Menu Big Bang! News
Actualidad adiós a una luchadora

Murió Mary Sánchez, impulsora de la "carpa blanca" docente

Militante peronista y de su sindicato, había llegado a la Argentina desde España. Fue perseguida durante la dictadura. Después de las protestas de los 90, trabajó en la Alianza y en el ministerio de Desarrollo.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

"Mary" Sánchez, dirigente histórica del gremio docente, falleció esta madrugada a los 72 años en la ciudad de Buenos Aires, donde estaba internada. Fue militante peronista y una de las impulsoras de la "carpa blanca" docente. "Era una enorme luchadora por los derechos de las y los trabajadores y de la Educación Pública", dijeron en la CTA bonaerense.

"Una enorme luchadora", definieron sus ex compañeros.

La "carpa blanca", célebre durante los 90, se instaló durante 1003 días frente al Congreso de la Nación: fue la protesta más extensa de la década llevada a cabo por los docentes en reclamo de un aumento en los fondos destinados a la educación.

El reclamo básico era la sanción de una Ley de Financiamiento Educativo y la derogación de la Ley Federal.

Sánchez, además, fue diputada nacional por la Alianza. Desde 2003 trabajó en el Ministerio de Desarrollo Social, donde fue una de las impulsoras del Plan Fines, que permitió a miles de jóvenes finalizar sus estudios secundarios.

de españa a la argentina

"Mary" Sánchez había nacido en España en 1943 y llegó al país con su familia dos años después, para vivir en el partido bonaerense de La Matanza, donde se recibió de docente.

"Toda mi carrera docente fue de dictadura en dictadura", recordó en una entrevista televisiva, donde contó que del peronismo aprendió a "defender la educación y los derechos de la gente".

Después de llegar de España, peleó por los derechos docentes.

Militó en la Juventud Universitaria Peronista (JUP) en la década del '70, trabajó en numerosas campañas alfabetizadoras, fue una de las fundadoras del Sindicato Unificado de los Trabajadores de la Educación de la Provincia de Buenos Aires (Suteba) y se convirtió en la primera mujer que integró la mesa de conducción de la Confederación General del Trabajo (CGT).

Durante los años de la dictadura, fue echada echada de su cargo y protagonizó todas las protestas contra el gobierno de facto.