Menu Big Bang! News
Comunidad

Disfrutar de las vacaciones con menos presupuesto

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Las vacaciones anuales constituyen un evento en el que estamos dispuestos a gastar, pero no por ello debemos desaprovechar las oportunidades de ahorro que puedan ofrecer.

Siempre que pueda, viaje en temporada baja. El transporte aéreo y el alojamiento serán más económicos y los lugares a visitar estarán libres de muchedumbres.

Los principales renglones de costos de un viaje son el transporte de ida y vuelta, el alojamiento, la alimentación, el transporte en el lugar de destino y el esparcimiento.

Transporte de ida y vuelta

Si dispone de tiempo, visite las páginas web de varias líneas de transporte que viajen hacia su lugar de destino y compare precios y condiciones. Si no, déjele ese trabajo al especialista, un agente de viajes. Puede organizarlo desde su casa, cuando se trata de una agencia de viajes online.

Alojamiento

Las cadenas hoteleras de clase mundial cobran caro porque mantienen unos estándares de calidad universales y ofrecen una amplia gama de servicios. Usted paga por el gimnasio, la sauna y el servicio de comida las 24 horas, aunque no los utilice.

Seleccione un alojamiento pensando en cubrir sus necesidades y no más. Frecuentemente será un hotel pequeño o una posada.

Casi todos estos establecimientos tienen páginas web. Compare apariencia y precios. No confíe por completo en las fotos que verá en la página: pueden ser las del momento de esplendor.

Si tiene algún amigo en el sitio de destino, pídele que le eche un vistazo al establecimiento y pregúntale si está ubicado en un sitio seguro, antes de pagar la reserva.

Transporte en el lugar

Antes de emprender el viaje, infórmese sobre los medios de transporte en su lugar de destino.

En los países desarrollados, el transporte público suele ser de calidad y más económico. Usted puede comprar, a menor precio unitario, tickets válidos para toda su estadía, en el metro y otros medios de transporte.

Alimentación

Los informantes inmediatos para averiguar dónde comer según sus gustos culinarios y presupuesto, son los empleados del alojamiento y los taxistas. El problema es que quizás le recomienden un lugar que les paga una comisión por cada cliente que envían.

Consulte también a los lugareños. Quizás le recomiende ese lugar excelente para comer, invisible en la propaganda comercial y en internet.

Esparcimiento

Dependerá de cómo viaje, solo, con su pareja o en familia con los niños. En cualquier caso, antes de partir investigue sobre las principales atracciones que ofrece su destino.

Combine el esparcimiento cultural, que suele ser barato (museos y otros sitios de interés, exposiciones, conciertos) con la diversión nocturna, que es más cara.

¡Y feliz viaje!