Secciones
Show

La lavada de manos de Caras y la indignante justificación de la tapa contra la hija de Máxima

El vicedirector de la publicación, Héctor Maugeri, salió a "bancar" la decisión de la portada en la que le hacen bullying a la hija de Máxima por ser, según ellos, "plus size".

Después del repudio masivo que recibió la reciente tapa de la revista Caras, el vicedirector de la publicación, Héctor Maugeri, apeló a las redes sociales para justificar la decisión editorial de cuestionar el cuerpo de una adolescente de 16 años que, en este caso, se trata de la princesa Catharina Amalia de Holanda, hija de Máxima Zorreguieta.

"¡Exclusivo! La revista aún no está en los kioscos y ya es trending topic en todas las plataformas digitales", celebró el periodista en su cuenta personal de Instagram. "La historia de Amalia, la hija de Máxima y heredera al trono, es una historia de superación resiliencia", prosiguió.

El periodista recordó que la princesa sufrió bullying por su cuerpo e intentó camuflar la gordofóbica bajada de la portada, al asegurar que lo que buscaron fue contar una "historia de superación". Superación, ¿de qué? Se preguntaron muchos. ¿Superación de no cumplir con los imposibles cánones de belleza que se instalan en la sociedad? ¿Superación de ser mujer y tener un cuerpo?

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

"La adolescente, tras haber sido sometida a un bullying descarnado y brutal durante su infancia (algo que también sufrió Máxima y lo comentó en más de una oportunidad) logró superarlo junto al amor de su familia y, por sobre todo, creyendo en ella y en la mujer que quiere y elige ser", sumó.

Leé también | "¡Mujeres reales somos todas!": duro repudio a la revista Caras por hacerle bullying a la hija de Máxima

Lo llamativo del caso es que, hasta el momento dado que todavía no está a la venta, la revista no promociona una entrevista con la heredera al trono holandés. ¿Cómo saben ellos que 'superó' las agresiones que aseguran recibió por su cuerpo? ¿Acaso fue ella quien empleó el término 'plus size' para definirse como persona?

"Caras es una revista que siempre le dio 'voz' a los que alguna vez la sociedad intentó callar. Nosotros no somos calificadores", resistió el periodista. Sin embargo, en las 37 palabras elegidas para describir la portada sobran adjetivos y afirmaciones gordofóbicas como "plus size", "mujer real" y "defiende su figura". ¿Por qué defiende su figura? ¿Quién dijo que lo hace? ¿Por qué debería celebrarse que tenga que a los 16 años defender su figura?

Leé también | 

Por último, Maugeri remarcó: "Somos comunicadores y en esta semana, la historia de Amalia es un ejemplo para otras niñas que pudieron (Sic) -o atraviesan- la crueldad de los que sólo saben ver la oscuridad y no la luz".

"Nuestra tapa es a favor de tirar por la borda todo aquello que nos esclaviza y estigmatiza"

Después del descargo de Maugeri, la directora de la revista, Liliana Castaño, utilizó la cuenta oficial de Instagram de la publicación en la que intentó explicar que lo que se buscó fue: "Tirar por la borda todo aquello que nos esclaviza y estigmatiza".

"Amalia, la tapa de Caras y una historia de superación", reza el título de la editorial. "Quisimos mostrar el gran momento de una princesa que vive su adolescencia sin tabúes y defiende su figura de 'mujer real', pero no pudimos evitar la polémica. Abolir la perfección que nos esclaviza. Rescatar una historia de superación. Ese fue el objetivo de nuestra última tapa", explica.

De acuerdo a la directora, el disparador de la nota no fue la coincidencia con la programada sesión de fotos que la familia real de Holanda realiza año a año, sino el posteo de Oriana Sabatini, en el que contó que sufrió anorexia e instó a las mujeres a aceptarse tal cual son.

"En los últimos días, Oriana Sabatini, harta de la idealización y con ganas de andar más liviana y no de kilos, le pintó exhibir lo que menos le gusta de su cuerpo y escribió en su Instagram qué es lo que le hubiera gustado ver cuando era adolescente, porque la hubiera ayudado mucho. Después de diez años de convivir con trastornos alimenticios y de su último atracón, la hija de Cathy Fulop, liberó sus fantasmas y los de millones de almas", destacó la directora.

Luego, a la hora de explicar la decisión de recortar la foto familiar -de la que también participó el rey de Holanda y sus otras dos hijas-, señaló: "La princesa Catalina Amalia, princesa de Orange, princesa de los Países Bajos, heredera al trono por ser la hija mayor del rey Guillermo y de Máxima Zorreguieta, con todos sus títulos reales, no pudo esquivar el bullying y su historia puede resultar inspiradora. Su fortaleza, cómo sobrellevó ser la princesa 'plus size', cómo la llamaban en Holanda y el apoyo de su familia, es lo que revela la nota".

"Leer todo el texto ayudará mucho a un debate constructivo. La fugacidad de quedarse sólo con la lectura del título puede ser mezquino o quizá alcance para ejecutar la dosis de sentencia diaria. Nuestra tapa es a favor de tirar por la borda todo aquello que nos esclaviza y estigmatiza. Nuestra intención, a lo largo de casi 28 años de vida, ha sido rescatar lo que inspira, visibilizar la inclusión y darle voz a los que muchas veces no tienen el merecido espacio. Quizás, si el protocolo real no le hubiera prohibido el uso de las redes sociales, Catalina Amalia hubiera likeado el posteo de Oriana", cerró.

Temas

  • caras
  • Máxima Zorreguieta
  • Gordofobia
  • Discriminación
  • Bullying
  • Violencia

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!

Comentarios