Secciones
Show

"¿Qué onda, Wan?": la furia de la familia de Nara y la, ¿banca incondicional a Icardi?

Por qué tiene prohibido blanquear a L-Gante y la feroz interna familiar.

Más capítulos que novela turca. Después de blanquear su separación con Mauro Icardi y de mostrarse a los besos en la noche porteña con L-Gante, Wanda Nara recibió la interpelación de su entorno más cercano, que sigue defendiendo al delantero pese al affaire que mantuvo en París con Eugenia "la China" Suárez. La nueva interna familiar pro Mauro y la furia de la empresaria.

Hace exactamente un mes, los padres de Francesca e Isabella abandonaron Estambul y partieron rumbo a las Islas Maldivas para darse una "última oportunidad". Por ese entonces, la empresaria ya había coqueteado con L-Gante durante su paso por la Argentina, aunque todavía eran muchos los que pensaban que se trataba tan sólo de una "venganza" pública contra Icardi por su infidelidad.

Durante el viaje, Icardi no sólo compartió fotos con la madre de sus hijas, sino que además difundió desde sus redes sociales un presunto chat privado (negado por la propia Wanda) en el que la pareja hablaba de la posibilidad de tener un hijo más, pese a que es de público conocimiento que Wanda no puede volver a quedar embarazada por motivos médicos. 

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Nara se llamó a silencio frente al anuncio de reconciliación que realizó el propio Icardi, pero la tregua duró poco. A la semana, la empresaria ya se encontraba de nuevo en la Argentina y retomó sin ningún prurito su romance con el trapero. Con el correr de los días, el delantero regresó al país junto a los cinco hijos de la empresaria para celebrar el cumpleaños de Wanda, al que no fue invitado.

En los últimos días, la empresaria no sólo confirmó su indeclinable separación de Icardi, sino que ya empezó a abrir la puerta para activar el "operativo blanqueo" con L-Gante. Sin embargo, no cuenta con el apoyo de su entorno más cercano: Zaira, Kennys Palacios y hasta su madre, Nora; quienes no quieren saber nada con el trapero.

 

La banca a Icardi, que ya había hecho pública la propia Wanda, fue confirmada por la panelista Luli Fernández, amiga de la empresaria. "Cuando ella vuelve de Turquía, él la recibe con esa limusina con pétalos de rosa, me dijo: 'Él ahora va a intentar hacer todo lo posible por reconquistarme'. Una relación de tantos años no es tan fácil de disolver, más con hijos en el medio. Apostaron los dos a la familia y ella dijo: 'Un último intento'".

"Ellos (por el entorno de la empresaria) consideran que el viaje a Maldivas fue una confusión para Mauro. Es decir, de parte de Wanda hubo una intención de volver, pero después no funcionó. Lo que dicen ellos es: '¿Cómo puede ser? Lo estás ilusionando y después aparecés con L-Gante chapando", sumó la ahora ex modelo.

Pese a las críticas de su familia, Wanda quiere blanquear con L-Gante y dio pistas de eso en el mano a mano que mantuvo días atrás con la revista Hola. "El viaje fue un manotazo de ahogado. Obviamente, en una pareja de tantos años, tenés proyectos y sueños y querés concretarlos. Pero, cuando se está tomando distancia, no tiene nada que ver. Cuando se termina la paz en la pareja, para mí, las cosas no van".

"Mauro no quiere separarse. Pero lo cierto es que, desde octubre, decidí poner distancia. Las cosas no fluían. Nos peleábamos. Hay situaciones en las que es mejor separarse para que continúe la paz familiar. Veo muchísima gente que llega a grande con un matrimonio horrible y eso, ¿de qué te sirve? No hay un premio por aguantar. Quiero alguien que me haga feliz y que dure lo que dure la felicidad y la tranquilidad. Si tuviera un novio, los primeros en enterarse serían mis hijos, que son muy apegados a mí".

 

Consultada por su extraña y poco clara relación con el cantante, Wanda aseguró: "Tengo muy buena onda con Elián. Él tiene 22 y yo 36. No te puedo decir que no vaya a pasar nada con él el día de mañana. No tengo prejuicios. Como te digo... muchos hombres se me han acercado en este último tiempo y puedo decirte que si hay algo que tiene Elián es que es auténtico". No confirmó, ni desmintió. Nara la metió en el ángulo y dejó la puerta abierta para un operativo blanqueo.

Pese a que se negó a ponerle título al vínculo, la empresaria fue muy elocuente a la hora de elogiar al cantante y, de paso, le pegó por elevación al padre de Francesca Isabella. "Yo, quizás, vivo en un mundo muy artificial, más careta; y encontrarme con una persona tan frontal como él me ha hecho pensar bastante. Por ejemplo, ¿para qué tengo todo lo que tengo si, quizás, con menos soy feliz?", disparó.

"Pasé muchos años casada: siete con Maxi y diez años con Mauro. Pero no le cierro la puerta a nadie. Nunca diría: 'Con esta persona no voy a estar'. Si hay alguien que me pueda hacer feliz, que me tenga respeto y que sepa que soy una madre, bienvenido sea. Quien se enamore de mí debe saber que mi prioridad son mis cinco hijos. A mí me tenés que querer con el combo completo", contextualizó, sobre su presente sentimental.

Se vienen las Fiestas y serán las primeras para Francesca e Isabella con sus padres separados. Consultada sobre la posibilidad de compartir la Navidad con IcardiWanda anticipó: "No tengo problemas con nadie, ni con nada. Si mañana viene mi ex, Maxi, a esta casa, está todo bien. Tener la relación que hoy tenemos con él me hizo muy bien a mí y a mis hijos, que son felices con esta forma de relacionarnos. Lo mismo pasa con Mauro. Soy sagitario, muy positiva y, como te dije, cero enroscada".

Pero, sobre el final de la respuesta, Wanda dio a entender que tuvo que ponerse un freno a la hora de organizar las festividades, para "tener en cuenta a los otros". "Si pudiera, invitaría a mi primer novio. Pero, en la vida, también hay que tener en cuenta a los otros", advirtió. ¿Teléfono para su propio entorno?

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!