Secciones
Internado en terapia intensiva

Se agravó la salud del marido de Ana Rosenfeld, internado por Covid: "No queda más que rezar"

A sus 67 años, Marcelo Frydlewski se encuentra internado desde hace 15 días en un Sanatorio de Miami. Su salud empeoró a causa del COVID-19 y tuvo que ser intubado. 

Desde el 22 de agosto, Marcelo Frydlewski, marido de la reconocida abogada Ana Rosenfeld, se encuentra internado en un hospital de Miami por una complicación en su cuadro de coronavirus. “Las noticias vuelan, estoy acá aislada, no varada. Di positivo a pesar de que estoy vacunada. Es una gripe leve, me estoy sintiendo bien así que mi consejo es vacunémonos, no importa la marca, el país, hay que vacunarse porque es una protección", publicó la letrada tiempo atrás en sus redes.

Lo cierto es que la salud de Frydlewski -de 67 años y considerado persona de riesgo no solo por su edad, sino también por padecer cáncer de pulmón hace algunos años- no hizo más que empeorar durante estos días, hasta el punto que consultada por la salud de su pareja, Rosenfeld, con pocas palabras, visiblemente angustiada y preocupada, atinó a decir: “No hay mucho que decir, solo rezo. Su salud empeoró, así que no queda más que rezar".

La abogada y su marido se habían ido a Estados Unidos para disfrutar de unas vacaciones en familia y poder pasar un tiempo con sus nietos. Todo transcurrió con total normalidad hasta que llegó el día de regresar a Argentina y las circunstancias cambiaron. Antes de subirse al avión, se sometieron al hisopado que pide el Gobierno Nacional para poder regresar al país y ambos dieron positivo de COVID-19 y tuvieron que aislarse en el país del norte. 

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Mientras que la abogada transitó el virus sin síntomas, Frydlewski tuvo complicaciones y tuvo que ser internado en terapia intensiva. Recién ayer, luego de 15 días sin poder verlo, Rosenfeld pudo visitarlo en el sanatorio y detalló que su pareja durante los últimos 35 años tuvo que se intubado debido a la gravedad del caso. "¡La está luchando!", sostuvo.

Sobre su visita al sanatorio, la mediática abogada usó sus redes sociales para llevar tranquilidad a sus seguidores: “Les cuento que hoy pude visitar por primera vez en 15 días a mi amorcito y sepan que tiene espalda para seguir luchando”. Días atrás y en la misma red social, había expresado sus ganas de poder reencontrarse con el papá de sus hijas. Pamela y Stephanie. “Solo quiero volver a ver tu sonrisa y abrazarte", escribió.

Y sumó: "Mis padres me dieron la vida y vos me diste una familia. Te amo”. Finalmente este último domingo, volvió a publicar un muy sentido mensaje dirigido a su marido con una foto en la que se los puede ver a ambos a orillas de la playa. "No hay verano ni invierno ni otoño ni primavera sin un beso. Sos mi sonrisa, mi luz, mi alegría y mi fuerza. Pido que me acompañen. Rezando. Les juro que me hace falta fuerza para mover esta montaña", dijo.

Y a través de su cuenta de Twitter, pidió en las puertas de un nuevo año judío, el Rosh Hashaná, que iniciará con la aparición de la primera estrella de la tarde del lunes 6 de septiembre, que el comienzo "de este nuevo año 5782 nos llene de luz y bendicione , y que mis rezos y los de tantos que se han unido a mi corazón para pedir por la pronta recuperación de Marcelo ¡¡sean oídos!! ¡Que seamos reinscriptos en el libro de la vida!". 

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!