lo enfureció, al punto tal que al arribar al país no mostró una muy buena predisposición.

Sucede que después de haber dando un concierto en México, el cantante decidió hacer una parada en los Estados Unidos, y voló hasta Miami para ver unas horas a su nieta Índigo, la hija de Evaluna Montaner y Camilo Echeverry.

"Hoy empezaban las grabaciones y resulta que al señor se le ocurrió bajarse del avión desde el que venía de su gira para ver a Índigo en Miami. Dijo: 'Extraño a la nena, extraño a Evaluna... Quiero ver a mi nietita. Entonces fue a ver a su familia y perdió el avión que venía a Buenos Aires'”, contó recientemente la periodista Laura Ubfal sobre el conflicto que desató.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

“El tema es que hoy empezaban a grabar, imaginate que traés gente de las provincias, les pagás el hotel, está todo armado, con el vestuario y maquillaje. En un día se graban un montón de programas así que no llegó y Mau, Ricky, Lali y Marley se quedaron esperando. La gente llegaba a grabar y le decían que estaba suspendido todo", sumó. 

Enterado sobre esto, Ricardo, que ya hace tiempo usa sus redes para contestar las polémicas, twitteó el lunes que ya estaba en la Argentina, y que su vuelo debía llegar al país, proveniente de Miami, a las 8.40 de la mañana, pero que se demoró por un problema de la aerolínea.

"Por fin llegamos … comenzamos las grabaciones del programa más visto de la tv. Costó pero llegamos, gracias por el delay American Air", escribió enojado. 

Quizás por este retraso es que Montaner arribó a la Argentina muy enojado y, de hecho, cuando fue sorprendido por un notero del programa LAM, se mostró bastante ofuscado e incluso muy poco agradable. Ya en el Aeropuerto Internacional de Ezeiza, el periodista empezó a preguntarle por sus hijos, las polémicas, el problema con La Voz, y muy raramente, el artista casi no quiso contestar.

Incluso, le dijo al notero que estaba muy incómodo porque se había aparecido con la cámara prendida, algo que no le pareció nada bien. ¿Se habrá puesto así por la demora en arribar a la Argentina o por qué desde Telefe lo retaron al plantar a todo el equipo?

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!