Menu Big Bang! News
Mundo El Papa Idolo

PapaManía en EE.UU.: furor por la visita de Francisco a New York

La expectativa es enorme, especialmente en la Gran Manzana: banderas, murales, merchandising, muñeco oficial y una cobertura mediática pocas veces vista. La presencia del Papa marca un hito histórico y social.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Ansiedad, alegría, expectativa, y frenéticos preparativos de la organización, anteceden al histórico viaje del Papa Francisco a Estados Unidos, quien luego de su estadía oficial en Cuba, arribará el martes 22 a la base militar Edwards en Washington.

Al otro día comienza las actividades su profusa agenda: ceremonia de bienvenida, encuentro con Barack Obama en la Casa Blanca, oración con los obispos norteamericanos y una misa de canonización.

La importancia que tanto el Gobierno como el pueblo dan a esta visita papal se refleja claramente en los medios que resaltan su figura, las particulares características de su personalidad y, especialmente, el cambio que produjo en la Iglesia Católica. Más que fieles, Francisco parece tener fans.

Los medios realzaron la importancia del viaje papal.

La revista Newsweek disparó desde su tapa una bomba interrogativa pero con trampa: "¿Es el Papa católico?", dispara la portada de la revista. Pero, al lado, explica: "Claro que lo es. Pero no lo sabrías sólo leyendo los ecortes de la prensa.”

En una extensa nota resalta el progresismo, la apertura, el estilo y la especial relación con la gente. Y apeló a una polémica comparación para resaltar su popularidad: "Quizá los Beatles hayan sido más famosos que Jesucristo, pero algunos piensan que el Papa hoy ya es más famoso que los Beatles".

Newsweek lo comparó con Los Beatles.

Nueva York está convulsionada. Se pintan murales, se cuelgan pancartas y se multiplican el blanco y amarillo, los colores vaticanos. Pero donde más se nota la pasión que despertó en la gente es en los negocios, abarrotados de souvenires de todo tipo: desde remeras y tazas hasta posters y muñecos. No falta nada.

Un mural para recibir a Francisco en Nueva York.

El sábado Francisco viajará hacia Fidalelfia, donde participará del encuentro con obispos en la Capilla de San Martín. Más tarde se apersonará en la prisión Curran-Fromhold y de allí oficiará la misa de clausura del Encuentro Mundial de Familias.

El merchandising, presente en casi todos los negocios.
Libros, posters, juegos. El boom del Papa.

El domingo participará  junto a organizadores, voluntarios y benefactores, del Encuentro Mundial de Familias, Atlantic Aviation para luego preparase para retornar a Roma.    

El muñeco oficial, con cabeza movible, cuesta unos 15 dólares.

“Para mí es muy importante para encontrarlos a ustedes, a los ciudadanos de EEUU que tienen su historia, su cultura, sus virtudes, sus alegrías, sus tristezas, sus problemas como toda la gente", dijo el Papa, según confirmó la Santa Sede en un comunicado. El mensaje fue recibido: son miles los grupos católicos que organizan actividades, reuniones, oraciones y hasta fiestas en honor a Francisco.

La presencia de fieles será multitudinaria.

Las cientos de personas que participarán en el esquema de seguridad de Francisco consideran su paso Nueva York es considerada como el día de la "tormenta perfecta", por las dificultades que implica el operativo. Más aún después de la detención de uin joven que planeaba un ataque a su santidad. 

Los vendedores callejeros esperan beneficios y agradecen.

 Lo cierto es que serán días históricos para una ciudad  acostumbrada a los grandes sucesos. Muchos hablan de un antes y un después.