Secciones
En qué quedará todo...

La venganza de Cami Homs a De Paul: de la pelea por los bienes, a la puja por los hijos

La separación entre Rodrigo de Paul y Camila Homs sigue dando que hablar. Te contamos la demanda millonaria de la modelo, el palo contra Tini y la venganza en frases.

Luego de la intempestiva ruptura a pocos meses de dar a luz y el flamante noviazgo entre Rodrigo De Paul y Tini Stoessel, la ex del futbolista, Camilia Homs (26), comenzó a mostrarse más seguido en los medios con una intención: contar su versión de los hechos y obtener el mejor trato posible en los tribunales.

Aunque al principio parecía que el acuerdo sería un trámite simple, la rubia optó por cambiar de abogado y hacer valer los 12 años de relación que mantuvo con el volante del Atlético de Madrid. Le exige una compensación económica de cinco millones de dólares y un plan “ahorro” para que formen parte de un fideicomiso al que sus hijos accederán recién cuando cumplan la mayoría de edad. 

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

"La plata la quiere para ellos, para asegurarse de que, independientemente de las decisiones que tome su padre, ellos tengan su futuro asegurado", advirtieron desde el entorno de Camila.

Por su parte, el jugador de la selección argentina, a manera de defensa, emitió una medida cautelar a través del Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom), para restringir a todos los medios la divulgación y difusión de información sensible relacionada a su proceso de separación con la modelo. 

Una mujer de armas tomar

Además de la compensación económica, Homs le habría exigido a su ex pareja los siguientes detalles: 

  • Tres viajes a Miami por año junto a sus hijos.
  • Posibilidad de viajar a Europa cuantas veces quiera (al menos una vez cada 45 días) y 600 euros por día para gastar en el Viejo Continente.
  • Hospedaje en hoteles cinco estrellas cada vez que salgan del país y pasajes en business para los tres.
  • Un auto cero kilómetro cada dos años.

En esta materia, en una nota con Revista Caras, la modelo explicó sobre sus demandas: “No estoy reclamando nada que sienta que no me corresponda, pero los detalles los maneja mi abogado. La mayoría de lo que se dice en los portales es mentira. Estoy reclamando lo que me corresponde después de 12 años de relación, de tanto tiempo que yo acompañé y sostuve. Es una compensación económica, además de la cuota alimentaria que le corresponde a mis hijos”.

Mientras tanto, también aprovechó su nuevo estado civil para darle una nueva chance al amor. Tal como contamos en BigBang, Camila está comenzando una relación con Carlos Benvenutto, alias Charly, un vecino de la modelo que tiene un departamento de 400 metros cuadrados en Puerto Madero.

En ese aspecto, en la misma entrevista a Caras se refirió a sus sentimientos: “Le estoy dando una oportunidad de nuevo al amor. Nos estamos conociendo. Hoy busco que un hombre sea caballero, que me haga sentir libre, que sea compañero. Busco que me de amor. Que me haga sentir bien y que soy la más linda del mundo”.

Fin del juego

Mientras Rodrigo de Paul afianza su relación con Tini, y siempre que puede encuentra un hueco para encontrarse con ella, Camila le lanza dardos en forma de frases. “Cada uno prioriza sus cosas, tengo en claro cuáles son mis prioridades. Pero no soy quién para controlar los tiempos de nadie”, lanzó en una reciente entrevista.

Y agregó: “Todavía no puedo decir que pasé por todas las etapas, aunque siento que ya transité por un montón de estados. En un primer momento sentí decepción y angustia. Porque yo tenía un proyecto en mente, y pasa algo así y te preguntás: ‘¿Dónde quedó todo eso?’. Después esperás, porque suponés que a lo mejor se puede remontar”.

Pero ese idealismo llegó a su fin. “Fueron muchos años y es difícil terminar con el amor de un día para el otro. Además, tenemos dos hijos en común. Soltarlo si, ya lo recontra solté. En cuanto a la pareja, a la relación de hombre-mujer, todo llegó a su fin”, sostuvo.

Por último, aprovechó la nota con Caras para mandarle un mensaje a sus pretendientes: “Soy extremadamente celosa, es como que lo que es mío, es mío. Y ni lo mires. ¡Soy posesiva, mal! Con lo mío no se metan. Defiendo mis cosas”.

Y si se trata de defender, también dejó en claro en qué equipo jugaría. “¿Team China o team Wanda?”, le preguntaron por redes sociales. Ella respondió: “No me gusta meterme en la vida de los demás. Solo decir que jamás entenderé a las minas que se meten con hombres casados y arruinan familias”.

Teléfono, Tini.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!