Secciones
Un vigilador se tiroteó en San Telmo con dos policías; uno murió y el otro resultó herido
Policiales

Un vigilador se tiroteó en San Telmo con dos policías; uno murió y el otro resultó herido

Dos agentes de la comisaría 14ta. de la Ciudad resultaron baleados en el tórax. Uno de ellos perdió la vida horas más tarde. Según los testigos,  se escucharon alrededor de 40 disparos. 

Todo ocurrió en la intersección de las avenidas Juan de Garay y Paseo Colón, en el barrio porteño de San Telmo. Dos policías y un vigilador resultaron heridos tras un tiroteo ocurrido esta tarde y, producto de las graves heridas, tuvieron que ser trasladados de urgencia. 


Según detallaron las fuentes, uno de los agentes fue trasladado en helicóptero al Hospital Churruca, donde falleció cerca de las 20, mientras que los otros dos heridos fueron llevados al Hospital Argerich. Todo ocurrió luego de un pedido de identificación que derivó en un feroz tiroteo entre las autoridades y el vigilador.

Hubo cerca de 19 disparos. 

Los dos policías de la comisaría 14ta. de la Ciudad resultaron baleados en el tórax, mientras que el tercer lesionado es un efectivo retirado de la Policía Federal Argentina (PFA) que se desempeña como vigilador privado, según informaron fuentes policiales.

Al parecer, los dos oficiales que vigilaban la intersección de Paseo Colón y Garay notaron una actitud sospechosa de este vigilador que caminaba por la zona. Al pedirle su identificación, este sacó un arma y comenzó a disparar contra los dos policías.

Un testigo del tiroteo ocurrido cerca de las 17 horas contó que llegó a observar 19 vainas servidas en el lugar del hecho y que los disparos comenzaron efectivamente cuando los dos policías quisieron identificar a un hombre en la vía pública. Otro vecino, en cambio, relató que "se escucharon 40 disparos" en la zona. 

En las primeras imágenes que se dieron a conocer en el lugar del hecho se pudieron ver como el efectivos que terminó perdiendo la vida producto de sus heridas era retirado en helicóptero, mientras que otro se encontraba sentado en el cordón de la vereda llorando desconsoladamente producto de los disparos que recibió en el chaleco antibala. “Se salvó de milagro”, dicen las fuentes.

Temas

  • Feroz enfrentamiento

Comentarios