Menu Big Bang! News
Política Polémica

Recalde criticó chats entre Bossio y Massot: "No ayudan a la transparencia"

El presidente de la bancada de diputados del Frente para la Victoria-PJ afirmó que “episodios como éste no ayudan a la transparencia prometida ni a la lucha contra la corrupción".

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

El presidente de la bancada de diputados del Frente para la Victoria-PJ, Héctor Recalde, criticó el chat negociador entre sus pares Diego Bossio, del bloque Justicialista, y Nicolás Massot, jefe del PRO, sobre la ley para habilitar el pago a los holdouts.

Los chats que desataron la polémica.

“Episodios como éste no ayudan a la transparencia prometida ni a la lucha contra la corrupción. El código con que se manejan ambos dirigentes deja en evidencia que no es ni la cantidad de ´sanguchitos´ ni la temperatura del mate lo que se está negociando”, aseguró el diputado kirchnerista.

En un comunicado titulado “patria o plan canje”, referido a esta conversación por WhatsApp, Recalde señaló que les “preocupa” esta negociación a quienes tienen “la convicción de que el arreglo con los fondos buitre que propone el Gobierno llevará al país al endeudamiento del patrimonio nacional y a hipotecar el futuro de la patria”.

El titular de la bancada del FPV cuestionó duramente las conversaciones entre los diputados.

“Este diálogo entre un dirigente de Cambiemos y un disidente del justicialismo evidencia unas reglas de juego que, siendo suaves, carecen de transparencia en el procedimiento”, agregó.

“Este plan canje necesita ser esclarecido de inmediato, porque desconocemos los valores que se están negociando”, subrayó Recalde, quien afirmó que quieren saber “si STM es Sergio Tomás Massa, porque de ser así sería una gravísima imputación contra el diputado del Frente Renovador”.

Recalde manifestó que quieren saber "si STM es Sergio Tomás Massa". 

“Nuestro bloque, en vísperas de la discusión de una ley de gravedad institucional, exige que se aclare lo que estuvo en juego en esa negociación. El principio de asepsia requiere manos limpias y uñas cortas, no brebajes oscuros ni las migas de un banquete a expensas del futuro del pueblo argentino”, concluyó.